Connect with us

¿Por qué Nairo no mereció ganar el Giro?

Ciclistas

¿Por qué Nairo no mereció ganar el Giro?

LBD Cambrils P

Encantado de haber sido capaces de mantener esa segunda posición” Eusebio Unzue

A veces no hay más ciego que el que no quiere ver, pero la verdad en este deporte y en general en la vida es tozuda, no por negarla, desaparece o se a traga la tierra, al contrario, vuelve y vuelve, rompe cualquier resistencia, y acaba imponiéndose, como el clavo entra en la rueda.

LBD Campus Melcior M

Yo sé que Eusebio Unzue es una institución en esto del ciclismo, que su estructura es perenne en el mundillo, que ha sobrevivido a guerras mundiales, a veces porque no le han salpicado, otras porque sabe ponerse de perfil como nadie, pero eso, el ponerse de perfil, puede servir a veces aunque no siempre.

En “chez Unzue” no se conoce la autocrítica, ese preciado bien que tan sencillo es de poner sobre la mesa, pero que tanto y tanto cuesta. Que Unzue diga a Laura Messeguer, en los micros de Eurosport, bajo el podio del Giro, que está encantado de hacer segundo es un puñetazo en la inteligencia del que está viendo la televisión en este momento, la más burda salida para esconder unas carencias obvias en cada día de carrera y en especial en esos momentos que consideramos clave en la decisión de cualquier grande.

Cuando Nairo dijo que quería intentar el doblete con intención de ganarlo, se metía, quizá sin saberlo, en un laberinto complicado de gestionar. Cuando vamos camino de los veinte años del último ciclista en lograr algo así, Pantani en 1998, es por algo. Las cosas no son porque sí, Alberto Contador puede dar fe de lo que cuesta buscar ese doblete.

Quizá inspirados en la experiencia del madrileño hace un par de años, en Movistar pensaron que para ganar el Giro no era menester poner a Nairo al 100%, craso error. El colombiano fue un quiero y no puedo en gran parte de la carrera, sobre todo en las montañas, donde se le vio carente de pegada, salvo en el Blockhaus, hace un par de semanas, cuando pensamos que el boyacense lo iba a tener casi en plata, incluso con un par de cronos por medio.

Porque Nairo ha tenido montaña, quizá no tanta como otras ediciones, pero montaña ha tenido y de la buena. Una montaña en la que fue arrugado, sin chispa ni capacidad para desbordar y lo que es peor sacando a relucir un talante que no nos gustó nada, el de un ciclista con un tic en el brazo, pidiendo el relevo a cada segundo, tras pingües y tímidos relevos por su parte, yendo de rosa, para más colmo.

El Nairo especulador y ramplón que durante el pasado Tour salió a relucir, ha tenido su máxima expresión en esta carrera. No sé si es que no se encontraba o que corría con la vaga esperanza de que otros le hicieran el trabajo, pero el merecimiento que se le atribuye a un posible ganador, él en ningún momento lo mostró, salvo en Blockhaus, y puede herir más o menos esta aseveración, pero es tan real como cierta, lo hemos visto y padecido, casi lo hemos respirado, con el mal rollo que se detectó entre los contendientes en más de una ocasión, algo que pocas veces hemos visto.

Y ha tenido suerte el pequeño colombiano con el apretón de Dumolin en la jornada del Stelvio, porque sin él no habría llegado, seguramente, de rosa hasta los pies del Duomo milanés, no cabe hacer muchas cábalas para llegar a esta conclusión, como que a Nairo le habría hecho falta alguien ajeno, digamos el Contador de turno, para desnudar al líder con un ataque de locura que su equipo es incapaz de hacer.

Si a todo esto, le añadimos las cronos, en las que el colombiano no anda ni progresa como nos tenía acostumbrados, tenemos la cuadratura del círculo sobre su segunda plaza, y no primera, en este Giro, en teoría y sobre el papel, el eslabón fácil de este reto que tendrá que necesita un hervor para ser superado. Yo no sé si fue el huevo o la gallina, no sé si menospreciaron a los rivales, no sé si fue Nairo o su equipo, pero los números no salieron. Es lo que tiene ir siempre con la calculadora, que esperas que la cuenta cuadre, hasta que un día no sale la suma.

Imagen tomada del FB del Giro de Italia

INFO

Mira lo último de DT Swiss, la llanta que respeta tus frenos…

14 Comentarios

Más en Ciclistas

Inicio