Nairo Quintana merece seguir siendo el líder de Movistar

0
423
vistas

Entre los corredores que aparecieron por el Palacio de Congresos de París nos llamó la atención de la elegancia que desprendía Nairo Quintana, enfundado en un entallado traje azul oscuro, luciendo la figura que le ha dejado el final de temporada, tras estar en Bergen sin mayor trascendencia en un recorrido que no era para él, estuvo delante tanto en Milán-Turín, donde creo que tuvo piernas de ganador, como en Il Lombardia.

Nairo admitió que el Tour que desveló Prudhomme le gustó. No es para menos, tiene buena montaña, además con la carrera ya bastante adelantada, a partir del décimo día, en sendos bloques de tres etapas y un engarce por el Macizo Central. Además, como él mismo admitió la crono no es muy larga. Eso sí a Erviti, Benatti y compañía les tocará trabajo extra en los primeros nueve días de carrera y en especial en Roubaix, donde el liviano escalador colombiano es lo más alejado del perfil ideal para el adoquín

Sea como fuere la presencia de Nairo en París obedecía, en palabras de Eusebio Unzue, a su confianza como líder del Movistar durante el próximo Tour. “Quintana se ha ganado ser jefe filas” dijo e incurrió en contradicción frente a lo afirmado semanas antes, cuando dijo que el tema del Tour estaba entre Nairo y Landa.

En un escenario del que Alejandro Valverde ya se ha borrado, quiere clásicas, Giro, Vuelta y sobre todo Mundial, era de esperar que un día u otro este tema saltara a la palestra.

Dicen que la temporada es larga, que hay opciones para todos, pero Tour sólo hay uno y Landa en el epílogo del Tour, viéndose que iba sin cadena, dijo que a Francia nunca más acudiría como segundo de nadie. Es decir, al final todos presos de sus palabras.

De cualquiera de las maneras, objetivamente hablando, pensamos que Nairo Quintana se ha ganado perfectamente esa capitanía que Eusebio dice ahora tener reservada para él. Y lo pensamos porque el histórico es innegable: tres podios en cuatro participaciones, destacándose como el rival más consistente de Chris Froome, al que ya le ganó en la Vuelta a España.

Nairo ha pasado un 2017 muy complicado, nosotros hemos sido los más críticos del mundo con él, pero trazada la línea de cambio de temporada, creo que los galones que el colombiano se ha ganado deben prevalecer, al menos, durante las próximas tres semanas de julio.

Puede parece impopular decirlo así, pero comparar el rendimiento de Nairo con el Landa en el Tour produce sonrojo, es sonoramente mejor el del primero, por lo que sea, porque ha ido más veces, porque a Landa el Tour no siempre le encajó,… otra cosa es la trayectoria y evolución de cada uno de ellos y pensar que el alavés puede tener más margen. Eso es otro tema. En el presente apostar por Nairo tiene su fundamento, aunque nos desespere verle correr con esa sangre de horchata.

Cabrá ver cómo se cuadran los turnos en Movistar. Con Nairo bien posicionado en Francia, y con Valverde anhelando las otras dos grandes, como que el largo y amplio calendario que a veces se aduce, ya no lo parece tanto.

Imagen tomada por el FB de Movistar Team

INFO

Bkool da un paso más con el Smart Air

Publicidad

Deja un comentario