Connect with us

El velódromo de Barcelona no puede ser velódromo

Velódromo de Barcelona JoanSeguidor

Mundo Bicicleta

El velódromo de Barcelona no puede ser velódromo

El velódromo de Barcelona no puede ser velódromo

Castelli_AGO-2-TOT
Tiempo de lectura:2 Minutos

El velódromo de Barcelona no puede acoger su principal competición por un cambio en la iluminación

 

El velódromo de Barcelona es, sin saberlo mucha gente de la ciudad, y del deporte, una infraestructura que es un lujo.

Peraltado en madera del Camerún, fue la primera instalación de Barcelona 92. La primera construida, queremos decir.

En ella se firmó el primer oro español en los juegos barceloneses, aquella tarde de agosto con José Manuel Moreno.

Ya en su inauguración, el velódromo de Barcelona fue presa de una tromba de agua que evidenció que aquella era una obra incompleta.

Con el paso de los años el velódromo de Barcelona tomó el prestigio que un lugar así desprende.

  

Cada inglés, australiano o americano que pisaba el lugar, se erizaba al saber quienes habían rodado por el sitio.

Chris Boardman, Jens Fiedler, Urs Freuler, Koichi Nakano o Stuart O´ Grady, entre otros muchos.

El velódromo, ahí a un lado de la ronda, es un sitio de culto para muchos, que bien habilitado atraería gente, grupos y selecciones que quieren trabajar.

Sería un motor económico en una ciudad que presume de diversificar e intentar sacar tanto colapso del centro.

Y bien habilitado significa un techo que deje practicables los peraltes de la humedad del invierno y no impida la competición en caso de lluvia.

Desde hace ya unos cuantos años, este velódromo, premio de arquitectura y ejemplo de integración en el paisaje, acoge una cita que reverdece las tardes olímpicas.

Es el Trofeu Ciutat de Barcelona, desde hace cuatro años Memorial Miquel Poblet, el personaje que llevaba los velódromos barceloneses allá por los cincuenta.

Pues bien, nos enteramos que este año no se va a poder celebrar por un cambio en la iluminación por parte de la empresa que gestiona la instalación.

Un jodido cambio de iluminación que no permite, según las reglas UCI, competir en condiciones de seguridad cuando la noche cae.

Toma ya…

Velódromo de Barcelona JoanSeguidor

Un velódromo que no puede ser velódromo. 

Esta es la realidad y el respeto que alguien le tiene a una instalación histórica en la ciudad y al deporte que alberga.

Sabemos que el ciclismo en pista para Barcelona es residual, casi inexistente, pero mientras por la ciudad crece el número de personas que va en bicicleta, algunas con piezas de velódromo, la misma ciudad no es capaz de acoger un torneo UCI por un cambio en iluminación.

La tarde de gloria en recuerdo a Miquel Poblet, quizá vuelva el año que viene porque algún “iluminado”, nunca mejor dicho, decidió con su desconocimiento que el velódromo no tuviera ciclismo.

INFO

Velódromos, con Bkool 

Castelli_AGO-1-TOT
1 Comment

1 Comment

  1. Josep Badia

    31 de julio, 2018 at 23:52

    No nos equivoquemos. Parece más una excusa para no organizarlo que un problema real. Bien gestionado y con ganas hay más soluciones que esperar a que se haga de noche.

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más en Mundo Bicicleta

Patrocinado

Inicio