La responsabilidad empieza por el propio ciclista

6
3
vistas

Cuando hace un año murió Víctor Cabedo, víctima de un accidente mientras entrenaba, rescaté este párrafo escrito por el padre de un ciclista:

 

“Lamento profundamente la pérdida de Victor Cabedo, sólo los que tenemos hijos realizando sus entrenos casi a diario en la carretera, nos podemos llegar a imaginar el dolor de su familia, descanse en paz. Parándose a pensarlo bien, esto del ciclismo es muy complicado, pero nos gusta tanto!! Sin ir más lejos, ayer, mi chico con tan solo 15 años me llamó. Estaba con las dos ruedas pinchadas a 30 kilómetros de casa, solo, sin compañeros, por carreteras inhóspitas donde no pasa ni un alma. Nunca le dejo salir sin el móvil, menos mal, una llamada de teléfono y a buscarlo. Mientras vas de camino, parece que no llegas nunca, cuando lo ves bien respiras hondo, menos mal. Al día siguiente vuelta a empezar. No se si merece la pena tanto sufrimiento, pero es un estilo de vida y todos estos chicos son de otra pasta”.

 

El autor de este párrafo es Ramón Seco que en su muro de Facebook hizo este comentario. Seco es apellido de ciclismo en Lleida, y su hijo sigue con la saga corriendo en el norte, como nos gusta llamarle a los catalanes competir por los parajes navarros y vascos. En ese mismo post rescaté también una conversación twitera entre Luis Angel Maté y David Blanco. Los hoy ciclista y exciclista comentaban un suceso en la carretera. Habían sido increpados por un conductor. Este sábado el propio Maté me confirmaba que han sido tantas las veces que había recibido un improperio de un conductor que ni se acordaba del intercambio de palabras con Blanco. Incluso he visto tweets de conductores diciendo que qué narices les pasa a los ciclistas por circular en paralelo.

Hace pocos días leímos impresionados la historia de Bernat Font, un ciclista catalán nato en Begues que corre para el Naturgas, el equipo al cobijo de la Fundación Euskadi. Un día sale a entrenar y vuelve a casa machacado y dolorido por el puñetazo de un conductor que les adelantó demasiado cerca. Font cuenta lo sucedido en el esta entrevista.

La historia de Font creo que es pasto de la normalidad del ciclista. Cada día nos sobrepasa un accidente, un percance, cuando no una muerte. Con todo comenta el corredor:

 

“Mi opinión es que toda la culpa es de los conductores aunque reconozco que los ciclistas también se saltan semáforos o no respetan las señales”

 

Sé que lo que voy a decir no es agradable para algunas personas del colectivo ciclista, pero no puedo estar de acuerdo con parte de lo que dice el corredor. Conductores farrucos los hay, el de Bernat Font demostró ser un orangután, pero creo que el ciclista debe ser consciente de que, a igualdad de derechos en la carretera, su posición es de fragilidad. La culpa no es por tanto sólo de los conductores. No es lo mismo que el ciclista propine al golpe al coche, a que el coche le embista. Ello es obvio y por eso quizá, al margen de que los conductores deberían saber muchas más cosas del código que rige la convivencia, el ciclista debería extremar sus sentidos y evitar caer en calentones cuando se pone en peligro su integridad.

Yo lo veo a diario en la ciudad. Ciclistas por aceras, ciclistas en semáforos en verde, esquivando viandantes, demostrando muy poco civismo. Y eso es cierto, lo vemos y lo apreciamos. Dejan al colectivo sin derecho a exigir con su actitud. Exigir respeto es imperioso, por la bicicleta poco a poco se impone en las vías, pero también es imprescindible que la exigencia empiece por uno mismo, pues en la carretera, subnormales siempre vagan y cuando se cruzan en tu camino cualquier cosa puede ocurrir, más si a ello le añades que no vas con los cinco sentidos y cumpliendo la normativa.

6 COMENTARIOS

  1. En ciudades donde el uso de la bici es asiduo, puede que el ciclista se salte las normas; también se la saltan los conductores… sobre todo si hay prisas.
    Creo que la mayoria de los ciclistas van con los cinco sentidos cuando van en la bicicleta, al menos en carretera y ahí es donde el conductor por lo general le suele poner nervioso encontrarse con ellos.
    Pero dedicarse a machacar a un ciclista, así sin más… no se.

  2. Es facil, aquel que usa la bicicleta con conocimiento de causa,acatando normas,respetando y siendo respetado.Sin poner excusas

    El que usa la bici para llegar antes a los sitios ignorando ciertos conceptos como seguridad y normativa, es otra cosa muy diferente

  3. El otro dia por la carretera coincidi con un desconocido cicloturista, el era de Alemania. Y me comentaba que aqui en España los coches no respetaban nada al ciclista, con la cantidad de campeones que teniamos y tenemos (Indurain, Perico, Contador, etc…)
    Y le sorprendia mucho.
    En mi opinion para los conductores somos.
    Mosca cojonera.

Deja un comentario