Euskaltel-Euskadi, las segundas partes…

Euskaltel Euskadi JoanSeguidor

La vuelta del Euskaltel-Euskadi es para cosas grandes

La semana pasada la Fundación Euskadi estampó el nombre de Euskaltel en el maillot del equipo.

Un maillot que era naranja y seguirá siendo naranja para empezar un libro cuya historia ya nos suena.

Desde aquellas míticas reuniones de Miguel Madariaga con el presidente de la Diputación de Vizcaya, la creación del Euskadi, una suerte de milagro en el año 94, a la entrada de Euskaltel, con aquella salida, el tema de Fernando Alonso, que dejó huérfano al ciclismo vasco.

Hoy todavía hay rescoldos de aquel Euskaltel-Euskadi en el pelotón: los Izagirre, Mikel Nieve, hasta no hace tanto el propio Igor Antón.

Ciclobrava – 400×100 Landing
400×100 Sea otter Landing
Gravel Ride 400×100

Y Landa, Mikel Landa que desde cogió el mando de la fundación, su labor, no sabemos en qué grado de influencia, ha sido notable.

La rúbrica de este acuerdo renueva muchas ilusiones, es obvio, no deja de ser un capítulo más en este culebrón que es el ciclismo vasco, el más potente a este lado de los Pirineos, que sin embargo no siempre ha tenido los mejores gestores.

Con la desaparición de Murias el año pasado, el verde fosforito ha dejado al naranja en monoplato ante lo que se les avecina, que no es nada sencillo.

Por que Euskaltel-Euskadi, siendo lo que es ahora mismo, no se va a conformar con una campaña a medias, con el regalo de la Volta, el caramelo de la Itzulia.

Este equipo quiere, y es lógico, estar ya en la Vuelta a España.

Un objetivo que choca con la absurda realidad normativa que las carreras del World Tour un día pusieron en marcha.

Si la París-Niza ha abierto la puerta a más equipos, incluso a más corredores por equipo por lo excepcional del momento ¿no se podrían plantear cambios en las grandes?

Si en dos o tres años el Tour es un objetivo, la Vuelta debe ser la estación intermedia: para que Roberto Laiseka ganara en Luz Ardiden, primero pasaron por Abantos.

Pirinexus 400×100 MOVIL
Cruz 400×100 Banner Landing
Mov_Gore

Esperamos que esta renovada historia no haga bueno aquello de «las segundas partes nunca fueron buenas» y que el ciclismo vasco haga piña, de verdad, en un proyecto que le toca la fibra.

Entretanto dos apuntes.

Nos gustaría saber qué ha pasado en la telefónica vasca para, siete años después volver al pelotón que dejó de forma tan abrupta.

Entonces un cambio en el accionariado de la compañía no supo de sentimientos, mareas naranjas ni nada.

Volta 100, una carrera + que centenaria que viste Gobik 

Sea como fuere negar que el nombre de la empresa siempre ha estado vinculado a aquel Euskaltel-Euskadi sería una tropelía.

Haga lo que haga, ese logo, ese nombre siempre traerá el ciclismo a la cabeza.

Y otro apunte, grande Mikel Landa: el otro día nos acusaban de criticarlo siempre, cuando no es cierto, como corredor tenemos nuestras reservas, cosa que no quita que sea un corredorazo, pero en esta historia ha sabido aglutinar fuerzas y sacar esto adelante.

Compaginándolo con una trayectoria profesional del máximo nivel, cosa que no será sencilla.

¿Qué hay después de Albert Torres y Sebastián Mora?

torres mora ciclismo en pista

El vacío que hay en la pista española tras Torres y Mora es un agujero negro

Estos días, con el personal en otras cosas, queríamos hacer alguna pequeña reflexión sobre lo que vimos en el Mundial de pista de Berlín, a donde Albert Torres llegó in extremis para la americana con Sebastián Mora.

Pero más allá del atribulado viaje del menorquín, lo que se constata es la desgracia que algunos han hecho del ciclismo en pista en España.

Recuerdo un post, en el primer año de este mal anillado cuaderno, cuando hablábamos de la tragedia que se avecinaba para la pista española en Londres 2012.

Hoy tenemos que decir que con sólo Torres y Mora el Tokio 2020 estamos ante la peor presencia española en un velódromo olímpico desde Los Ángeles 1984…

Y en estas que Luis Román desde su imprescindible TrackPiste nos hace este «taurino» retrato de un paisaje tristísimo…

Ciclobrava – 400×100 Landing
400×100 Sea otter Landing
Gravel Ride 400×100

No fue ciclista, ni mucho menos pistard. Pero Rafael Guerra Bejarano, ‘Guerrita’, uno de los grandes toreros de la historia, dijo muchísimas frases que han quedado para la posteridad. Y entre ellas, una en el momento de su retirada que puede valer, convenientemente adaptada y explicada, para resumir el estado de nuestro deporte en España.

Después de mí, ‘naide’ y después de ‘naide’, Fuentes.

Ese Guerrita hoy por hoy no es uno, sino dos, Sebastián Mora y Albert Torres. Después de ellos, el vacío. Y más atrás, ese Fuentes por descubrir.

Berlín, por razones obvias en forma de lesión hongkonesa y de odisea árabe, no nos ha dejado ver a los dos diestros, aunque la faena de Mora haya servido para que el castellonense recogiera dos orejas, en forma de medallas en scratch y puntuación.

Eso sí, que ‘naide’ se llame a engaño: el coso de Tokio tendrá cinqueños de bastante más trapío, y el cartel de espadas promete que será bastante más complicado salir como triunfador.

Después ‘naide’, y lo digo con el mayor de los respetos a los Peralta, Moreno, Calvo, Casas y compañía que, aunque van mejorando sus tiempos –y el reloj no engaña- cada vez están más lejos de esos puestos del escalafón que antaño ocupaban nuestros diestros. Y sinceramente me duele ver que el esfuerzo de los corredores no tiene esa recompensa. A ellos no se les puede echar nada en cara.

Pirinexus 400×100 MOVIL
Cruz 400×100 Banner Landing
[pro_ad_display_adzone id=»22355

Claro que el ‘naide’ tampoco es una metáfora cuando hablamos de la persecución individual y, sobre todo, por equipos, dos pruebas básicas en nuestro ruedo: el record nacional vigente -3:59.520-, que además es inalcanzable, nos dejaría aún a siete segundos de estar entre los ocho mejores de un Mundial.

¿Y Fuentes? Ni se le conoce, y, lo que es peor, ni se le espera. Muchos años de carencias, de falta de trabajo, de desinterés y de desidia, no se van a paliar en un par de años con plan cogido con pinzas y con muchos errores de base.

París 2024 no va a valer una misa porque no vamos a llegar a tiempo, por mucho que recemos, en un ciclo que se presenta muy diferente, con cierta sensación de retirada, como le pasó a ‘Guerrita’.

No sólo para nuestros primeros espadas, Mora y Torres, a los que veremos bastante menos en los anillos, sino para disciplinas como la velocidad por equipos femenina, que, en base de una supuesta igualdad, ha recibido un rejón de muerte. Y no sólo en España.

Imagen: FB de RFEC

Coronavirus: Alguien miente en el confinamiento del Cofidis

Coronavirus Cofidis JoanSeguidor

Sobre el confinamiento del Cofidis en Abu Dhabi por el coronavirus no sabemos muy bien qué está sucediendo

Si hace una semana estábamos todos relamiendo con el inicio de la primavera y el excelente espectáculo que nos dieron las dos clásicas belgas, la realidad del UAE Tour, su cancelación, el confinamiento de ciclistas, especialmente los de Cofidis, nos dio la primera medida de lo que el coronavirus podía significarle al ciclismo.

Hoy ya tenemos la cancelación oficial de la Strade Bianche, algo que dábamos por hecho ayer mismo, y vemos que Tirreno y San Remo se van a quedar fuera.

En este diario pormenorizado de como el coronavirus influye en todo lo que vemos, leemos este tweet de Jacopo Guarnieri…

Ciclobrava – 400×100 Landing
400×100 Sea otter Landing
Gravel Ride 400×100

 

El ciclista italiano de Goupama acabó el 27 de febrero la que seria la última etapa del UAE Tour y a los dos días salió por el aeropuerto de Dubai con normalidad.

Mientras en el hotel donde se alojaba quedaron compañeros de equipo y de profesión, los consabidos del Cofidis, quienes han hecho visible su «estancia» en el Emirato.

Estancia que acabará el 15 de marzo.

Pirinexus 400×100 MOVIL
Cruz 400×100 Banner Landing
Mov_Gore

 

Así las cosas, mientras unos pueden salir, otros siguen ahí dentro, dando una imagen de superación que, dada la excepcionalidad del momento, podríamos hasta entender.

Pero hay que ponerse en la piel de esta gente, de ciclistas y profesionales del ciclismo que están lejísimos de casa, en unas condiciones que supongo no serán las mejores y una falta de transparencia que muchas veces nos hacen pensar lo peor.

El ciclismo no iba a ser ajeno a esta crisis del coronavirus, pero en la gestión de los malos momentos está también la llave de salida para buscar tiempos mejores.

Todo lo que está sucediendo alrededor del UAE Tour, nos hace pensar si todo esto está en las mejores manos, porque al final es lo de otras veces, pasamos el día pensando en que alguien miente en toda esta historia.

Imagen: UAE Tour

Bryton lanza su nuevo GPS Rider 860

Bryton Rider 860

En BRYTON acabamos de lanzar el último y más novedoso dispositivo Ciclocomputador GPS, el nuevo RIDER 860 que dispone de pantalla táctil a color de 2,8” que ofrece una excelente visibilidad de datos, además de una nueva interfaz mejorada y muy intuitiva, que proyecta este nuevo producto de BRYTON a una nueva dimensión.

El nuevo RIDER 860 dispone de mapas OpenStreetMap (OSM) pre-cargados en el dispositivo con navegación “turn-by-turn” o navegación con indicaciones giro a giro, que incorpora nombres de calles, mapas de sombras de laderas, curvas de nivel y la función POI mejorada.

Con el lanzamiento de este nuevo modelo, BRYTON ha aumentado y mejorado las posibilidades de conectividad e integración con terceros. Estas mejoras permitirán que el dispositivo pueda sincronizar de manera rápida y sencilla rutas con STRAVA, KOMOOT y RiderWithGPS, además de la creación de entrenamientos y sincronización de actividades con TrainingPeaks.

El  RIDER 860 representa el siguiente paso en desarrollo e innovación de producto de Bryton”, afirma Samuel Wang, fundador y CEO de BRYTON SPORT. “La estrecha colaboración con nuestros distribuidores y el trabajo realizado en desarrollo de producto con equipos ciclistas profesionales de primer nivel, nos ha permitido obtener una valiosa información reflejada en este nuevo RIDER 860”.

En próximas fechas se anunciarán más detalles sobre las características del nuevo RIDER 860, que ya está disponible en dos versiones en los países más representativos para la marca desde Enero de 2020, entre los que está el mercado español.

Características de Rider 860 de Bryton

Pantalla táctil a color

Diseñada para mejorar la visualización de datos y navegabilidad en el dispositivo, el RIDER 860 cuenta con una pantalla táctil de 2.8”, que hará la lectura de datos más clara que nunca y un menú mucho más intuitivo. Podrá mostrar hasta 12 campos de datos con los que se obtendrá una completa información de rendimiento y control del entrenamiento o actividad.

Navegación sin conexión

Con los mapas OpenStreetMap (OSM) pre-cargados en el dispositivo, el RIDER 860 muestra la información necesaria sobre ubicación y dirección en un simple vistazo, proporcionando una experiencia de navegación avanzada al ciclista. Además, la función de navegación “turn-by-turn” o navegación con indicaciones giro a giro incluye la información de distancia y dirección previamente a la llegada al giro, muestra los POI favoritos y en caso de salida fuera del track, el Rider 860 indicará automáticamente el camino para volver a él.

Soporte ESS

El RIDER 860 es compatible con los grupos de transmisión electrónicos, como el Di2 de Shimano, eTap de SRAM o EPS de Campagnolo. Es visible en pantalla la información sobre la relación de marcha usada, así como la carga de batería (en ESS).

Integración con APPs de terceros.

El RIDER 860 es compatible con aplicaciones como KOMOOT y RideWithGPS, desde donde podrás sincronizar tracks y rutas directamente al dispositivo.

Sincronización con Bryton Active

El RIDER 860 permite la sincronización de entrenamientos y actividades tanto vía WiFi directamente desde el dispositivo, como vía Bluetooh a través de un teléfono móvil y la App Bryton Active. Las actividades recogen todos los datos necesarios para el análisis de entrenamientos y evolución de los mismos, además de poder compartir directamente en redes sociales. Mediante la activación de la sincronización automática, Strava, TrainingPeaks y Selfloops Auto Sync recibirán las actividades directamente una vez se suban a la App Bryton Active.

STRAVA, TrainingPeaks y Selfloops Auto Sync

Los archivos de entrenamiento se guardarán automáticamente en el dispositivo en formato .fit, que posteriormente se pueden cargar en las Apps de entrenamiento más populares (no es necesario ningún software para  convertir archivos). Y la subida a otras Apps populares como STRAVA, TrainingPeaks o Selfloops Auto Sync es tan sencilla como la activación de la función de sincronización automática para cada una de las mencionadas Apps. El RIDER 860 también soporta aplicaciones profesionales de entrenamiento como GoldenCheetah, para un análisis mucho más detallado y profundo posterior al entrenamiento.
Toda la información

Eltin saca su nueva gama de bidones ciclistas

BIDONES ciclistas

Ligereza y fácil uso, así son los nuevos bidones de Eltin

¿Quién no se ha acercado a los ciclistas a pedirles bidones?

¿Quién no se ha acordado del bidón cuando el sol cae a plomo?

Hablamos de un elemento importante, los bidones son para los ciclistas el asidero donde agarrarse cuando la garganta se queda seca y el calor no deja progresar.

Hablamos de bidones ciclistas, los mismos que los que utilizan los mejores equipos profesionales de World Tour

Como decimos la hidratación es clave para el rendimiento.

Pero, además, contar con un bidón cómodo hace mucho más fácil beber sobre la bici.

Por eso, Eltin presenta su nueva gama de bidones que destacan por su fácil uso y su ligereza.

Eltin cuenta con bidones de 550 y 750 ml, que destacan por su ligereza.

Su récord de 54 g de peso (550 ml) se logra a través de su espesor variable. Están fabricados en material plástico inoloro, suave y duradero. Cuentan con una tapa ergonómica y multimaterial que garantiza un mayor y más fácil flujo del líquido.

Los bidones están disponibles en varios colores para obtener la combinación perfecta con el cuadro de la bicicleta.

BIDÓN 550ML

  • Capacidad: 550 ml.
  • Peso: 54 g.
  • Medidas: 180 mm.

 

BIDÓN 750ML

  • Capacidad: 750 ml.
  • Peso: 80 g.
  • Medidas: 20 mm.

Warm Series 2020 by Gobik: Ya está aquí el verano

Gobik verano JoanSeguido

La colección de verano de Gobik evoluciona sobre los signos que han marcado el nacimiento de la marca con nuevo maillot “Stark” y evoluciones en los “Attitude”, “CX PRO” y “Carrera”, entre las principales novedades

La colección de verano de Gobik, la “Warm Series 2020”, ya es una realidad. Se trata de la cuarta colección que la firma saca adelante, una propuesta basada en tres grandes pilares: evolución, esencia y color.

Tres conceptos que alienados dan con una colección que bebe de signos que marcan el camino de la marca, por ejemplo, los motivos geométricos en sus detalles, con la inclusión de nuevos colores, algunos ya testados con éxito y otros, como el blanco que suponen un paso más.

En este sentido, Ángel Lencina, responsable de desarrollo de producto de Gobik, afirma que “en esta campaña introducimos el color blanco, neutro y versátil, además de ser muy visible y fresco para la temporada de verano. Por estos motivos decidimos apostar un poco más por él respecto a colecciones anteriores”.

Las principales novedades

Entre las incorporaciones destaca el nuevo maillot “Stark” con un fit más relajado y que toma el relevo de los “Classic” y “Rocket”.

“Se trata de un modelo muy polivalente que se adapta a todo tipo de complexiones. Incorpora un nuevo material en las mangas, que además son un poco más largas” añaden desde desarrollo de producto.

En los modelos “CX PRO” y “Carrera”, los cambios hacen referencia “a los materiales, incluyendo en el bolsillo de ambos maillots un tejido más transpirable y a la vez resistente, con una textura muy personal creada aquí mismo y que comienza a escalar puestos entre nuestras favoritas”.

La colaboración con equipos profesionales, tanto en carretera como mtb, ha servido para lanzar el “Invincible”, una evolución del “Attitude”, quitando al maillot elementos prescindibles en competición para aligerar la pieza.

Gobik Verano Ivan Basso JoanSeguidor

Ediciones especiales

La entrada en temporada de eventos abre las puertas a una intensa campaña de ediciones especiales y limitadas en Gobik, líneas que acompañarán la colección de verano.

Así, están disponibles las equipaciones de todos equipos vestidos por la marca, tanto de carretera (Caja Rural-Seguros RGA y Kometa Xstra Cycling Team) como de MTB (Absolute-Absalon, PMX Racing Team y BH Templo Cafés UCC), sin olvidar propio Factory Team de Gobik.

Pero además se han preparado ediciones limitadas con motivo de los quince años de la Titan Desert (maillot, culotte y calcetines), las cien ediciones de la Volta a Catalunya, la tercera vuelta por etapas más antigua del World Tour que se desarrollará entre 23 y 29 de marzo, y las propias de los embajadores Alberto Contador, Carlos Coloma e Ismael Ventura.

La colección ya está a la venta

En definitiva, la “Warm Series 2020” retrata un escenario “de primera juventud, ya que hemos despegado, pero ya con cierta trayectoria a nuestras espaldas, algo que nos ha permitido crecer, aunque siempre sabedores que nos queda mucho camino para llegar lo más lejos posible en el desarrollo de nuevos modelos” afirma Alberto Ayala, responsable de marketing.

Toda la colección del verano 2020 de Gobik está a la venta desde el pasado 2 de marzo.

Strade Bianche: ¿De dónde viene la fiebre por el ciclismo vintage?

Ciclismo Vintage JoanSeguidor

La Strade Bianche es la cuna del nuevo gusto del ciclismo vintage

En 2020 la Strade Bianche es noticia por su anulación, pero la historia, la misma que no ha visto una suspensión de la Milán-San Remo desde la II Guerra Mundial, viene de antes.

En 1997 nació en Italia, en la preciosa Toscana, la tierra de viñedos e increíbles ciudades medievales, L´ Eroica, era la nueva edad de oro del ciclismo vintage.

Por los caminos que en Castilla se podrían llamar “de concentración”, se lanzaron miles de cicloturistas equipados por bicicletas de sabor añejo.

Dotados de glamour de antaño, viejos hierros rehechos a sí mismos. Piezas de museo, menospreciadas durante muchos años, por su peso e incomodidad, abordaron las rutas de la Strade Bianche.

Todos debían llegar a la salida de Gaiole in Chianti con una bicicleta anterior a 1987, es decir, y para ubicarnos, todas las anteriores al triplete inédito de Stephen Roche. Combinando gravilla, tierra y asfalto se pusieron varios recorridos y distancias según los niveles y exigencias.

Ciclobrava – 400×100 Landing
400×100 Sea otter Landing
Gravel Ride 400×100

 

Todo se vistió de rosa, muy italiano, vino y pasta rodearon el evento, el círculo estaba cerrado, fantástico producto que desde entonces no ha parado de crecer.

Y lo ha hecho tanto que cada mes de marzo, un sábado en las líneas que dibujan el mapa de Siena se reúne parte del mejor pelotón mundial dando salida a grandes ganadores y mejores momentos de ciclismo: Cancellara, Kwiatkowski, Stybar, Gilbert, Alaphilippe…

Arrate JoanSeguidor

Es la Strade Bianche, la repercusión más obvia y directa de este evento que al mismo tiempo ha inspirado no pocas citas en el calendario español e internacional en las que ciclistas pertrechados con maillots de hace cuarenta años, chichonera en ristre y vieja, pero remozada, bicicleta entre las piernas se dan cita para recorrer pintorescos lugares.

Hace un tiempo Jordi Escrihuela nos deleitaba con una pieza sobre la vieja bicicleta que le acabó cautivando y llevando por los páramos de medio mundo a presumir el mero placer de rodar como antaño.

Con Jordi quisimos saber de las raíces de esta nueva pasión que además de generar eventos por doquier da de comer a no pocos restauradores, auténticos artistas platerescos que en otra circunstancia no habrían tenido esta cantidad de trabajo.

Pirinexus 400×100 MOVIL
Cruz 400×100 Banner Landing
Mov_Gore

 

El amante del ciclismo vintage admiraba a Perico, a Ocaña, a Bahamontes, y echa de menos aquel ciclismo de costura y tapiz, sin pulsómetros, ni CRM no ostias, era ciclismo a pelo, corrido con el corazón y las sensaciones, de rompe y rasga. La tecnología le ha robado alma al ciclismo, como a otros deportes, al mismo tiempo.

Hay auténticos nostálgicos de aquello.

Y la única manera de revivir esa época es montando estas fiestas del ciclismo sin pulsómetros, ni medias, ni chips, ni dorsales sino sacando las viejas bicis de rastrales, manetas en el cambio, y nuestros maillots de laneta de los sesenta o setenta

Gobik nos presentó los maillots de la Volta 100

Hoy en día se ve a Froome, Bernal, Roglic y compañía, se disfruta, se sabe más que nunca de ellos, quizá demasiado, y la química no es la de entonces cuando un campeón era la cara de tu chapa en los juegos de corral y llenaba de posters las paredes de tus paredes con relieve de gotelé.

Hoy las carreras muchas veces se resuelven por un puñado de segundos, ya no existen las pájaras, ni los ataques suicidas, ni las heroicidades en montaña ni la épica, todo está bajo control, el ciclista no es dueño de sus actos, no hay tiempo para la improvisación, todo está bajo el mando de la voz del director en el pinganillo.

Por eso triunfan estas marchas, por eso  vuelve lo antiguo, que aunque un incauto lo pensara, nunca pasó de moda.

Imagen tomada de totalwomenscycling.com

trata de un accesorio fundamental para las bicis de piñón fijo, porque significan el único sistema de seguridad para los que no llevan freno o llevan un solo freno. Es un sistema de retención que básicamente te ayuda a frenar hacia atrás con los pedales sin que vueles de la bici.

No obstante como todo sistema de frenado, los straps de pedales deben ser regularmente mirados para ver si hay desgaste. Todo depende de cuánto los usas y del tipo de bici que tengas. Nuestros straps aguantan bastante y a nivel de relación precio/calidad son de los mejores del mercado.

Lacets de Montvernier: La culebra del ciclista

Lacets de Montvernier no es el puerto + duro, pero sí uno de los + icónicos

«L’une des stars du prochain parcours» Christian Prudhomme dijo sobre Lacets de Montvernier hace cinco años.

No tuvimos ninguna duda. La visión desde la carretera de esta escalonada ascensión nos impresionó desde el primer momento. Espectacular.

Pensamos que tenía que entrar con todos los honores en esta sección. Nos frotamos los ojos, nos miramos y una media sonrisa se nos escapó del alma.

Al ver la sinuosa cinta asfaltada que, de lado a lado de la montaña, se retorcía subiendo agarrada a la ladera salvando el tremendo desnivel, atravesando pasos naturales entre las rocas del abismo, lo tuvimos muy claro: ¡queríamos subirlo!

Una escalada de 17 curvas de felicidad, la que nos proporciona estos Lacets de Montvernier, haciendo de esta subida una experiencia única, muy vistosa, que hará las delicias de cualquier cicloturista.

Algunas fuentes hablan de 18 cordones, porque parece ser que uno de ellos está «cuestionado» como tal.

No seremos nosotros quienes le otorguemos la categoría de lacet o no, pero sí contaremos que las horquillas, sobrepuestas una encima de la otra, literalmente, que se aferran a la montaña en unos 3 kilómetros, dan como resultado una curva cerrada cada 150 metros.

Eso es mucho lazo continuado.

De acuerdo que Alpe d’Huez cuenta con 21, pero lo hace en una distancia cuatro veces mayor que en Montvernier.

Los ciclistas que las acometen a bloque comentan que tienen que frenar en sus curvas para luego coger velocidad para intentar ascender lo más rápido posible este corto y explosivo desafío.

No será nuestro caso.

Ciclobrava – 400×100 Landing
400×100 Sea otter Landing
Gravel Ride 400×100

 

La contemplación «sólo para nuestros ojos» de las continuas herraduras nos seguían produciendo muestras de asombro y cada uno de nosotros exclamaba un adjetivo para intentar describirlas: «singular», «imposible», «diferente».

Sólo es un pequeño puerto (¿sólo?). Una menuda joya escondida que se está haciendo célebre porque su foto ya se está empezando a publicar en revistas de turismo y que ha recibido el espaldarazo definitivo con su inclusión en la 18ª etapa del Tour de Francia de hace dos años, aunque ya fue «vista» por los seguidores en el Critérium du Dauphiné también esa misma temporada.

Los lacets remontan los 286 m de desnivel desde Pontamafrey (departamento de la Savoia, región Roine-Alps) a 492 m de altura, salvando el valle bañado por el río Arc para llegar a la Chapelle Nôtre-Dame-de-la-Balmes antes de dirigirnos hasta la pequeña población de Montvernier a 778 m, situada en una gran meseta al abrigo de los grandes Alpes.

Así es. Toda esta zona es un lujo para el cicloturista, el hogar de cinco de las diez ascensiones más famosas de Francia: Galibier, Iseran, Madeleine, Glandon y Croix de Fer.

Y ahora el Col du Chaussy.

Pirinexus 400×100 MOVIL
Cruz 400×100 Banner Landing
Mov_Gore

 

Un gran paso de montaña de difícil grado a 1533 m de altitud que se inicia aquí, en esta divertida, estrecha y empinada carretera que es sólo una cuarta parte de su ascensión y siempre pedaleando a un constante y mantenido 8% que nos llevará por una fabulosa ruta que nos pondrá en el camino hacia el Col de la Madeleine.

Mirando de nuevo estos especiales Lacets de Montvernie nos sigue pareciendo improbable que hayan podido construir un camino por ahí.

Pero sí, la encontramos trepando bruscamente por el acantilado esta asombrosa obra de ingeniería de caminos de montaña, que con total seguridad habrá seguido los pasos de una mula ascendiendo por esta ladera, como no podía ser de otra manera.

Finalizada las obras en el año 1934, después de seis años de construcción, sus ingenieros poco o nada podían imaginar que iban a hacer tan dichosos a tantos seguidores del ciclismo que cuanto más cuesta arriba se hace más felices son.

Sólo nosotros, las vacas, las ovejas y el cielo azul. Y unas barandillas «donde agarrarnos» que nos protegerán del precipicio. Suerte que por aquí hay muy poco tráfico y además los vehículos de gran tamaño tienen prohibida la circulación.

Mucho mérito tiene el fotografiar los lacets. A no ser que montemos en helicóptero o dispongamos de un dron puede ser difícil plasmarlas en papel. Creemos que nosotros lo hemos conseguido y hemos intentado llevaros estas imágenes a vuestras retinas y por eso pensamos que el hecho de que sean «poco visibles» haya sido una de las razones por las que la subida se ha debido mantener en relativo anonimato hasta ahora.

Los Lacets de Montvernier son divertidos, entretenidos, enganchan, pero son sólo el glaseado de un gigantesco pastel de grandes ascensiones que es la vallée de la Maurienne.

Por Jordi Escrihuela