Connect with us

El huerto de Chris Froome

Chris Froome quiere Giro y Tour

Ciclistas

El huerto de Chris Froome

El huerto de Chris Froome

Cambrils ZC, Gran fondo

No negativo, positivo, desliz, tontería, lo que se quiera, pero Froome tiene un problema

Madre mía, un positivo de Froome, lo que nos faltaba. Otro jardín, otro huerto. En relación a Froome, estos días estoy leyendo la historia de Jacques Anquetil, un libro pequeño y coquetón que Contra sacó durante el pasado Tour que no responde a criterio cronológico y sí al capricho del autor, retozándose sobre diferentes aspectos que dibujan la personalidad del astro normando.

Entre otras muchas cosas y anécdotas jugosas, me gusta una cosa porque no juega ni con la ambigüedad ni el doble sentido: Jacques Anquetil no andaba con subterfugios ni rodeos, no escatimaba sinceridad ni dibujaba realidades paralelas, algo muy de nuestros días.

Anquetil admitía abiertamente que milagros a Lourdes y que las cosas no salían porque sí. Claro y nítido.

Esta mañana el ciclismo ha sufrido otra sesión de cuchillos largos. Como el muñeco roto que cae en manos de la turba, este deporte que lleva mucho tiempo saliendo adelante de muy malos tragos ha sido TT y su gran estrella baza y argumento de mil comentarios.

En resumidas cuentas Chris Froome ha dado un no negativo, un positivo o como coño queríais llamarlo durante la pasada Vuelta. Duplicó el límite del salbutamol marcado por la UCI, el ventolín de toda la vida en lo que viene a ser la dolencia más extendida entre muchos profesionales del deporte, el asma.

Hubo un día, no recuerdo cuánto hace, que salió un estudio que indicaba que el porcentaje de asmáticos entre la elite del deporte superaba con mucho la de la población normal. Ante esta paradójica realidad, uno no tiene más que echar mano de los clásicos y envainársela, porque si se dice lo que se piensa, se podría incurrir en lo políticamente incorrecto que fue nuestro admirado Jacques Anquetil.

Sea como fuere el ciclismo vuelve a tener un serio entuerto sobre la mesa. El Team Sky, equipo que se ha erigido en el guardián de la moral del pelotón, que se permitió juzgar lo que le antecedía e incluso ser tajante con eso de la tolerancia cero, se ve ahora en un embrollo monumental,  más amenazante que el caso que se acaba de despachar sobre Wiggins y el paquetito que recibió. Se pusieron el listón muy alto.

Froome no es cualquier otro, no puede serlo, la prudencia se impone por muchos motivos, está claro, pero los datos son los que son, y la evidencia es la que es. Por lo mismo, o incluso algo menos, a Diego Ulissi le cayeron nueve meses. A Froome le podrían hasta quitar el triunfo en la Vuelta, no es cualquier cosa, desde Contador en Tour 2010 no vemos nada similar.

El caso es de envergadura, en ciclismo llueve sobre mojado, muchos así lo perciben, sacan punta –para esconder sus miserias-  y ha implicado que un tema meramente deportivo desplace de los titulares los temas que han copado la prensa estos días, y no hablo de prensa especializada, hablo de generalista.

Hiere por eso el doble rasero. Quisiéramos estos gruesos titulares cada vez que salta la liebre, sea por dopaje, compra, amaños o corrupción en cualquier otro deporte, algunos con volúmenes que dejan la bicicleta en calderilla. Creo por eso, que estas cosas ya le han hecho todo el daño que podían hacerle al ciclismo. Si el ciclismo está moribundo, si éste es el golpe de gracia que le falta ¿qué no está moribundo? Todo lo humano dista mucho de ser perfecto.

Imagen tomada a las 9.51 de la mañana

 

Ahora a ¿quién creer?

a quienes dicen el exceso no mejora el rendimiento y todo quedará en anécdota 

o a quienes dicen que sí mejora el rendimiento 

Todo surge además con un nuevo presidente en la UCI, de raíz latina, francesa para más señas, en cuyo argumentario figura un férreo marcaje a los TUE´s y derivados. Lo habían dicho ciertos ciclistas “hay manga ancha en este tema”. La bomba explotó a una semana del gordo de Navidad.

No habrá fiestas tranquilas en casa de los Froome, pero sí algún ni brindis en privado y público, que el río sonara en el Sky era largamente deseado por algunos. Disfrutad de lo conseguido porque aquí perdemos todos.

Imagen tomada de FB de Team Sky 

1 Comment

1 Comment

  1. hoteles en cali

    18 de diciembre, 2017 at 17:13

    La desconfianza de creer en los talentosos natos del ciclismo ha aumentado después del gran escándalo de Lance Armstrong. Habra que esperar mas adelante que sale

    Muy buen post 😉

Deja un comentario

Más en Ciclistas

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Inicio