Connect with us

La larga sombra de Vinokourov

Ciclismo antiguo

La larga sombra de Vinokourov

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo

No hace muchos días y un tanto casualmente, tuvimos la oportunidad de mantener un intercambio de impresiones con un buen amigo, que viene siguiendo muy de cerca las diversas vicisitudes que a diario nos viene mostrando el deporte de las dos ruedas, una afición que llevamos los dos muy adentro y de años.

Endura LDB Di17

Hablando y hablando, no pudimos por menos que comentar el inesperado desfallecimiento que tuvo el holandés Tom Dumoulin, cuando vestía la camiseta roja que distingue al líder de la prueba, a raíz del desarrollo de la penúltima etapa, con final en la localidad de Cercedilla, en donde los ciclistas supervivientes debieron salvar cuatro puertos de primera categoría, situados estratégicamente a lo largo de un recorrido un tanto intrincado y de consabida dureza.

Fue en el segundo paso por el Alto de la Morcuera, cuya cima se levanta a 1.796 metros de altura, en donde Dumoulin, oriundo de la ciudad de Maastricht, sufrió una fuerte crisis física de la cual ya no se recuperó en lo que restaba de etapa. Hubo algunos momentos en la que nos pareció que iba recuperando con no poco sufrimiento el tiempo perdido. Pero lo cierto fue que, paulatinamente, la triste realidad, perdió el empuje de manera notable, sin piedad. El ciclismo es un deporte que muchas veces no perdona. Es algo que todos lo sabemos, seamos practicantes o no lo seamos.

A la vista de la debilidad con que se encontraba Dumoulin, aparecieron en la primera línea de fuego los componentes del equipo Astana, enfundados con sus camisetas de color azul celeste, que se pusieron a trabajar muy intensamente con el propósito de poner en situación comprometida al corredor holandés atenazado o saturado por el esfuerzo. Los domésticos de la aludida escuadra llevaron consigo tras sus ruedas al corredor transalpino, Fabio Aru, oriundo de la isla de Cerdeña, que gracias a sus dotes de escalador nato pedaleó con decisión hacia la meta, su sueño, en donde reconquistó el codiciado puesto de líder, un puesto que conservaría hasta su conclusión en apoteosis en Madrid. Gloria para uno y desesperación e impotencia para otro. Así se saldaron las cuentas de manera inaudita casi e inesperada. Fue una jugada muy emocionante que no olvidaremos con el pasar de los días.

La sombra alargada de Vinokourov

¿Y qué fue de aquel ciclista llamado Alexandre Vinokourov que se adjudicó la Vuelta a España del año 2006 casi de la misma manera que lo ha conseguido ahora el italiano Fabio Aru en la presente edición? ¿Qué sucedió en aquel entonces bajo la acción certera del ciclista de Kazajistán, que vestía precisamente los colores del equipo Astana, los mismos al que representa hoy Aru?

Son preguntas que trataremos de responder, y que delatan una cierta similitud con lo que acaba de acontecer en la ronda española, que acaba de cumplir su 70ª edición, un eslabón ya longevo y con mucha historia. Vamos, pues, a puntualizar sobre aquel suceso que aconteció hará ya nueve años, y que hemos querido dar luz en las páginas de El cuaderno de JoanSeguidor.

Para ello nos debemos de remontar, repetimos, al año 2006. En aquella Vuelta participaba el kazako y conocido Vinokourov, que figuraba encuadrado en el equipo Astana, una formación que llevaba varias temporadas dando vida al ciclismo en ruta. Desde la novena etapa se había colocado como líder de la prueba el murciano Alejandro Valverde, que daba, además, la sensación de que iba a conservar tan atractiva prenda hasta su conclusión.

Por otra parte, Vinokourov, que no había entrado con buen pie desde sus inicios, fue con el transitar de las etapas de menos a más, rematando la jugada, inesperadamente desde luego, en la decimoséptima jornada que culminaba en Granada. Vinokourov, en colaboración directa con su equipo, se percató de que Valverde no tenía su día, motivo por el cual la escuadra entró sin pensárselo dos veces a lanzar un ataque fulminante y a todas luces sumamente acertado.

Parecía que Valverde, sin embargo, recuperaba su golpe de pedal. Poco le faltó para llegar a neutralizar a los ciclistas disidentes. No pudo superar una segunda y terrible envestida que dio como resultado el de que Vinokourov, el principal beneficiario, conquistara el primer puesto de la general en detrimento de Valverde, moralmente malherido, que tuvo que bajar velas ante su impotencia para soportar el golpe por parte de sus insistentes oponentes.

Las jugadas paralelas del equipo Astana

En la etapa siguiente, la decimoctava, en una exhibición a dúo integrada por Alexandre Vinokourov y su compañero de fatigas, Andrey Kashechkin, sirvió de todas a todas para reasegurar su primer lugar que ya poseía. En las duras revueltas que llevaban a la cima de la Sierra de La Pandera, punto de meta, se ultimó la batalla definitiva. Quedó escrita aquella página gloriosa protagonizada por el ciclista kazako, que había asentado, en consecuencia, su triunfo absoluto.

Su compañero, el doméstico Kashechkin, que tanto contribuyó en este golpe de teatro que nadie vaticinaba, consiguió a su vez y un poco de carambola el ocupar el tercer lugar que le valía pisar podio. Valverde, el adversario frustrado en la postrera semana, tuvo que conformarse con una segunda posición de mérito, pero que ya no le ilusionaba, tras los varios días en los cuales pudo saborear las mieles de un posible triunfo que no llegó y que había estado al alcance de su mano. Perdió la Vuelta con una desventaja maléfica de un minuto con 12 segundos tan sólo. No había nada más que comentar ante unos hechos consumados.

La conclusión definitiva es que la sólida escuadra Astana, tanto en el año 2006 como ahora en el 2015, estableció o ha establecido sobre el asfalto de la carretera una oportuna estrategia con clarividente sentido táctico e incluso, si se quiere, con una malévola astucia. Las citadas fechas que acabamos de señalar muestran un parejo y curioso paralelismo. No en vano el manager actual del mencionado equipo resulta ser Alexandre Vinokourov.

Por Gerardo Fuster

Imagen tomada de www.rtve.es

Endura LDB Di17
Cambrils ZC, Gran fondo
Clic para comentar

Deja un comentario

Más en Ciclismo antiguo

Advertisement
Advertisement
Advertisement
Inicio