Cuando el dopaje se convierte en arma arrojadiza, malo malo

3
4
vistas

Completando el post de ayer, publicamos otro que desde luego no toca tema agradable. Sí, volvemos a la cuestión que deteriora este deporte, al quid de la historia moderna del ciclismo, a un asunto tan intrínseco que da y quita razones, otorga e iguala ventajas incluso en el seno de la mal llamada familia ciclista.

Menudo cuadro
Es bien sabido que ahora mismo las placas tectónicas de esta práctica friccionan entre dos polos, el anglosajón y los latinos. Los primeros, sin ser advenedizos, han impuesto poco a poco sus teorías de supremacía. Desde la pista británica, engarzando con la implosión australiana y las hazañas de Armstrong a principios de milenio, el ciclismo habla inglés. Cada vez más. Pocas o ninguna asignatura se le resiste. Quizá alguna gran clásica y la Vuelta, poco más. Sus adalides hablan de limpieza en el ciclismo omitiendo sus respectivos “backgrounds”, formulan biblias de la ética bajo nombres como Procycling, Cycle Sport y sitios web diversos. Voceros no les faltan. Wiggo & Cav pertenecen a la calaña más crítica de ese universo. Si ambos han ganado con solvencia a algunos “sucios latinos” deberían explicar cómo. Otros como Vaughters, quien tardó en percatarse de la honradez de Xavi Tondo, Millar,… hacen dogma.
En contra tenemos todo lo latino. “Los países del oeste de Europa” que dijo un día Mc Quaid con impune desprecio. Hablan de España e Italia, principalmente. Aquí también tenemos los PIGS, con una “i”, pues Ireland no entra en el acrónimo. Desde luego no escatiman esfuerzos para “enmierdar” a ambos países. Italia no es lo que era, hace tan sólo quince años los suyos dominaban el largo y ancho calendario, pero la terrible cerca que ha asolado muchas de sus principales estrellas ha dejado el tema como una especie de solar. España, en cuestión de primeros espadas, aguanta mejor el tirón y es el país mejor valorado en la clasificación por naciones merced a una terrible generación, otra cosa será lo que pase en unos años.
Existen muestras tangibles en la red que hablan de esa percepción. Una de ellas viene excelentemente documentada. Es la web www.dopeology.orgen cuyo epígrafe de equipos salen muy mal paradas algunas estructuras de raíz latina. Fassa Bortolo, Cofidis, Kelme- Costa Blanca, Festina- Lotus, Mapei, Domina Vacanze y LIberty Seguros se hayan entre las más manchadas por asuntos turbios. En la tercera plaza se encuentra el Telekom, el obús en la línea de flotación del ciclismo alemán, de cuyos mimbres surgió, cabría no olvidarlo, el HTC, primeramente llamado Highroad y luego Columbia, eso es la estructura de Cavendish, entre otros. Qué no vería el de Man en sus primeros y tiernos años. Tendremos tiempo de ahondar en esta web.
www.bikemonttt.comes una web chilena donde encontré el cuadro que ilustra esta entrada y que se puede ver al detalle clicando aquí. En él se relatan todos los nombres que ocuparon el top 10 en los Tours que finalizó Armstrong en el podio, los siete que ganó más el que terminó tercero en 2009. Acabaríamos antes diciendo quiénes no salen manchados, curiosamente el americano escapa airoso como de aquel sembrado camino de Gap. El listado incluye a Basso, Beloki, Botero, Contador, Dufaux, Igor González de Galdeano,… hasta Ullrich & Kloden. Su capitán Lance no es objeto de conjeturas. Desde  luego el cuadro retrata una realidad que por muy acostumbrados que estemos no deja de ser plomiza. Ayer a última hora me llegó vía twitter este comentario. Habla de chantaje de Valverde a no sé quién. Menos mal que algunos comentarios ponen cordura en esta “caza de brujas”. Otra muesca, vamos.
Viendo por ejemplo el cariz que tomaron aquellas arengas madridistas contra la limpieza del vestuario culé en el universo futbolero, se debería tomar nota de cómo se hacen las cosas en otros lares. Obliga este doble rasero a denunciar una práctica muy peligrosa, como la que ejerció Flavio Becca hace unos días, que tiene que ver con usar estas cuestiones para desacreditar al vecino, y eso, lo siento es pan para hoy… quizá ese ejercicio de responsabilidad que pedíamos ayer sea el primer paso para omitir tales embrollos, sobre todo porque en el descrédito de uno va el de todos.
Recordar, sigue habilitada la encuesta –arriba a la izquierda- para nombrar el ciclista menos estiloso que tantos resultados está arrojando.
Si os ha gustado, o no, aquí debajo podéis expresarlo. 

3 COMENTARIOS

  1. Lo de la "familia ciclista" no tiene sentido si ponemos por referente a la familia monoparental, nuestras familias. Pero parece ser que esta palabra viene al ciclismo desde italia, donde "familia" sirve para reconocer a los miembros de los círculos mafiosos. No sé si es la mal llamada familia o la llamada familia por su mal. Sea como fuere, en esa familia siempre ha habido anglosajones. Lo sucedido en las Vueltas 85 y 86 con Robert Millar tiene un poco traumatizada a la prensa especializada (y al país), de aquello igual tendríamos nosotros que reflexionar si fuimos más franceses que los franceses y si debe repetirse, por los españoles solemos tirar de guerrilla e ingleses cuando los franceses nos comen. Hay un sentimiento revanchista que alimentaron para la Vuelta 2011 que resultó rana en el angliru, pero se lucieron y con ellos vino muchísima audiencia del primer mundo.Tienen, por lo general, muy buenos narradores en directo. Mucho mejores de media que los de aquí. Con tanta audiencia conseguiremos, al tiempo, ver la Vuelta en HD de calidad, 4 moto cámaras en carrera, helicóptero como el del Tour. Valverde les callará la boca, se las dejará abiertas, en mano a mano con Gilbert y Sagan, ganando con todas las de la ley con la sanción cumplida.@epociclista

Deja un comentario