Nairo sí dio la talla pero…

6
5
vistas

Qué año más complicado para Nairo Quintana. Esos “100 días” que se dan en política, en ciclismo es partir de cierto tiempo generando expectativas. Para Nairo el 2016 era como el final de es periodo de gracia, el punto y aparte en una carrera que empezó con estruendo, mucho estruendo, ofreciendo una segunda plaza en el Tour y dando muestras de calidad en cada repecho que se preciaba.

Pero el año en marcha estaba siendo una especie de tortura. El #SueñoAmarillo quedó en un hashtag sin sentido rápidamente, porque cuando quiso no pudo, y quizá cuando pudo no quiso</strong>. Frenando o no sé que Nairo dejó los deberes para final del Tour y resultó que en la postrimerías, no tenía el punch que debía, era otro, no sé si enfermo, pero sí vacío y lejos del imperial vuelo de su rival británico, que ya le lleva tres Tours de ventaja.

Pero Nairo se rehizo para el segundo duelo, la Vuelta. Hasta Formigal no pintaba bien, para qué vamos a engañarnos. Sin capacidad para dejar a su rival y un equipo que improvisa, como dijo su director en la televisión pública, las cosas pintaban bien para Froome, una vez más y ojo porque perder la Vuelta habría significado mucho más que una derrota, habría sido la constatación explícita de que Nairo no podía, por más que se lo propusiera, con Froome.

Sin embargo, donde las dan las toman. Las situaciones en las que Froome pilló fuera de juego al colombiano se tornaron a favor del segundo. Nairo estuvo donde se debía estar en el inicio de una etapa cota y nerviosa, se subió a lomos de Contador y su Tinkoff y aseguró un liderato que ya se ve saboreando por Madrid.

De Nairo hay muchas cosas que nos gustan, y una especial fue la sinceridad que exhibió en el final de Formigal. Ni en sus mejores sueños imaginaba tres minutos y medio sobre Froome en la recta final de la carrera. A falta de lo que tenga que pasar, muy mal habría de hacerlo. También admitió Nairo que lo del ataque a Froome ni planificado ni nada. Estaba con Contador y le siguió. Por eso convendría repasar cierta crónicas, Nairo ganará la Vuelta, pero lo hará por haber seguido el caballo ganador en la segunda etapa de los Pirineos. Si en ese plaza hubiera sido Froome quien iba, posiblemente sería el inglés quien estaría frotándonse las manos.

No nos hagamos trampas al solitario, Nairo no soñaba esta situación y su equipo, menos aún. Movistar estuvo bien camino de Formigal, estuvieron bien Rubén y Castroviejo, sobre todo éste último que es el ángel de la guarda del colombiano. En el grupo intermedio trabajaron lo necesario para eliminar a los Sky cortados, el resto, el resto lo hicieron Contador y los suyos.

Nairo ganará la Vuelta si nada lo evita, quedan seis días, cinco efectivos más el paseo madrileño, ha dado la talla, pero ¿qué queréis que os diga? seguimos sin ver ese ciclista que de pequeñito nos dejó prendados, corre como con corsé, atados, enfriado en su inmensa calidad. En los Lagos lo apreciamos, en Formigal se desató cuando haber hecho lo contrario hubiera sido un pecado capital.

¿Cuándo veremos la Nairo asilvestrado que un día seguro fue?

Imagen tomada del FB de Movistar

INFO

Gana un maillot de Movistar firmado por todos sus corredores

6 COMENTARIOS

  1. Estás siendo injusto Iván. Nairo ha corrido esta Vuelta con más inteligencia que nadie, va ganando de malicia y de fuerza. Froome ha hecho el mismo desgaste que él, y ahí lo tienes a 3 minutos y pico, no creo que pueda asestar una crono despampanante como las de dos meses atrás, porque ahora se le atragantan tres semanas de ataques, remontadas y sufrimiento sin poder descontarle más que cuatro segundos al colombiano. Y te juro que el ataque de Formigal pasará a los anales del ciclismo como el momento de quiebre donde dos guerreros descubrieron por fin cómo fundir aquel ciclismo de laboratorio, detestable y aburrido, que domina el pelotón desde la última década. Contador ya es una leyenda, pero a su rueda iba un monstruo que no miró atrás, ni esperó al coche, porque confió en la fortuna que ilumina a los valientes.

    Froome será recordado como ese corredor mediocre que no le pone el pecho a la brisa, y que antes de los 30 años no había ganado casi nada, pues se adjudicó su primer Tour bajo grandes sospechas de dopaje, su segundo gracias a unos abanicos y un equipo blindado, y su tercero debido a la caída del uno y la enfermedad del otro. Creo que no merecía ninguno.

    Nairo, si llega de rojo a Madrid, habrá firmado su segunda grande con una escapada legendaria, como la que le dio el Giro, como las de Coppi, Herrera, Hinault, Bartali. También Pantani asestó un zarpazo al Tour con un gesto similar. Nairo es un verdadero prodigio de la bicicleta, no el producto de algoritmos y millones de euros invertidos en dominar carreras aniquilando el espíritu aventurero y épico de éste deporte. Te acordarás de mi: en unos años le agradeceremos el gesto de haber devuelto al ciclismo su esencia.

  2. Totalmente en desacuerdo, Nairo le asestó tremendos golpes a froome en el aubisque y eso tuvo mucho que ver con el rendimiento del británico al día siguiente.
    Decir que las cosas no pintaban bien para nairo hasta formigal tampoco es así tal vez estaban ahí, sobre el borde pero faltaba el ascenso al mismo formigal y el alto a más de la Costa. Dar por descontado que Nairo quien está en gran nivel para esta vuelta no le iba hacer daño a froome en estos puertos es para mi gusto equivocado, creo que froome como él mismo dijo en declaraciones posteriores al formigal venía herido por el gran esfuerzo hecho el día anterior y eso fue fundamental para que nairo le sacar tiempo.
    Decir simplemente que nairo se montó al lomo que era y por eso ganara esta vuelta, mucho más en desacuerdo, como si eso fuera tan fácil como escribirlo. Le recuerdo que nairo ya le había sacado casi 1 minuto a un monstruo del ciclismo, lo hizo con ganas, con ambición buscando cada segundo, algo que por ahora ha sido el único capaz de hacer, no era suficiente de acuerdo pero faltaba montaña y nairo normalmente la tercera semana va mejor que froome.
    Lo que yo vi es un Nairo tirando de la fuga, gritando, buscando como loco sacar lo máximo de tiempo posible.
    un nairo que cuando ya el gran Castro viejo este si a la altura del trabajo que le encomiendan reventó y se paró sobre la vía, tiro solo a un grupo a tope sin que nadie le diera un relevo, tiro más de 7 kilómetros hacia arriba con el viento en su cara y sufriendo lo indecible. Así que decir que se montó en lomo y ya. NO!

  3. muchas gracias por vuestros comentarios porque son excelentes. El gran problema de Nairo son las expectativas que un día generó y que imaginamos que todo le sería más sencillo. Ahora bien, la jornada del domingo, y él lo admite, no fue de su cosecha y sí de estar lo avispado que su rival no estuvo y eso es cierto. Cuando quedan siete kms se pone a tirar porque es e líder y el que más tiene que ganar. Aprendió de los Lagos que él es quien debe tomar la rienda y no pedir ayuda. Eso lo hizo perfecto.
    Sobre Froome creo que muchas dudas sobre su grandeza las solventaremos los próximos días. Ver si sabe correr en la adversidad o si se conforma…

  4. Nairo tiene 26 años, creo que ha hecho mucho a su edad y mas de lo que habian logrado otros como Froome a esa edad, sigue aprendiendo y de seguro que esta temporada le servira para ver al gran ciclista en el 2017¡¡ademas tiene carisma y mucha calidad, si gana la vuelta, no se cuantos podran decir que a los 26 gane un Giro, una Vuelta, dos 2dos y un 3ro en el Tour, mas las otras pruebas world tour y sobre todo siempre estar dando la pelea donde compite

  5. Froome es extraordinario con mucha experiencia, su equipo Sky tiene mucha ciencia y tecnología que Froome sabe aplicar, y en el tour tuvo un gran equipo.

    Nairo es muy joven y depronto tímido, pero de condiciones físicas extaordinarias, su equipo Movistar es muy bueno y sus grandes hombres han apoyado y ayudado a Nairo; sin embargo Movistar está desactualizado, debe modernizarse y aplicar todas las tecnologías del Sky, el potenciómetro para el tour 2017 no les puede faltar!!!

Deja un comentario