Una curiosa conversación sobre ciclismo con un quiosquero

4
4
vistas

Esta mañana acudí a una de mis librerías de referencia en el centro de Barcelona para adquirir la guía del Tour de Francia de Cycling Weekly, del mismo grupo de Cycle Sport. Una vez tuve en mi mano el doble cuaderno plastificado, me parecieron pocos los 9,99 euros que me pedían a cambio. Y es que pagar por material que merezca la pena “no es un gasto, es una inversión” dice el slogan.

Una vez chequeado el precio, el dueño de la librería me preguntó “¿te gusta el ciclismo no?”. Le comenté obviamente que sí, que mucho, que lo seguía e incluso trabajaba en algún medio. Entonces la conversación viró hacia lo que a continuación relato:
  • “Pues este año sin Contador el Tour no tiene interés ¿verdad?” siguió
  • “¿Por qué?” le dije
  • “Hombre, por que no hay un español con opciones y eso le quita atractivo”
  • “Para mí, eso no tiene nada que ver”
  • “Ya, pero parece que si no hay un español ya no me llama tanto. Por cierto sin Contador ¿hay algún otro español con opciones?”
  • “Pues no muchos la verdad. No veo ninguno que pueda optar a ganarlo”
  • “¿Entonces quién puede ganarlo?”
  • “Creo que Evans, el del año pasado, quizá Wiggins, los hermanos si no fueran tan inútiles,…” le comento mientras el titular del quiosco no esconde su desconocimiento ante los nombres. Deja un corto lapso y vuelve a la carga.
  • “¿Por cierto vaya putada lo que le han hecho a Contador no dejándole correr?”
  • “¿Por qué?” le pregunto con descrédito
  • “Hombre por la sanción y lo mal que huele ¿tú qué opinas?”
  • “Pues que es un hecho que se ha llevado voluntariamente a juzgados internacionales y se ha fallado en su contra. Yo la vedad no veo una putada si no una sanción. Además la versión de su positivo es tan liosa que nadie que siga el caso puede sacar nada en claro. En este tema juegan muchos factores”
  • “¿Entonces por qué a los demás no les pillan?”
  • “Como te digo es  complicado, pues entran muchos factores. No obstante el que esté libre que tire la primera piedra”
  • “De verdad ¿qué me dices?”
  • “Pues sí, por que esto es deporte, espectáculo y negocio. Hay mucho dinero por medio. ¿Ves bien que un jugador de fútbol juegue infiltrado tropecientos particos a la temporada para camuflar sus dolores?”
  • “Hombre es diferente, eso no adultera la competición”
  • “A no, ¿no adultera la competición?. Yo creo que sí, y ¿el escándalo de partidos amañados en Italia no adultera la competición?
  • Se calla y piensa. “Eso sí, tienes razón” admite. 
  • “Es que todo está igual de podrido”
  • “¿Entonces en los tiempos de Eddy Merckx también había tanta porquería?”
  • El dopaje es tan antiguo como la competición. A Merckx le echaron de un Giro por dopaje, incluso en esa época murió un ciclista llamado Tom Simpson por anfetaminas dijo el forense”
  • “¿Qué dices?, me acabas de destruir un mito para mí como Eddy Merckx
  • “Pues siguen viéndole como le recuerdas. El deporte de alto nivel es como la magia, tiene truco, y no le des más vueltas, siéntate en el sofá y disfruta. No pienses en lo que hay detrás
  • “Te haré caso”

Publicidad
En estos escasos cuatro minutos, pues había más gente que quería pagar, me sentí como aquel padre que le cuenta el rollo de los Reyes Magos a su hijo cuándo la bola no se sostiene. Y es que ésta es nuestra sociedad. Ni más ni menos. 

4 COMENTARIOS

  1. Interesante artículo, pero es la cruda realidad del aficionado ocasional.Por cierto, ¿se puede saber en qué librería de Barcelona has encontrado la guía? Más que nada por acercarme a comprarla.Muchas gracias,

Deja un comentario