La explosión del Tour de Yourkshire

0
9
vistas

Mirando atrás, al 2013, tras la noticia de que Yorkshire acogería la salida del Tour de Francia de 2014, recuerdo a mis colegas preguntarme dónde estaba Yorkshire: “Nunca he escuchado este nombre ¿está cerca de Leeds?” me decían.

Dos años después, tras la conclusión de la segunda edición del Tour de Yorkshire, cualquier persona que tenga algo de interés en lo que pasa en el planeta ciclista sabe dónde está Yorkshire y cómo ha irrumpido en el mundo ciclista.

Esta fin de semana la carrera se pudo celebrar a pesar de un tiempo inesperadamente frío que dejó nieve en las partes más altas de los parques de Dales y Moors. La pérdida de imágenes de televisión el sábado, significó que la carrera femenina del Tour de Yorkshire, la más importante del mundo, no se pudo cubrir. De cualquier manera, casi todo el mundo, desde el director de ASO, Christian Prudhomme hasta los fans, coincidieron en que la etapa final, en la bahía de Scarborough, fue otro increíble éxito.

Hay varios motivos para que esta carrera de tres etapas, situada entre el final de las clásicas y el inicio del Giro de Italia, haya florecido de esta manera. La primera, principalmente, a causa del entusiasmo con el que la gente del lugar y los fans del resto de Gran Bretaña han acogido la carrera. Prudhomme puntualizó que otras carreras deberían tomar nota de cómo Yorkshire acoge su carrera, a la vista de la cantidad de gente por las cunetas de cada pueblo y cada colina. Se estimó que dos millones y medio vieron en directo la carrera en alguno de sus tres días.

El Tour de Francia, el Tour de Flandes y la París-Roubaix también atraen gentíos similares, pero hablamos de las mejores carreras de este deporte, con más de cien años de historia a sus espaldas. Hasta hace poco, la historia ciclista del lugar se resumía en la Leeds Classic, una carrera de la Copa del Mundo a mediados de los noventa. ¿Por qué entonces esta masa de gente viene a ver la carrera con tales condiciones meteorológicas?

Obviamente, juega un gran papel el éxito de los ciclistas británicos en los Juegos Olímpicos así como las victorias de Bradley Wiggins, Mark Cavgendish y Chris Froome. No hay que olvidar que Yourkshire es cuna de grandes ciclistas como Brian Robinson, Barry Hoban, Beryl Burton, Malcolm Elliott, Ed Clancy and Ben Swift.

Sin embargo hay algo aún más importante en el éxito del Tour de Yorkshire. Hay un viejo chiste que dice: “Puedes hablarle a alguien de Yorkshire, pero no puedes decirle mucho”. Lo cierto es que a la gente de Yorkshire le gusta mucho hablar pero no es buena escuchando y lo que a ellos les gusta explicar es lo bonito que es Yourkshire. No entienden cómo puede haber gente que quiera vivir en otros sitios.

Mi vecino, yo vivo en el este de Yorkshire, me comenta que él abre cada mañana su ventana y siente que está de vacaciones, aunque hoy –día cuatro de mayo- el termómetro haya llegado por primera vez a los quince grados en todo el año. Como Euskadi, Catalunya, Bretaña, Yorkshire es el paraíso para su gente y ahora el ciclismo es su deporte.

Por Peter Cossins

Imagen tomada de FB del Tour de Yorkshire

Deja un comentario