Connect with us

Sagan & Degenkolb, jóvenes, rápidos & emprendedores

Mundo Bicicleta

Sagan & Degenkolb, jóvenes, rápidos & emprendedores

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo

Hablábamos hace poco Tom Boonen, quien como antes ya viviera en primera persona, pasa por una primavera en su trayectoria. Decíamos la enésima, pues el astro flamenco ha sido objeto de muchos vaivenes, en ocasiones ajenos a la bicicleta, en otras por pura y dura realidad, como la que le impuso el desatado Fabian Cancellara hace un par de temporadas.
Caballo ganador
Con Boonen pusimos acento en la juventud con la ejerció en sus primeras actuaciones dignas de reseñar. Con escasos 22 años pisó el podio de Roubaix en aquella edición de 2002, la última de las tres que cayó en el zurrón del mito Museeuw. Ahora, diez años después, Tom ya no es tan joven, obviamente. Ahora surca las carreteras como faro, vigía del talento, y el algodón que denuncia las ineficacias de sus rivales. Como él dos ciclistas empiezan a asomar en la primera tribuna de las grandes citas de un día. Sí, dos ciclistas nacidos en sendos países no muy hábiles en cultura de clásicas, pero que sin embargo presentan un margen tremendo.
Hablamos del alemán Jonh Degenkolb y el eslovaco Peter Sagan, dos perlas menores de 23 años que impresionan en su primer ejercicio consagrado a estas lides. El primero impresionó por su corpulencia camino de Harelbeke. Como la mejor tradición germana dicta, Degenkolb vuelva raso hacia los grandes monumentos. Su pericia en el manejo de la maquina sobre el adoquín le confiere cierto chance, en Harelbeke quedó sexto, y su corpulencia le acomodan como correcta correa de transmisión ante la vibración del pavé. Su rodar transmite las sensaciones de un sueco, Magnus Bascksted, que en su día pobló su palmarés de toda una Roubaix, ídem que Lars Michaelsen, con el añadido que además sprinta mejor que ambos, por bien que las volatas en los monumentos se nos antojan muy diferentes dada la fatiga, desgaste y castigo. No fueron muchos os buenos clasicómanos alemanes, pero los hubo, aunque Erik Zabel fue el último grande. Anteriormente Olaf Ludwig, Stefen Wesseman y Dietrich Thurau rallaron a tal nivel.
Capítulo a parte merece Peter Sagan. 22 años, sí 22, y quinto del mundo según CQ Ranking. Un ciclista que surgió espumoso a la vista de muchos, pero tremendamente efectivo, cuasi infalible. Cuando empezó a despuntar, háblese de París-Niza 2010, los discursos de su futuro fueron múltiples, pero apuntaban a cazaetapas de lujo, un ciclista capaz de superar las quince victorias anuales posiblemente centradas en éxitos parciales. Eso fue lo que apunto el centroeuropeo, pero la realidad es tozuda y en su caso impactante. En la presente campaña suma una segunda plaza en Wevelgem y cuarta en San Remo, por delante de Degenkolb. En Harelbeke no estuvo más arriba por que jugó sus cartas de lejos, demostrando que sí, tiene diferentes registros.
Anoten con trazo grueso, si bien los que por aquí se pasan lo tienen claro. Peter Sagan y Jonh Degenkolb, tanto monta, aquí podemos tener al nuevo Boonen de hace diez años. Queremos verlos el domingo por Flandes.  
Fuente fotografia: www.cobblesnadhills.com 

Cambrils ZC, Gran fondo

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo
Continuar leyendo
Te puede interesar...
Clic para comentar

Deja un comentario

Más en Mundo Bicicleta

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Inicio