La invisible línea entre la felicidad y desdicha olímpicas

0
1
vistas

Corren juntos, en el mismo pelotón. Ahí, mezclados. Ingleses y españoles previstos para los inminentes juegos de Londres. La suerte les resulta desigual. Unos ganan, prueban el éxito, los otros buscan mismo objetivo pero quedan en el camino, cuando no toman la dolorosa decisión del abandono. 
Revisaba al final de la etapa del viernes, Mark Cavendish el estado de gracia de quienes le acompañarán en su reto olímpico. El campeón del mundo, que un día picara a la puerta de David Millar para hacerse una foto con él que años después le regalaría enmarcada, recuenta que cuatro de los cinco integrantes que defenderán la suerte de los anfitriones en el circuito de Londres ya han logrado ganar una etapa en el Tour. Un bagaje a todas luces de impresión que si bien no asegura el éxito en la olimpiada londinense, sí flota en las antípodas de la suerte de los cinco españoles en principio seleccionados para hacer la defensa del título de Samuel Sánchez.

Las opciones para que el ciclismo español logre un éxito en este Tour aunque patentes viven su cuenta atrás. Desde 1998, cuando los nuestros tomaron camino de España en medio de la tormenta, no habíamos visto un vacío de triunfos hispanos en la mejor carrera. Quedan aún jornadas señaladas, pero las necesidades en otros equipos son acuciantes y como vimos la jornada que acabó en el palmarés de Pierre Rolland, las escapadas además de acumular caché arrojan una dificultad supina en su desenlace.
Con las reiteradas caídas y cesiones de tiempo de Alejandro Valverde, el abandono de Oscar Freire y los tiros errados de Luis León Sánchez, la delegación patria escudriña el mapa en búsqueda de lugares donde finiquitar su ausencia en el podio. Por que el vacío de éxitos para los nuestros se acompaña de la tremenda mala suerte que ha sacudido a la selección olímpica, en la ninguno de los cinco previstos en el Tour pudo sortear el infortunio. Eliminado Oscar Freire, una pena por que en el río revuelto que supone la cita olímpica podría tener sus opciones, luchan contra el crono José Joaquín Rojas y Samuel Sánchez, al tiempo que Luisle y Valverde restañan heridas y esperan un soplo de fortuna con forma de etapa. Incluso cuando Fran Ventoso recibió la noticia de sustituir a Freire probó el asfalto.
En el lado opuesto, lo que decíamos al principio: los ingleses. Todo les sale bien. Como nunca les había pasado en más de un siglo que tiene este deporte. Como plasmaba Cav cuatro de cinco triunfos. Jornada en velocidad para él, llegada en alto para Froome, crono de Wiggins, y etapa resuelta en escapada firmada por David Millar, sencillamente un inmejorable escenario previo a Londres 2012.  Ian Stannard cierra un quinteto inglés que incorpora corredores originales de Bélgica, Malta y Kenia, paradójicamente.  UK, patria de la Reina, es hub de talento y los resultados les acompañan.
Si te ha gustado, que espero que sí, algo al menos, dale a alguna de esas pestañas de divertido, interesante,…

Publicidad

Deja un comentario