El caramelo en la boca de Alejandro Valverde

0
60
vistas

Hace un año, cuando concluyó el Tour de Francia con Alejandro Valverde en el podio, parecía que al fin, el murciano iba a virar hacia un programa donde las clásicas tuvieran el protagonismo que desde siempre creíamos que merecerían.

De hecho en el inicio de campaña, anunció que estaría en las clásicas flamencas algo que puso el caramelo en la boca de muchos. Sin embargo en este negro martes para Bélgica, Valverde y su equipo han confirmado que no estará ni en Flandes, ni en Harelbeke, ni en A Través de Flandes, si finalmente se celebran. El año pasado ya ocurrió esto.

Parece que hace corto para el Giro, y mete la Vuelta a Castilla y León. Tampoco irá a la Amstel la carrera que le falta de las Ardenas. Muchos años después no se le podía pedir cambiar, las grandes vueltas le siguen tirando y cree que puede hacerlo bien en el Giro, a donde va a debutar. Yo veo muchas novias para el rosa, y algunas por delante de él. Ojalá nos calle la boca.

Es cierto que Alejandro Valverde tiene un buen palmarés de carreras de un día. Tres veces ganador de Lieja y Flecha, más podios en Amstel y Lombardía no son moco de pavo, y quizá mucho más no se podría haber logrado, sin embargo convendremos que las sensaciones que el ciclista ha transmitido desde siempre invitaban a pensar que podría haber caminado por el terreno de la leyenda, algo similar al palmarés de vueltas pequeñas con Murcia, Andalucía,…

Sea como fuere, esto es lo que pasa cuando la gente te ve capaz de cualquier cosa y cualquier triunfo, y esto es lo que pasa cuando hablamos, repito, del corredor más especial singular del ciclismo español.  Bendito problema el de Valverde.

INFO

Mira los packs de Hoteles RH para conocer Vinaroz, Gandía, Peñíscola,… sobre ruedas

Publicidad

Deja un comentario