Colapso de hombres rápidos para el mundial

0
2
vistas

El último mundial de ciclismo que vivió una llegada masiva fue aquel coñazo de Copenhague en 2011. En aquel carrusel de vueltas y vueltas sin más paisaje que el de un equipo, el británico, rodando a todo meter sin que nadie pudiera sacar la cabeza, porque sencillamente el circuito era planísimo, Mark Cavendish hizo bueno el trabajo de sus compañeros y se llevó el arco iris que luego no podría hacer brillar como le habría gustado en el Team Sky. Antes de éste, el anterior mundial que se decidió al sprint fue aquel de Mario Cipollini en Zolder, de cuyo desenlace Oscar Freire podría escribir un libro al verse apartado de forma más inverosímil en el desenlace de la carrera.

Ahora tenemos ante nosotros, otro mundial de perfil similar dentro de unos meses en el horno de arena y cemento que es Qatar. El emirato, que acaba de celebrar su anual Tour, dará el premio que en muchas carreras se niega a los velocistas, que tendrán en medio oriente la ocasión de jugarse casi a perpetuidad un simbólico título de mejor velocista de su generación.

Aunque queda mucho para entonces, ya vemos que el tema no será sencillo, porque hay cuello de botella en varias selecciones y cabrá ver si la apuesta es nítida en todos los casos. Si una selección cuenta con las mejores bazas ahora mismo es la selección alemana que tiene todos los mimbres para dominar con excelentes rodadores para controlar, léase Tony Martin, una baza intermedia cuya apertura de mente no le impediría trabajar para otro, ese es John Degenkob, y dos pecherones que parecen sacados del gimnasio de un velódromo: Marcel Kittel y André Greipel.

La mención de los nombres da la horma del mundial y su dificulta,d pero no será el único equipo con problemas de jerarquía porque si UK jugará a Mark Cavendish, ojo si no estaremos ante una de las ultimas carreras de carretera e Wiggins, no está tan claro quién predominará en las selecciones meditarráneas: Viviani o Modolo en Italia y Bouhanni o Demare en Francia. Especialmente morbosa esta última pareja cuya imposible convivencia en la FDJ provocó la salida del segundo a Cofidis.

En Australia miraremos cómo lo resuelve el tandem Matthews- Ewan, mientras que los noruegos parecen tener claro que Kristoff es el hombre para suceder a Hushovd.

España prevé un treno para Juanjo Lobato, quien aún debe ganarse los galones frente a la concurrencia anunciada. Ventoso, Rojas, Castroviejo y Erviti parecerían opciones lógicas, aquí otro corredor que no sea de este perfil lo va a tener crudo.

Imagen tomada de www.sykling.no

* Gracias Manuel Gayol Fernández por la sugerencia 😉

INFO

Mira los packs de Hoteles RH para conocer Vinaroz, Gandía, Peñíscola,… sobre ruedas

Deja un comentario