Connect with us

Melilla necesita que la bici le gane la partida al coche

Destacado

Melilla necesita que la bici le gane la partida al coche

Melilla necesita que la bici le gane la partida al coche

Mediolanum – Giro

Melilla es una ciudad multicultural que vive principalmente del funcionariado y el pequeño comercio. A más de 150 km con la Península Ibérica, su conexión queda condicionada al barco (varias horas) y al avión (elevados precios), viviendo de espaldas a Marruecos que no la considera como ciudad española y dificulta las relaciones diplomáticas. Energéticamente no hay ningún plan de renovables y autoconsumo. Si a todo ello le añadimos unos pésimos resultados educativos y grandes diferencias socio-económicas, se justifica la urgencia de proyectos de emprendimiento social.

En relación a la movilidad, Melilla cuenta con uno de los mayores índices de motorización por habitante y espacio público: 3´4 km2 de los 12 km2 totales. Una inversión desproporcionada para la infraestructura que invita a abusar del coche (el 80% del espacio público es asfalto), da como resultado que tengamos los peores datos relacionados con la Violencia Vial por habitante según la Dirección General de Tráfico.

Giro de Italia, la gran fiesta del ciclismo

Por otro lado, sus soluciones son ciertamente sencillas. Es una ciudad compacta, y más que lo será al tener uno de los mayores índices de natalidad; las distancias cotidianas son asumibles en 15-30 minutos andando; no tiene problemas de presión metropolitana al estar limitado el acceso de vehículos motorizados por cuestiones de seguridad y por el contrabando hacia Marruecos que se mueve en zonas próximas a la frontera.

En este contexto, aparece la bicicleta, que como medio de transporte era prácticamente desconocida hace 8 años, y aunque actualmente no hay ni datos ni objetivos que reflejen su desarrollo, culturalmente comienza a entenderse, si bien la ciudad desarrolló un Plan de Movilidad Urbana Sostenible donde no tuvo en cuenta las aportaciones realizadas por Melilla ConBici, aunque estábamos de acuerdo en las grandes líneas propuestas contra el abuso del coche.

El desarrollo de la ciudad para la movilidad ciclista es asilado con propuestas muy interesantes como: el proyecto STARS de Camino Escolar, bajar el impuesto relacionado con la bicicleta, creación de un carril bici en el Paseo Marítimo o la reordenación de un barrio con la máxima: «El mejor carril bici es el que no se necesita».

Creo que la convivencia con otros conductores de vehículos motorizados debe mejorar viendo los datos de Violencia Vial que anualmente muestra la DGT. En relación a los peatones, desde Melilla ConBici tenemos claro que no queremos más bicicletas, y sí menos abuso del coche para que la accesibilidad mejore para todas las personas y el espacio público sea más amable. El Paseo Marítimo es un recorrido donde las bicicletas suelen circular por la acera. Fuimos de los primeros en firmar el manifiesto: «La acera es peatonal«.

Para los ciclistas son especialmente peligrosos los principales ejes viales donde no se respeta la velocidad máxima, así como en otros viales donde se obliga al ciclista a ir escorado a la derecha en vez de regular por ordenanza la necesidad de que el ciclista pueda ir por el centro del carril por su seguridad. Los puntos más complejos se podrían salvar con una adecuada formación vial en bicicleta.

Por contra, no hay ningún punto en la ciudad pensado para la bici y es una pena porque, si bien las distancias son cortas, se muestra gran permisividad a la doble fila y aparcamiento sobre la acera que hacen que tengas que saber sortear obstáculos, pero también reducen la velocidad al resto del tráfico.

Es paradójico: Algunos políticos y técnicos se están formando y da gusto escuchar lo que se ha avanzado culturalmente. Después vemos que se sigue despilfarrando dinero para infraestructuras pensadas preferentemente desde el parabrisas y corroborando la descoordinación.

Con todo la ciudad no está preparada para hacer turismo en bicicleta, aunque desde Melilla ConBici trajimos 50 ciclistas de Ruedas Redondas un fin de semana y dimos algunas facilidades que no se han querido estudiar para su desarrollo. Ir en bicicleta es especialmente agradable por todo el corredor marítimo, algunos barrios con mucho encanto y el #SenderoGris.

El futuro de la bici en mi ciudad es el que el abuso del coche le permita y lo que ciudadanía e instituciones quieran proponer para el necesario cambio cultural.

Por José Emilio Pérez Sevilla

Imagen de Melilla Conbici

Conoce otras #CiudadesenBici como San Sebastián o Salamanca

Labrava
Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más en Destacado

Podcast GIRO ITALIA

Facebook

Lo más popular

Categorías

Inicio