Froome irá a hoteles

0
3
vistas

En todas las carreras por etapas de carretera del calendario internacional, los organizadores deben cubrir los gastos de estancia de los equipos desde la noche anterior de la salida hasta la última jornada; los corredores deben permanecer en los hoteles previstos por el organizador durante toda la duración de la prueba

La UCI ha fallado sobre la opción, que al parecer los responsables del Team Sky tenían sobre la mesa para Chris Froome. El inglés de origen keniata que se crio en los alrededores de Nairobi, coleccionando serpientes y respirando libertad desde tierna edad, dormirá en el redil y no en la motorhome por la que Richie Porte paseaba descalzo en los tiempos muertos del Giro de Italia.

Recuerdo en la biografía del equipo de Brailsford que en los primeros días del Team Sky existía un miedo en el seno del grupo inglés sobre cómo serían recibidos en el pelotón. Miedos fundados por ellos mismos, porque la prepotencia es mala consejera cuando entras de nuevo en un garito. Ellos lo llamaron “ganancias marginales” y muchos equipos les copian. Miren Contador “lavando” lactado tras cada etapa, porque además le entrena un ex del equipo que va de negro.

Sin embargo hay ganancias y ganancias. Mientras se liaron con la rueda de Richie Porte, cosa que le costó directamente el Giro, tenían muy claro que el tasmano viviría mejor en un motorhome rodante aparcado en cualquier sitio, en medio de a saber dónde y con los ruidos sin adivinar de donde llegaban.

La experiencia aunque innovadora, dentro de esa política de ganancias, atentó ante las máximas de siempre en el ciclismo. Máximas que hablan de hotel, masaje, cena, convivencia, habitaciones, desayunos,... todo rodado, todo inventando hace mucho más de cien años. Lo de la motorhome era un “apartheid” en el seno del grupo y una forma de poner Porte en el rol de cobaya: “Si funciona, lo haremos con el jefe”.

A pocos días del Tour la UCI ha resuelto en lo que es otra decisión del organismo dirigido por un inglés en contra de su equipo de bandera. Seguro que ASO ha tenido que ver. Que Froome durmiera en una caravana significaba un soterrado mensaje de desprecio a la hostelería francesa. Lo que me chocó es ver cómo los italianos tragaron, quizá lo hicieron porque sabían que la experiencia nacía y moría en ese momento y así el Giro 2015 tuvo algo diferente que contar.

Imagen tomada de www.teamsky.com

INFO

2

Dicen que la Urban Run 2.0 es “una camiseta ligera de manga corta con lana de merino para corredores urbanos. Aspecto moderno y tacto suave. Confort extraordinario en contacto con la piel” y es cierto, fresca, ligera, suave no la notas

Deja un comentario