Connect with us

Cav & Wiggo, los hijos de la Gran Bretaña ya cantan juntos

Mundo Bicicleta

Cav & Wiggo, los hijos de la Gran Bretaña ya cantan juntos

LBD Cambrils P
Hace unos días que sondeo una entrada que hiciera referencia a u barómetro ficticio, aunque tangible en las hemerotecas, de ciclistas conocidos y advertidos por lo deslenguado de sus acciones. A la caza de los bocazas vamos. El ciclismo, como deporte enraizado en la cultura del esfuerzo, de sentido agonístico, labrado por generaciones y generaciones de esfuerzo y sacrificio, no ha sido generalmente prolífico en grandes declaraciones y polémicas como esas que vivimos a diario en actividades digamos que de perfil bajo, en lo que a cultura del esfuerzo se refiere. “Todos los niños quieren ser futbolistas”, pero qué lamentable expresión.
Sin embargo corredores con la “bouche grande” siempre han rodado en el pelotón. Bravuconadas, desprecios al rival, ocasionalmente enemigo irreconciliable, sentencias chulescas,… se oyen en el pelotón desde los albores de este más que centenario deporte. Últimamente, el papel cauché nos ha obsequiado con perlas que merecerían un enmarque perenne. En el ranking de bocazas no faltarían Riccardo Riccó, hoy protagonista por inyectarse no sé qué, Pippo Pozatto. Robbie Mc Ewen,… y la extraña pareja inglesa Wiggins & Cavendish. Ese Sky pomposo y dotado de Jaguars en la retaguardia ya tiene en el seno ese componente mediático que envuelve su patrocinio. A la tercera va a la vencida.
Ese amor tenido por atracción fatal que londinense y oriundo en la Isla de Man ha acabado por cerrar el círculo en el momento quizá más inoportuno. De su extraordinaria participación en la americana de los mundiales de Manchester de 2008 sacaron un oro y una enemistad aireada en los tabloides de las islas. Luego la mal avenida pareja falló clamorosamente en Pekín. Si duro era aguantarse unos días de concentración, ahora la temporada “together” se les puede hacer eterna, sobretodo si contamos la imposibilidad de combinar sendos objetivos en una misma carrera.
El Tour de Francia filtró ayer, dicen que por error, el recorrido de 2012 dando por sentado que si en los pocos días que les falta para la presentación no cambian mucho las tornas, el sentido del equilibrio ha vuelvo a la más grande, incluyendo dos cronos como dos soles que dignifican el honrado oficio de organizador que busca la igualdad para todos. A Wiggo la ocasión se la pintan calva, si no gana este Tour, según están las cosas, quedará para la gruesísima lista de los que quisieron y no pudieron. Sin embargo Wiggo va a tener en su nueve a un ciclista que por sí reclama varios elementos a su lado, más ahora que su ataque de cuernos con Renshaw le ha nublado el arco iris.
Pinta a Guerra Civil en el Sky y seguramente los mayores damnificados no sean sus principales actores, los salpicados serán los de la segunda y dignísima línea. Geraint Thomas ya dicho que él al Tour no va, quizá también tenga sus válvulas de escape Eudald Boasson Hagen, no parecen en la misma tesitura Chris Froome y Rigoberto Uran, abocados a estar al servicio del capo londinense en la mejor carrera, algo que tras lo visto en la Vuelta puede significar otro rotundo fracaso para este equipo tan mediático él. 

Continuar leyendo
Te puede interesar...
Clic para comentar

Más en Mundo Bicicleta

Inicio