La presión que atenaza a Thibaut Pinot

0
4
vistas

El año pasado por estas fechas, cuando el Tour de Francia 2012 vivía su amanecer, las cábalas que siempre surgen respecto a quién podrá o no destacar en la carrera incluyeron casi siempre el nombre de Thibaut Pinot, la perla bruta de un país preso por la ansiedad por recuperar su carrera.

Un año después ese nombre suena con mucha más fuerza, incluso más que los gritos que le profirió su visceral director, Marc Madiot, al ganar su etapa en 2012. Sin embargo las cosas no son sencillas para todo aquel que promete hacer algo grande en Francia. Pinot admite sentirse presionado y como él podríamos dar una interminable lista de ciclistas franceses que en su día pusieron de relieve tan incómoda circunstancia y fallaron en el intento: Jeff Bernard, Luc Leblanc, David Moncoutie, Christophe Moreau,…

Francia, como muchas veces hemos dicho, es un país con una estructura vinculada al ciclismo de auténtico lujo, casi de excepción, la guinda que es el Tour no es más que el eslabón de una serie de elementos muy integrados en la sociedad del país vecino que hace de este evento estival su mejor tarjeta de visita. Pero esa credencial es incompleta si uno de los suyos no gana la carrera de las carreras. Casi tres décadas después, se sigue buscando un francés para el Tour y en esa labor Pinot sabe de primera mano lo que implica correr con tal grado de interés. En cómo lo gestione está la clave.

Publicidad

Deja un comentario