Connect with us

No hay nada más predecible que el recorrido de la Volta a Catalunya

Volta a Catalunya JoanSeguidor

Opinión ciclista

No hay nada más predecible que el recorrido de la Volta a Catalunya

No hay nada más predecible que el recorrido de la Volta a Catalunya

Tiempo de lectura:1 Minuto
Labrava

Cada año la Volta a Catalunya diseña un recorrido que nos conocemos al dedillo

La Volta, la Volta a Catalunya, la carrera que nos puso en el Mercat de Sants a Sean Kelly, a Laurent Fignon, a Marino…

Dioses a los ojos de un niño que mira esas fotos y veía una mirada encendida.

Son de carne y hueso” me decía.

La Volta a Catalunya es uno de los grandes patrimonios, si no el más importante, del deporte catalán.

Redistribuye, visita, hace territorio.

De un tiempo a esta parte, la carrera no cayó en una depresión que con los años ha parecido cronificarse.

Una depresión que tuvo su punto más bajo en la crisis económica.

La Volta a Catalunya salió adelante de esos momentos no sin problemas.

Es un milagro, podríamos decir, que siguiera adelante, incluso con una cobertura televisiva muy cuestionable.

Ese valor que hace un rato le reconocíamos jugó a su favor, porque esa puta crisis se llevó por delante muchas cosas, demasiadas.

Los años han pasado, y el pasado, ya vimos que ASO entró en el core de la carrera.

Se notó en varias cosas, en la presentación, por ejemplo.

No así en el recorrido.

Hace un tiempo, recuerdo un perfil de twitter internacional preguntar si en Catalunya sólo había dos montañas: Vallter y La Molina.

Entendemos que hay un acuerdo suscrito con el ente que gestiona ambas estaciones, pero visitarlas, casi en exclusiva, desde hace varios años, se ha convertido en uno de los paisajes más predecibles de cara año.

Paisajes amenazados siempre por los problemas con la nieve y el frío con la espada de Damocles de la suspensión.

Sin embargo se sigue el mismo patrón y esquema de carrera.

No hay otra, Calella es la salida, el final en BCN, y por medio novedades contadas y contenidas en un formato que nos sabemos al dedillo y que queda sujeto a sorpresas monumentales como el día que pillaron a todos los Sky detrás en La Mussara.

Nacex te lleva la bicicleta al final del mundo

Ni una crono, ni un ápice más allá de lo conocido y visto cada año.

Un perfil previsible que da desenlaces previsibles.

Y eso que el palmarés de la carrera mantiene su excelente bagaje histórico con ganadores recientes del nivel de Valverde, Nairo, Porte y Purito.

Seguramente quien suceda a Valverde, si no es él mismo, tendrá el mismo caché, pero la Volta, la carrera que estuvo en Menorca, en El Alguer, que hizo cosas extraordinarias en un pasado no tan lejano a nuestra memoria, es la carrera más previsible y plana del año.

Clic para comentar

Leave a Reply

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Más en Opinión ciclista

Lo más popular

Categorías

Inicio