Donde va Van Aert, aparece Van der Poel

Tuvalum

Como el gato el ratón, Van Aert y Van der Poel crecen juntos

Cuando Mathieu Van der Poel ganó su segundo mundial de ciclocross, se ponía colofón a la teoría de muchos en los meses de invierno.

«La clase y calidad de Van der Poel nunca estará al alcance de Van Aert» nos venían a repetir sobre neerlandés y belga para justificar el favoritismo del primero.

LDB_Berria 1024×140

 

Este año Van der Poel logró en Dinamarca el arcoíris, pero cabe no olvidar que su rival por definición lo ha sido tres veces, una vez más que el neerlandés.

Sea como fuere, Wout Van Aert, quizá, sobre el papel, menos talentoso que Van der Poel es una referencia fija y fiable para éste.

Y lo es por que no puede ser casualidad que tengamos la sensación de que el prodigio del Coredon sigue los pasos del hoy flamante ciclista del Jumbo.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Este fin de semana hemos tenido una muestra más de lo que decimos.

El sábado en San Remo Wout Van Aert desafiaba los kilometrajes del ciclocross, incluso de las grandes clásicas que corrió el año pasado, para llegar delante, sexto nada menos, a San Remo.

Si Alaphilippe nos pareció fuerte, si Sagan también, aunque errara en el sprint, no menos fue la sensación de Wout Van Aert.

Pirinexus 300×250

 

El belga de la escuadra holandesa fue uno de los que más exhibió en el tramo final de la carrera más larga del año.

Ello habla de su estado de forma, por un lado, y delo mucho que le queda por aprender en el gasto y generosidad en la carretera, por otro.

Wout Van Aert tiró y cerró algún hueco, mientras los capos que llevaba a rueda estiraban las patas demandando sangre en el músculo.

 

No obstante, Van Aert tiene motivos para estar contento, incluso desde insaciabilidad que a veces evidencia, porque siempre da un paso más, un motivo para confiar que la siguiente habrá más y mejor.

Si en el ciclocross Van Aert, por cuestiones extradeportivas también, da la sensación de haber tocado techo, en la carretera, éste se le adivina muy lejos.

Ya ha estado delante en Strade, donde no pudo con el final, y ahora en San Remo.

Su principal problema reside que necesita llegar solo, ante ruteros de excelente punta de velocidad.

 

No ocurre, sobre el papel, lo mismo que Van der Poel quien un día después de Van Aert en San Remo, y tres tras la caída de Noreke, no esperó al final para ganar un excelente Gran Prix de Denain.

Van der Poel demostró rodar de maravilla sobre un pavés que él dice que no es como el de Roubaix, pero que añadiría, no lo era por los rivales, ni por la calidad del mismo, haciendo «panza» en el centro y complicando la marcha.

SQR – GORE

 

Van der Poel tiene en los próximos días Gante-Wevelgem y Tour de Flandes

He leído de todo sobre su debut en las «majors».

Nosotros creemos que, como Van Aert, estará delante, otra cosa es la mecha que le quede al final.

Cambrils Square Agosto

 

Con todo Van der Poel ya sabe lo que es una carrera de primeros espadas, larga y pasada por agua, mucha agua.

Fue el europeo del año pasado, y sólo Matteo Trentin evitó su victoria.

Realismo de pedaleo y experiencia sobre una bicicleta eléctrica, gentileza de Berria Bikes

Que el prodigio Van der Poel siga la senda que marca su archienemigo, aunque quizá no de forma consciente, no tiene porqué ser malo.

Hace lo que se le da bien, y en su caso es casi todo.

El problema será para esa parte de la parroquia que se quede sin su concurso cuando se centré en algo y prescinda del resto de modalidades.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.