Connect with us

La filantropía ciclista de Mikel Landa

Ciclistas

La filantropía ciclista de Mikel Landa

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo

Cuando en agosto, al albor de la celebración de la Clásica de San Sebastián, le preguntamos a Unai Yus, entonces director de la Federación Vasca por esa generación de oro del ciclismo euskaldun, nos habló de varios nombres, pero puso el acento sobre Mikel Landa.

Ese sábado por la tarde el alavés había sido protagonista inequívoco de la carrera donostiarra, propiciando el corte del que saldría ganador Michal Kwiatkowski. Ambos, Landa y el polaco, habían sido eficaces en su labor por el cuarto Tour de Froome. Ambos seguían dando que habla, una vez más.

Endura LDB Di17

Porque en Francia, como en Italia semanas antes, Landa había demostrado eso que Yus dice que ya se le veía de pequeño, esas ganas de ser y destacar, esa forma de hacer que distingue a los ciclistas bendecidos con el don de hacer fácil lo difícil.

Pero Landa no es un ciclista al uso fuera de la carretera. Es un caso curioso, yo diría casi único de filantropía ciclista. Hace unos meses auspició el nacimiento de una web Zikloland que a día de hoy va a velocidad de crucero informado de lo que acontece y en especial de lo que le sucede al corredor que el año que viene será del Movistar Team.

Y en ese desarrollo de los acontecimientos hemos ido siguiendo cómo Mikel Landa recuerda de donde viene haciéndose cargo de la presidencia de la Fundación Euskadi, que ahora anuncia que será continental el año que viene. Excelente noticia.

Landa ha conseguido aglutinar a la estela del buen momento que pasa los mimbres y empresas necesarias para que el equipo que históricamente ha estado en manos de Miguel Madariaga salga a la carretera a competir en esa categoría intermedia. Entiendo que en ese plan que Landa dibuja sabrá compaginar los menesteres de ser profesional, con lo que esa palabra significa, con los de la presidencia de la Fundación.

Es muy sencillo hablar de la importancia de este proyecto, pues si miramos atrás no encontramos que la columna vertebral del gran ciclismo vasco se crió y creció en esta fundación. Desde que se pusieran en marcha en aquellas tardes de Tour de Francia en las que un trabajador de la diputación vizcaína, apellidado Madariaga, soñaba con ver un día ikurriñas en el pelotón.

Fue en el 94 cuando el equipo echó a rodar y fueron años complicadísimos en lo económico y personal, pues mantener aquel talento no era sencillo con los números haciendo aguas. Pero aguantaron y siguiendo y fueron al Tour y en 2005 sacaron el Orbea, bajo la dirección de Jon Odriozola, y de ese equipo salieron los hermanos Izaguirre, Mikel Nieve, Jonathan Castroviejo, Juanjo Oroz, Omar Fraile, Romain Sicard y Landa, Mikel Landa, el ciclistas que ahora es presidente.

Quiero pensar, lo hemos dicho hace tiempo, que el ciclismo español tocó fondo hace un tiempo y que todo esto sea la recomposición de un puzle que volverlo a tener completo va a ser muy complicado. No obstante no podemos negar lo que nos alegra ver que el Euskadi vuelve, situándose junto al equipo de la Fundación Contador en un nivel en el que ya no estarán Murias y Burgos por que serán pros como el Caja Rural.

Esto empieza a ser otra cosa. Como diría aquel, poco a poco.

Imagen tomada de Orbea

INFO

El Cruz Stema es un portabicicletas de bola de remolque para dos bicicletas abatible

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo
Clic para comentar

Deja un comentario

Más en Ciclistas

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Inicio