Connect with us

La “semana negra” para el Team Sky

Opinión ciclista

La “semana negra” para el Team Sky

Siempre me he preguntado por el sentido de espectáculo que tienen en el Team Sky, los hombres de negro que se caracterizan por bloquear las carreras que ganan y ser meros comparsas cuando no tienen el pez gordo al alcance.

Es sabido que en este Giro las cosas no han rodado bien para los británicos, que vieron caer de una tacada a sus dos lideres por un increíble enganchón con una moto en el pie del Blockhaus, acabándose las opciones de Mikel Landa y Geraint Thomas en un periquete.

Ahora las cosas vuelven a estar como años atrás, como en el Tour del 2011, cuando Wiggins se retiró tras una caída, y el de tres temporadas después, cuando Froome puso pie a tierra el día del pavés. Si en la primera ocasión, Boasson Hagen sacó provecho de su innata clase, con dos triunfos de etapa, en la segunda lo cierto es que Richie Porte, ante la opción de dar el paso a adelante, se diluyó sin su líder.

Me ha llamado la atención esta editorial de Rouleur al respecto de la tercera semana para el Team Sky, sin un objetivo claro en la general, Philip Deignan está a casi tres cuartos de hora de la maglia rosa. Y me ha llamado la atención por el sentido crítico de la misma, algo que en este lado de los Pirineos sería complicado encontrar con los plumillas plegándose ante el Movistar.

Para Rouleur esta crisis del Sky debe ser una oportunidad de hacer algo más, y ese algo más es romper con la imagen de equipo monótono y conservador, que cuadra todo como si alemanes fueran. Esa opción pasa además por nombres concretos, porque en una semana donde quedan kilómetros y kilómetros de subida, además los más exigentes de la carrera, se debería esperar algo importante de los Sky que quedan en liza.

Porque todos miramos a Landa, con razón, como la baza más evidente, pero ojo lo que tienen aún los ingleses en carrera, con el alavés como punta de lanza, vienen Diego Rosa, el primero en intentarlo en Oropa, Sergio Henao, el gran apoyo de Geraint en Blockhaus, y Kenny Elissonde, inédito en lo que llevamos de carrera. Incluso Vasil Kiryienka, a quien todos le recuerdan su increíble éxito en Sestriere hace seis años en una escapada increíble.

Si hay gente del cine tras el patrocinio de los británicos, quizá sea el momento de hacerse un Klilian Jornet y protagonizar un “Summits of my life” coleccionando victorias de prestigio en entornos de la leyenda de Stelvio, Sella y Mortirolo. Que demuestren que Brailsford está equivocado cuando piensa que las relaciones públicas son inútiles, porque “la victoria es el mejor acto de relaciones públicas que existe”. Y está muy bien esa comparación con el Cannondale, equipo que no ha ganado una grande en los últimos años, pero que se ha granjeado el cariño de los aficionados entrando al trapo cada vez que se colocan un dorsal en la espalda.

Porque como un día dije a Toni, “las victorias sin sentimiento no trascienden“.

Imagen tomada del FB de Team Sky

INFO

Gran oferta en Bkool. Mira el Pro antes de fin de mes…

Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Más en Opinión ciclista

Inicio