Connect with us

Nairo y Landa, en un partido de tenis

Nairo y Landa JoanSeguidor

Opinión ciclista

Nairo y Landa, en un partido de tenis

Nairo y Landa, en un partido de tenis

Tiempo de lectura:2 Minutos

Peloteo intenso, de fondo de pista, entre Nairo y Landa

Nos permitiréis el lenguaje tenístico para hablar del culebrón celeste entre Nairo y Landa.

Un culebrón por entregas, que viene acompañado de un creciente suspense y dosis de emoción, cuando uno de los dos sube  a la red.

A falta de verles juntos compitiendo, nos quedan las declaraciones.

Sea Otter Europe: ¿Cómo se convirtió el Evento Ciclista con mayúsculas?

Mikel Landa tiene el rol de líder, el primer en el WT, en la Tirreno, mientras Nairo Quintana espera volver a la Volta a Catalunya, carrera que ya ha ganado, junto a Alejandro Valverde.

Nairo, el ciclista que habla suave, dulce, cercano… es un lobo con piel de cordero, habla entrelíneas, sabe introducir mensaje en cada frase, en cada palabra, en cada letra.

Mensaje con mayúsculas, lo hace además en medios de su país, donde está cómodo, relajado, donde la parroquia está a su favor.

Nairo está muy convencido de su rol de líder

Y ¿Qué dice Nairo?

Pues entre otras cosas que hace lo que el equipo le manda, cosa que parecería obvia en otros casos, pero que aquí suena a reproche.

Desde siempre, Nairo donde ha ido ha sido para disputar, y de ahí ese palmarés tan curioso que tiene: Tirreno, País Vasco, Volta y Romandía (a costa de Ion Izagirre), junto al Giro y Vuelta.

Eso es loable pero tiene un peaje que para el colombiano emerge justo en el Tour. El año pasado se vio más claro que nunca. SI en febrero ya estaba ganando Valencia.

Nairo admite extrañar a ciertos ciclistas. Entiendo que se refiere a Jonathan Castroviejo y a Gorka Izagirre.

El primero ha sido compañero más allá de la competición.

El otro fue clave en aquella famosa etapa del Stelvio, en cuyo descenso el vasco reconstruyó la tocada moral del colombiano, lo lanzó para abajo y mientras algunos estaban dándole vueltas si había o no neutralización, Nairo cogió una ventaja preciosa.

Fue lo que en su día llamamos la descapitalización del Movistar.

Así las cosas, la incomodidad de tres capos en el mismo corral no se declara directamente, ni de forma abireta, la sutileza de Eusebio lo afina, pero se deduce en cada declaración.

Y aquí el colombiano baila con la más fea, porque es el que estaba primero.

Entretanto Mikel Landa abulta su kilometraje de celeste en la Tirreno, en un perfil nuevo para él.

Tirreno-Adriático, la carrera azul

Es la primera vez que se pone al frente del Movistar en una carrera del World Tour.

Landa nunca ha escondido su ambiciones personales, y ésas chocan frontalmente con la idea de Nairo para el año en curso.

Nairo y Landa, se presenta interesante lo que ha de venir. Se nos llamó morbosos cuando lo insinuamos, pero es que hay morbo a raudales en este equipo y para el Tour. Esperamos expectantes donde pondrá cada uno ese juez de paz que llaman carretera.

Imagen tomada del FB del Movistar Team

INFO

Los portabicicletas de Cruz en un paso 

Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más en Opinión ciclista

Patrocinado

Inicio