Cofidis no es sólo Nacer Bouhanni

0
122
vistas

¿En qué punto de maduración está Nacer Bouhanni?

A mediados de enero nos invitaron a la puesta de largo del Cofidis en el típico ambiente de una presentación: euforia, buenos propósitos, grandes presagios, esperanza… todo vestido de ese rojo que marca el maillot entre el pelotón.

Cargados de razones, en una escenificación que acompañaba y ponía de relieve la apuesta de la marca por este deporte, no solo en el equipo, también en otros ámbitos –la Vuelta junior por ejemplo o la plataforma de Cofidis Ciclismo- lo cierto es que se palpaba ilusión en que esta campaña fuera un salto de calidad.

Más de nueve meses después no sé si el resultado es el esperado. El equipo se ha llevado trece victorias, de ellas más de la mitad de Nacer Bouhanni. Sólo Anthony Pérez ha repetido triunfo, pero en carreras, no nos engañemos, de tercer orden: Gévaudan y Luxemburgo. Nos gusta ver la de Clément Venturini, francés de apellido italiano, en Austria, porque los éxitos de gente del ciclocross, como que nos hace más ilusión.

Siete triunfos son de Bouhanni y únicamente uno en el WT, el de Igualada en la Volta a Catalunya. Ganar ya sabemos que es complicado, en cualquier escenario además, pero victorias a lo largo del año hay muchas, porque hay muchas carreras, pero que marquen y vendan, muy pocas. Y eso, así mismo, me lo dijo una vez un responsable de marketing de una importante firma de bicicletas.

El problema de Bouhanni ya no es que el contador de triunfos sea el que es, porque uno puede tener mejores y peores temporadas, el problema es que a sus 27 años da la sensación de aparente estancamiento.

La primera semana del Tour sigue siendo, y espero que por mucho tiempo, la pasarela de los grandes velocistas del mundo. Ahí entran todos, desde Kittel a Greipel, para mí los referentes del género, pasando por Cavendish, el perejil de todas las salsas, Sagan, y cómo no Arnaud Démare, el enemigo intimo que va tirando muros, primero San Remo, luego etapa en el Tour. Además, es que Démare nos encanta.

El problema para la baza de Cofidis es que esos días no pasaba de la cuarta plaza, siempre tres más rápidos y eso en velocidad es una eternidad.

La duda es: ¿Puede ser Nacer Bouhanni la única baza de Cofidis?

Esa pregunta se hace el nuevo responsable del equipo galo, Cedric Vasseur, y con razón, porque la obsesión con el francés, todo el trabajo alrededor de él y la cantidad de recursos que el equipo consume, se “fuman” las opciones y energías de los rojos.

Vasseur echa de menos a Cofidis en las fugas, en movimientos que descarguen a su velocista de tanta responsabilidad y presión. Bouhanni, ahí donde se le ve tan duro, tiene su corazoncito y no creo que el baño de realidad que padeció en el Tour, le ayude.

Ahora tendrán ahí a los Herrada como salto de calidad y necesaria descarga de presión de su hombre rápido, en ello va la satisfacción de una empresa que apuesta mucho por este deporte.

Imagen tomada de FB Team Cofidis

INFO

Las características del nuevo Smart Air de Bkool

Publicidad

Deja un comentario