Una semana que se hizo corta

0
3
vistas

Una semana, la primera semana, en el Tour de Francia puede ser muy corta o excesivamente larga. Depende quién la cuente y cómo le resulte. La primera semana del Tour de Francia de 2015 ha sido bonita, no creo que con más  caídas que otras veces –recuerden la escabechinas de los Tours de Indurain o el de hace cuatro años- y con muchas lecturas que merece la pena abordar.

Por primera vez en mucho tiempo, yo no recuerdo nada igual, la crono por equipos ha sido ubicada en el segundo domingo de carrera, hecho que incluso más allá del kilometraje, creo que ha resuelto más de lo que se podía esperar, pues al raro equilibrio que hubo que mantener los primeros días, había que intentar mantener el equipo lo suficientemente íntegro como para llegar fuerte a este test.

Sólo así se explica que Orica fuera el último en la tabla y que por ejemplo Joaquim Rodríguez, en el Tour sin cronos, salga con un lastre superior a los dos minutos del primer tercio de carrera. ¿Dónde le va a recortar el catalán a Froome ese tiempo? Que le dé las gracias a Luca Paolini.

Sea como fuere la general creo que sale muy tocada de inicio. A día de hoy Chris Froome es favorito claro por varios motivos, el principal porque es el miembro del “Big 4” más enchufado, siendo el ciclista más activo en momentos que se le suponían a la defensiva como en el pavé. Sin embargo la jornada de Huy creo que fue más reveladora, ver como Contador se abrió de patas al final cediendo un tiempo enorme para lo poco que quedaba para meta ha sido para un servidor el momento más revelador de lo que llevamos de Tour, incluso por encima del mal momento de Vincezo Nibali en el Mur de Bretagne.

Sincermante veo a Contador fuera de la carrera y no, no me dejo llevar por inadversion que me atribuís respecto al ciclista madrileño. A Contador no se le ve fresco, ni enchufado. A él le gusta llevar la iniciativa, incluso en sitios en los que no acostumbra, como Huy o Mur de Bretagne. Si algo tiene bueno es que no se escode. Está arrugado. Ojalá me equivoque y veamos un gran Tour. En un inédito arrebato de sinceridad ha dicho que le falta chispa y estoy con él. A 24 horas de la Pierre de Saint Martin, no soy del optimismo que trasnmitía hace un año hasta el momento de su caída.

Además añadid el minutico que Froome le ha metido entre pitos y flautas para completar un paisaje muy condicionado, tanto que sólo veo a Nairo Quintana con opciones de meterle mano al flaco inglés si éste va a menos al final, con esos finales terribles. Nairo ha cedido dos minutos, que no es poco, pero le mola el fondo, y en este Tour se propone gran fondo con la traca final de Alpe d´ Huez, a 24 horas de París, entre otras lindezas.

Veo a Nairo, discreto y muy escueto hasta el momento, mejor que a Nibali, a quien no conviene enterrar pues el siciliano se ha distinguido por ganar cosas que tuvo perdidas sobre el papel, poniendo sobre la mesa planteamientos basados en la testorerona y cabeza fría, algo que Froome a veces no sabe mantener.

Y para acabar varios premios. El de “Ahora o nunca” para Tejay Van Garderen que está perfecto para hacer el Tour de su vida, eso si no le llega el mal día que siempre acostumbre. El tener a Samuel Sánchez de consejero directo sólo debe darle tranquilidad -el asturiano es buenísimo-. El de “El que la sigue…” para Peter Sagan, quien sinceramente merece lo mejor corriendo a lo suyo, a lo de Contador y a lo de los rivales que le marcan a fuego. Y el premio de “Crack” para Rohan Dennis: un prólogo estatrósteférico y un relevo eterno que culminó en el triunfo a su equipo en la crono colectiva. Si queréis mayor detalle de las tripas de la crono por equipos mirad aquí. Lo de Dennis es de lo mejor que hemos visto.

Imagen tomada de FB del Tour de Francia

INFO

Nacex te lleva la bici evitándote bultos incómodos y colas en los aeropuertos. Recibe la máquina en destino para sólo disfrutar de ella, ahora que cada vez son más los que se llevan la flaca de vacaciones.

Publicidad

Deja un comentario