Fumata blanca para Peter Sagan

3
11
vistas

Sabemos a ciencia cierta de Peter Sagan desde hace tres años por estas fechas. Fue en aquellas etapas heladas por el centro de Francia, en el trazado que iba de París a Niza. Un joven insolente y verde fosforito demostraba una inusitada facilidad para ganar. Rompía directamente las primeras victorias de Purito Rodríguez en su recién estrenada época con el Katusha. Peter Sagan, un eslovaco, tierra de buenos ciclocrossmen, abultó esos primeros éxitos con nuevos. La bola de nieve se  hizo imparable.

Cuando crees que lo has visto todo, aparece Peter Sagan. El pasado lunes, la casuística de la vida puso a dos personajes vinculados al ciclismo en situaciones muy similares. Mientras Peter Sagan volaba con Nibali y Purito hacia su segunda etapa en la Tirreno, Laurent Jalabert sufría un terrible accidente mientras entrenaba en bicicleta. La desgracia de quienes aman su máquina y salir con ella no respeta ni a los más grandes de la profesión.

La evolución de Peter Sagan no omite comparaciones. La más obvia nos refiere a Laurent Jalabert, un poco antes quizá a Sean Kelly. Su forma de correr es tan similar a ambos. No gusta de regalos, permite lo justo a los rivales y golpea en cualquier terreno. Carece aún de la consistencia de quien debe optar a ganar una gran vuelta, e incluso pequeña, aún, pero amasa un palmarés tan excelso amenaza con romper las estadísticas.

Laurent Jalabert y Sean Kelly eran corredores de diez meses. Conseguían mantener el tono ya en la París-Niza, carrera clave en el desempeño de ambos, y luego en las clásicas primaverales rara vez se iban de vacío. Hasta Kelly desafió el límite rojo de muchos de sus coetáneos atreviéndose con Roubaix. Luego en el Tour optaban al maillot verde aliñado con alguna etapa y posiblemente ganaran otra grande, en el caso que nos ocupa la Vuelta.

Ahora mismo Peter Sagan es el máximo candidato a ganar en San Remo en la rara fecha de un domingo. Ha pasado el corte. Fumata blanca. Ni su juventud ni anexa inexperiencia son argumentos irrebatibles. Sabe que en una carrera corrida a mil por hora como se disputa la grande de la primavera todas las opciones le sonríen. Acomoda su velocidad a la de los grandes como demostró entre los dos mares en la que el propio Cavendish se mostró incapaz y abiertamente frustrado ante el ciclista del este, desciende como los mejores pues se vio solo con Nibali en Porto Sant Elpidio y por si fuera poco sale y contiene golpes de la magnitud de Cancellara como demostró en el pasado Tour.

Así las cosas, sólo un defecto puede obrar en su contra, el mismo que emerge cuando Team Sky demuestra tal dominio. Le surgirán rivales por doquier y será estresante controlar el tramo definitivo de la carrera. No obstante, en circunstancias normales, apúntenos Sagan.

Foto tomada de www.esciclismo.com

3 COMENTARIOS

  1. Porqué es rara la fecha de domingo para la carrera??? Los domingos hay otros deportes… creo.
    Me pongo en el lugar de la madre de Sagan y lo orgullosa que debe sentirse ante los logros de su chaval. Es imparable !!
    Siento muchisimo lo de Jalabert, de los ciclistas retirados, es mi favorito.

  2. Este tio va para coleccionista de etapas de todos los.colores durante siete años.y en la treintena veremos si evoluciona para competir por la general de alguna grande.De momento disfrutemos del mayor talento puro qe he visto desde Ulrich en clasicas y etapas.

Deja un comentario