Giro: ¿Qué le vale a Mikel Landa?

Mikel Landa mala suerte JoanSeguidor

A cinco minutos de Roglic, hay que ser muy optimista para que Mikel Landa sea líder de Movistar en el Giro

Hace dos años por estas fechas, Mikel Landa se recomponía de aquella caída en la base del Blockhaus que sacó a Geraint Thomas de la carrera y le dejó sin opciones en la general.

De aquella experiencia Mikel Landa sacó la conclusión que mejor no dejarlo estar, que había que seguir y sacar lo que fuera de positivo de una carrera a la que acudía, por segundo año consecutivo, como cabeza de cartel del Team Sky.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Si en 2015, Mikel Landa iba sin cadena, al año siguiente nos sorprendió a todos con un abandono que muchos aún no acertamos a entender justo el día después de realizar la que posiblemente fue su mejor contrarreloj de siempre, aquella del Chianti que por cierto ganó un entonces poco conocido Primoz Roglic.

En 2017, Mikel Landa hizo una última semana de Giro lúcida y omnipresente, ganando una etapa, tras estar escapado casi todos los días, y vistiéndose la maglia azzurra en la plaza del Duomo de Milán, junto al rosa de Dumoulin.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Mikel Landa, leemos, pasa revista a la primera parte del Giro y admite que al menos le gustaría conseguir lo de hace dos años.

¿Es suficiente una etapa para Landa?

¿Es suficiente ser el rey de la montaña del Giro?

Mikel Landa Giro JoanSeguidor

Cuesta leer esto cuando lo que se vendió fue otra cosa.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Mikel Landa acuñó sus frases, de mago de las palabras, en su día, cuando le tocó trabajar para Chris Froome en el Giro.

Y desde entonces es un quiero y no puedo.

No rompe en montaña como un día lo logró, no hace las cronos que sí consiguió firmar en el Team Sky.

Al final habrá que creerse que como en el equipo inglés no ha vuelto a trabajar igual ni brillará más.

 

Que Mikel Landa admita que Richard Carapaz puede seguir creciendo es un paso hacia una convivencia que será imprescindible si Movistar no quiere ver como otra gran vuelta pasa por delante suyo con más pena que otra cosa.

Una cosa es la absurdez de la bandera y si Movistar como equipo español debe apoyar a Landa por ser español, y otra que Richard Carapaz tiene todos los elementos para ser el líder del equipo, porque entendemos que Andrey Amador no está como hace cuatro años.

En el ciclismo hay una cosa que se llama ley de la carretera, esa que da y quita razones y pone y saca líderes.

 

En muchos equipos del World Tour no existe cintura en la jerarquía y lo que el aficionado medio ve con nitidez, las direcciones de los equipos, a veces con la única habilidad de conducir bien el coche, no lo aprecian.

Desde fuera, viéndoles en carrera Richard Carapaz camina más que Landa, va mejor en todos los terrenos y en gincamas como la del otro día es capaz de ganar una etapa por delante de Caleb Ewan.

SQR – GORE

 

Cambrils Square Agosto

 

Días antes del inicio del Giro, Mikel Landa dejó pasar primero a Richard Carapaz en Asturias, pensando que el ecuatoriano tendría que currarle en Italia.

Quizá tendría que haber ganado él.

Pero las cosas no han resultado, y mil errores después, Movistar está en capilla de hacer justicia entre sus jefes y jugar con la mejor baza, objetivamente hablando, y no con la que partía desde Bolonia.

En la elección estará la clave.

Otras veces se eligió mal ¿volveremos a verlo?

Imagen: FB de Giro d´ Italia

 

¿Y si Egan Bernal estuviera en el Giro?

libro - Egan Bernal JoanSeguidor

Este era el Giro en el que Egan Bernal podría haber abierto el tarro de las esencias

El ciclismo ficción es un ejercicio tan sano como practicado.

Igual que los grandes seguidores del juego de tronos reclaman otras soluciones a los mil conflictos que atenazaban la serie de las series, prometemos verla algún día, el aficionado ciclista también es muy dado a figurar qué hubiera sido si…

Y de esta guisa, tal y como se está desarrollando el Giro, no somos pocos los que nos preguntamos por la suerte y desarrollo de la carrera si Egan Bernal hubiera estado en Bolonia hace diez días.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Todo lo que aquí se diga son suposiciones, pero pocas veces el debut de un yogurín de 22 años había despertado tanta expectación como la de Egan Bernal en este Giro.

Ni siquiera teníamos la certeza de que hubiera podido aguantar hasta el final, porque no había disputado nunca una grande en calidad de líder

Y todos nos agarrábamos al Tour que hizo el año pasado para pensar que podría ser un as en la carrera que camina ya por su segunda semana.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Pero Egan Bernal se cayó del cartel por una caída entrenando, un lance de esos que pone de relieve que este deporte es un cúmulo de circunstancias y cruces que hacen tu camino una especie de crucigrama infinito en el que sacar la cabeza a veces ya es un milagro.

Egan Bernal podría haber sido un hombre importante en este Giro y la gran incógnita reside en saber cuánto habría sabido minimizar los daños que Primoz Roglic le ha infringido a sus rivales sin casi haber entrado en la zona roja de la carrera.

Si una cosa nos ha despertado la admiración de Egan Bernal no son sus consabidas virtudes para escalar, que estaban ya fuera de toda duda y sí la capacidad que ha tenido el joven fideo colombiano de adaptarse fuera de su zona de confort.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Egan Bernal dio una de las exhibiciones del año en la París-Niza cuando rodó en medio de los abanicos con un armario de dos por dos tipo Luke Rowe como si de un persecucionista se tratara.

Y salió reforzado de la crono larga, que ganara curiosamente Simon Yates, ante sus rivales y en especial Nairo Quintana.

La gran circunstancia que ha ocurrido en San Marino es el margen que ahora tiene Primoz Roglic frente a sus rivales, a excepción hecha de Vincenzo Nibali.

 

 

Si Egan Bernal hubiera estado en carrera posiblemente estaría como el italiano o quizá mejor, vista su capacidad de progresar en las cronos.

Primoz Roglic ya sabe cómo se las gasta el colombiano, hace un año escaso lo sufrió en Romandía, y hace menos en el mismo Tour de Francia, en el que el ritmo de Bernal quitaba las ganas de intentar nada frente a Thomas.

En este Giro Bernal no hubiera corrido con la presión que seguro que tendrá en el futuro y podría haberse movido con mayor libertad y ¿quién sabe? quizá llevarse a alguno por delante.

 

SQR – GORE

 

El problema de Egan Bernal no es su trabajo ni su progresión, en todos los terrenos y al mismo tiempo además.

Como otros grandes ciclistas empieza a tener un problema serio con las caídas y el oportunismo de las mismas.

¿Por qué elegimos un Suunto?

El año pasado tuvo dos galletas importantes, ahora ésta entrenando.

Miguel Ángel López puede explicarle como levantarse una y otra vez de tortazos que en estos superhombres no pasan la factura que seguro a cualquiera de nosotros nos dejaría para el arrastre.

Cambrils Square Agosto

 

Sin embargo liderar antes el Team Sky y ahora el Team Ineos en una grande es un privilegio disputado y cotizado.

Egan Bernal se lo había ganado muy rápido, a las 22 primaveras, por eso cada vez que el Giro entre en zona caliente, no podremos menos que imaginar qué habría sido de la carrera de haber estado él en la misma.

Al fin y al cabo, el ciclismo ficción es un ejercicio sano que entretiene y no cuesta dinero.

Giro: La república independiente de Primoz Roglic

Giro Primoz Roglic JoanSeguidor

Es complicado pensar que el Giro se le escape a Primoz Roglic, pero…

En San Marino se asienta la república más antigua del mundo.

Un sitio indómito escarpado, no muy alto, pero sí violento, que emerge de la llanura entre Rimini e Imola, por donde trepan viñas y corre el buen vino de sangiovese, la tinta italiana que seguro habrá corrido en la mesa del Jumbo Visma, pues su hombre fuerte, en el primer tercio del Giro, domina con una autoridad que antes de la crono se pensaba sólida y que una vez pasada parece infranqueable.

Como aquellos indómitos que se instalaron en la falta del monte Titán.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

San Marino, ese recodo que se mantuvo al margen de lo que le rodea, que supo pervivir al tiempo y a los tiempos, contra todo pronóstico, en medio de ciudades estado, de una unificación que no fue hace tanto tiempo…

En sus murallas se erige el orgullo de Primoz Roglic

Porque San Marino es la metáfora a la que se agarra Roglic para pensar que el Giro no se le puede escapar.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Hará bien o mal, yo creo que lo segundo, si piensa que ya lo tiene, sin embargo eso no quita que estamos ante un corredor de esos que intimidan antes, durante y después de la competición.

Primoz Roglic corrió a dos velocidades, porque la ocasión lo solicitaba, y le valió como si hubiese planteado la crono en modo lineal.

Las curvas, la generosa lluvia le invitaron a ser prudente.

¿Habría ganado a Campenaerts en otras circunstancias?

No creo que ni resulte relevante la cuestión.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

El campeón europeo de la modalidad se lo puso lo complicado que la situación exigió al coco esloveno.

Porque el objetivo de la etapa podía o no caer, el varapalo a los rivales no se podía obviar.

La Girona Gravel Ride abre la puerta al ciclismo de caminos en la Sea Otter 

Primoz Roglic sabe que en el golpe de efecto, en teatro que le rodea le va su suerte.

Las diferencias son buenas, muy buenas, casi óptimas.

 

Es muy complicado pensar en ciertos nombres para ganar este Giro y eso pesa en la mesa.

Estamos con una semana de competición y las diferencias parecen de tres.

O muy audaz es Mikel Landa, o creemos que su Giro será el que sea, pero muy complicado pensar que con la general de objetivo de fondo.

Landa está a casi cinco minutos, una barbaridad, un mundo que deberá hacerle reflexionar: ¿qué le pasa siempre para acabar así?

Queda mucho, sí, pero ese #FreeLanda que proclamó, por ejemplo, cuando el tocó trabajar para Froome ni se le ve, ni se le espera.

Jugar a la heroica puede resultar, pero la ruleta que se impone para Movistar excede lo que el equipo ha demostrado este tiempo.

 

Si hasta un gregario excelso y generoso, que además fue cuarto en un Giro, como Andrey Amador puede ser mejor baza.

Por no hablar de Richard Carapaz.

Empezamos por Landa, porque lo hacemos por el final, porque subiendo la mirada, omitiendo a Esteban Chaves, tocó su techo en 2016, Miguel Ángel López vuelve a estar donde no quería estar al inicio de la carrera, donde ha estado otras tantas veces, en posición de remontar si la seguridad que la victoria en el Giro pueda ser un objetivo realista.

En Monells la Ciclobrava tiene su avituallamiento medieval

A Miguel Ángel López entre las cronos y percances varios, siempre le surge algo que le lastra y por encima de los cuatro minutos tendrá que echar mano de un Astana, por otro lado, inspirado y con opciones de hacerlo bien si Pello Bilbao impone la regularidad que emerge cuando otros naufragan.

SQR – GORE

 

Roglic, Landa, López,… sin embargo quien tiene que salir de San Marino tocado es Simon Yates, el inglés de lengua de plata que ha cuajado la peor crono de su carrera en el momento más inoportuno.

Cuando el crono marcaba a Simon Yates tres minutos por encima de Primoz Roglic pensamos en un espejismo, en un mal sueño para un ciclista que no puede permitirse estas cosas cuando opta a ganar el Giro de Italia.

Simon Yates va a tener que afilar el ingenio, buscar en el recorrido, atacar donde nadie ataca y tomar los riesgos que el año pasado quizá no debió afrontar.

Cambrils Square Agosto

 

Que el inglés ante tan descolgado es una excelente noticia para lo que ha de venir.

La carretera es sabia, por eso, y pone elementos que distorsionan por medio, ciclistas que no son top, pero…

Caso de Bauke Mollema y Rafal Majka.

En el caso del neerlandés el ciclismo saldaría con justicia la fortuna que siempre le ha faltado al del Trek.

Y por último, y no menos importante, el ciclista que creo le hace perder el sueño a Roglic, Vincenzo Nibali, el superviviente, el corredor que siempre nada, mira adelante, no se amedrenta y seguro que le pondrá en un aprieto.

Lo dijimos en la partida de Bolonia, que le pregunte Roglic a su compañero Kruijswijk qué es correr con Nibali echando el aliento por detrás.

Primoz Roglic es el capo, pero queda Giro, dos tercios nada menos y la carrera encara rumbo a Piamonte y Lombardía.

Imagen: FB de Giro d´ltalia

 

 

Carapaz o Landa: ¿Quién debería liderar el Movistar en el Giro?

Carapaz Landa Movistar Giro JoanSeguidor

Carapaz conquista poco a poco un liderato que parecía para Landa

La victoria de Richard Carapaz en el Giro de Italia fue la décima del Movistar Team este año, pero la segunda en el World Tour.

Han pasado dos meses y medio desde aquella victoria de Alejandro Valverde en el UAE Tour, dos meses y medio en los que el celeste, pues eso, ha estado en un quiero y no puedo, en uno de los peores arranques de campaña que se les recuerda.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Lo cierto es que el triunfo de Richard Carapaz es todo un síntoma de cómo está la relación de fuerzas ahora en el grupo telefónico.

Ganar como lo hizo el ecuatoriano es de un mérito tremendo, vista el carrusel que fue el final de etapa, los accidentes, el ritmo endiablado y conseguir sorprender en un grupo en el que iban Caleb Ewan, Diego Ulissi y el líder, Primoz Roglic, ese que parece que ni siente ni padece.

Arranca por sorpresa sí, pero desfonda al Emirates que va con Ulissi y obliga a morir a Ewan, quien entra pidiendo la hora en meta.

Confianza o forma, lo primero, lo segundo o ambas cosas: Richard Carapaz tiene las dos cosas para hacer lo que ha hecho y a quién se lo ha hecho.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Ahora mismo, como están las cosas, como va la carrera, el líder del Movistar no es quien porta el dorsal 1 del equipo y de la carrera, algo que por cierto, no entendemos el motivo.

Ahora mismo Richard Carapaz es la baza más sólida del Movistar, el equipo que siempre moja en la grande donde menos carne pone en el asador.

Deberían pensar en los motivos…

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Sea como fuere sólo los muy acérrimos, u optimistas, pueden imaginar ahora mismo a Mikel Landa como capitán del Movistar

La Ciclobrava te lleva por la intimidad de un territorio ciclista 

Su periplo por el Giro se resume en casi dos minutos perdidos cuando la carrera no emprendido aún rumbo al norte, cuando sigue bajando por la bota, dejando Roma atrás y el domingo le espera otra crono.

Pensábamos que cuando Mikel Landa decía que estaba bien se refería a otra cosa.

 

El primer día fue el favorito peor parado de la exhibición de Roglic, y eso que no era un prólogo al uso, coronando San Luca.

Adujo problemas de alergia.

En la llegada a Frascati salvó la caída que ha dejado a Tom Dumoulin fuera de carrera, pero no la siguiente.

 

No contento con ello llama «retrasado» a Simon Yates, en caliente, sí, pero se lo llama, por mucho que luego argumente que se sacó de contexto.

Cuando dices, literalmente, en una llegada, a 180 pulsaciones, que uno es «un retrasado mental» no sé qué contexto se malinterpreta.

Si lo dijo textualmente claro, porque si no fue así, entonces no es el contexto.

Mikel Landa da más titulares por lo que dice que lo que hace

Y el aficionado medio lo tiene cada vez más claro.

Además de disculparse con Simon Yates, quien está también en todos los fregados, podría haber felicitado a su compañero.

SQR – GORE

 

Pensar que Mikel Landa salga con menos de tres minutos perdidos de la república más antigua del mundo, la crono del domingo en San Marino, es ser muy optimista en un corredor que sólo tuvo una gran crono en su trayectoria, aquella del Chianti, hace tres años, un día antes de abandonar ipso facto el Giro que capitaneaba para el Team Sky.

Si el daño es el que se espera en la contrarreloj hay que ser muy optimista para pensar que puede ganar el Giro.

Y entonces qué.

Pues que Richard Carapaz, callado, abnegado y trabajador trepa hacia un liderato que no sé yo si se lo acabarán dando.

La situación nos recuerda mucho a la de Andrei Amador hace tres años.

Cambrils Square Agosto

 

El costarricense llegó a ser rosa, y un año antes, en el Giro que gana Contador, había sido cuarto, pero el líder era Alejandro Valverde y no hubo discusión, ni siquiera atisbo de dos capos.

Al final, es cierto, que Valverde acabó en el podio de una carrera que resultó tremenda, pero el camino hasta el mismo fue un colmo de despropósitos tácticos del equipo telefónico.

Uno tras otro, que se resolvieron como otras tantas cosas que ha resuelto el murciano, por un talento infinito.

Cuando el «tito Alejandro» no resuelve, ya vemos cómo le luce a Movistar.

Imagen: FB Giro d´Italia

 

Hiroki Nishimura: ¿Es normal perder así un corredor el primer día de carrera?

Giro Italia Hiroki Nishimura JoanSeguidor

El Nippo-Vini Fantini sale de Bolonia con un ciclista menos por las «necesidades» de patrocinador

Hiroki Nishimura es un joven ciclista de Tokyo que tiene ya una historia para contar: no pasar el corte de la primera etapa del Giro de Italia y acabar fuera de la carrera al octavo kilómetro.

La actuación de Primoz Roglic le dejó seco al corredor del Nippo-Vini Fantini sin haber salido de los límites municipales de Bolonia.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Leemos que «Nishimura pagó la tensión de verse en una carrera así. Se le llevó al Giro para que adquiriera experiencia pero los nervios le pasaron factura y acabó fuera. Pasó una mala noche, casi sin dormir y así no podía competir».

El Cruz Criterium está diseñado para el transporte seguro de la mayoría de tipos de bicicletas. Es compatible tanto con ejes normales como con ejes pasantes, así como, con la mayoría de frenos de disco

Lo cierto es que el Nippo-Vini Fantini lleva una campaña en la que muchas alegrías no se ha podido  permitir, con una victoria en una carrera tailandesa.

SQR – Cerdanya Cycle

 

En su historia hubo grandes nombres como el lanzador argentino Max Richeze o el príncipe sin corona veronés, Damiano Cunego, ganador del Giro de hace quince años y ya.

Ahora mismo incorpora cinco ciclistas japoneses en la plantilla fruto de la normal cuota que el país que paga la fiesta quiere imponer.

Entre otros Sho Hatsuyama, el artífice de la primera fuga en solitario de la carrera por la Toscana. 

200 kilómetros en medio del viento y los paisajes de la provincia de Siena.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

 

Fruto de esa normal imposición, que el ciclismo da por descontada, el equipo se queda ahora con siete ciclistas.

Un equipo profesional con un ciclista menos en una jauría de World Tour pujando por todo un Giro de Italia.

Les lidera Marco Canola, tienen a Ivan Santaromita y Juanjo Lobato para buscarse la vida en las llegadas.

Este Giro tiene buenas etapas para el jienense, por cierto.

 

Pero no nos desviemos, que la regla no escrita pero efectiva de poner a alguien en el equipo por ser del país de uno de los patrocinadores puede resultar entendible, otra cosa es que sea, deportivamente lo más apropiado.

Al chaval japonés se le ha hecho pasar por un calvario que no ha servido para nada y deja al equipo cojo, de inicio, en su carrera de cabecera.

SQR – GORE

 

Cambrils Square Agosto

 

El ciclismo tiene moldes, estructuras mentales que a veces por el mero hecho de argumentar «es que siempre se ha hecho así» debería replantearse.

Se habrá quedado muy bien con el mecenas nipón, pero el de Italia, el de los vinos que ha pagado un equipo que ha tenido sus coqueteos con el dopaje -un saludo a Mauro Santambrogio, que llegó a discutirle un Giro a Nibali antes de dar positivo por EPO- sigue sosteniendo un equipo que va a la contra.

Las cuotas son entendibles, incluso legítimas, «pago luego mando», pero…

Imagen: FB Giro d´Italia

 

 

 

 

 

 

 

Giro: Bora y el ciclismo coral

Pascal Akermann Bora Giro JoanSeguidor

En el Bora se impone la norma de Astana y Deceuninck, repartiendo éxitos

La suerte de los equipos del World Tour es una especie de corriente que va de mano en mano que consiste en apretar muy fuerte para que no se escape.

En el balance del año, todos miramos a Astana y Deceuninck, pero la campaña del Bora responde perfectamente a ese patrón de «performance» coral que poco a poco se impone en el ciclismo.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Pascal Akermann ganó la primera volata del Giro de Italia, horas antes que Peter Sagan le diera la segunda victoria de la campaña a su equipo.

Dos triunfos en pocas horas, uno en Italia, otro en la que muchos consideran la cuarta grande, el Tour de California.

¿Qué tiene California para Peter Sagan?

Si vistéis ayer la jornada del Giro recordaréis la omnipresencia del Bora en todos los tiros de cámara.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Mientras mirábamos a Viviani, a Gaviria, que va con pólvora mojada este año, a Ewan, surgió el más grande de todos, un murlaco con la tricolor alemana recorriendo su pecho que los puso firmes, como los años, no tan lejanos, de Kittel y Greipel repartiéndose los triunfos y las migajas.

El año pasado cuando Maximilian Schachmann fichaba por Bora comentamos esto…

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Y ahí están los resultados.

El equipo, que ha renovado con su marca californiana de bicicletas por dos años más, reparte suerte entre parte importante de su plantilla.

Ya no hay un capo en el balance, que sí en lo moral, porque discutir el carisma de Peter Sagan en este equipo, y en el ciclismo en general, es tocar un muro.

Ahora los equipos se construyen de abajo arriba, dando oportunidades a cada vez más corredores, que toquen pelo, que se motiven más allá de un buen servicio a su jefe.

 

 

Y todo fluye.

En el Bora han ganado este 22 veces con siete ciclistas diferentes y en terrenos antagónicos.

Las virtudes ciclistas de La Cerdanya están a la vista 

Desde el dominio de la Itzulia, de Schachman a Emmanuel Buchmann, a las victorias de Sam Bennet, el anotador de la velocidad que no está en el Giro pero como vemos está muy bien cubierto.

Luego está la Vuelta a Turquía, única general, de Felix Großschartner. 

SQR – GORE

 

Cambrils Square Agosto

 

La lista la abre y la cierra, ahora mismo, Peter Sagan, ganando en Australia en enero y ahora en California.

El ciclismo de ahora, el que estamos viendo, quiere repartir juego, dar oportunidades, motivar al grupo.

Es un ciclismo coral, y vemos que resulta porque en los equipos en los que la jerarquía es inasequible pasa lo que sucede en el Movistar, por ejemplo, donde todo se juega a los de siempre y la cuenta de resultados cae.

Foto: © BORA – hansgrohe / Bettiniphoto

 

 

 

 

 

 

 

Giro: A Simon Yates le pueden las ganas

Simon Yates Giro JoanSeguidor

La paciencia es imprescindible para ganar el Giro, Simon Yates debería saberlo

Cualquiera que haya seguido la trayectoria reciente de Simon Yates sabrá que el Giro de Italia de hace un año es un punto de inflexión.

Hasta el viernes final de la carrera, a 48 horas escasas de aterrizar en Roma y su complicado circuito, Simon Yates era una maglia rosa sólida y contundente.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Iba con tres etapas en el zurrón y momentos mágicos de ciclismo, exhibiendo músculo en los confines de la tierra media del Gran Saso o ganando una clásica de primavera sobre Dumoulin en Osimo.

«Ataco donde nadie acostumbra a hacerlo» presume el «twin» inglés.

Este número previo al Giro del Procycling abre con Simon Yates como uno de los tipos a seguir estos días por Italia.

Dibujan un corredor muy cambiado de aquel que ganara una llegada en alto del Tour de la Gran Bretaña hace unos seis años.

SQR – Cerdanya Cycle

 

Entonces era un ciclista calmado, excelente pistard y proclive a decir más bien poco en las entrevistas.

Pero es estatus cambia, y la lengua se envalentona.

Simon Yates no para de hablar de su «obra inacabada», hace un año en Italia

Se crece y se ve bien, incluso en un contexto en el que Primoz Roglic impone respeto y hasta miedo.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

«Si yo fuera rival de Simon Yates estaría asustado» vino a decir en la preapertura boloñesa, unas declaraciones que no casan con aquellas de ese ciclista tímido y reservado de hace unos años.

Admite que lleva todo el año esperado este momento, que quiere este Giro, que casi le obsesiona.

 

Pero está en Italia, está en campo contrario y en su terna de rivales está el anfitrión Vincenzo Nibali, quien acostumbra a hablar poco y hacer mucho en la carretera.

Y Vincenzo Nibali pide respeto, que no es de recibo hablar así

«Quiero ver de lo que es capaz de hacer Yates en este Giro porque comentó que necesitaríamos ir al lavabo»

 

El pique es bonito, extraordinario, es sal y pimienta, el aliño de una buena ensalada.

Por qué correr el Girona Gravel Ride???

Nos gusta que fuera de la carrera haya chulería, sin rozar lo soez y es un hecho que Simon Yates tiene motivos para sacar pecho.

Otra cosa es que sea una buena estrategia, el querer correr tanto, sacar la manga antes que el brazo, creer que así puedes asustar realmente a la gente.

SQR – GORE

 

Cambrils Square Agosto

 

Porque en cuatro meses Simon Yates probó todos los estadios del ciclismo, lo suficiente como para ser precavido.

El ciclismo es un deporte que no dista mucho de la vida, cuando sacas un poco la coronilla la realidad te rasura, y no es tanta la superioridad de Simon Yates sobre sus rivales, como para hablar así.

El piensa diferente, actúa diferente, cualquiera querría el Tour tras ganar la Vuelta, pero le confiere al Giro carácter de prioridad porque siente que su ciclismo es éste.

En eso es coherente, pero tiene tres semanas para ver, como dice Nibali, si le cunden esas declaraciones.

Ha matizado, es cierto, pero el órdago está lanzado y aquí quien reparte juego, por el momento, es un tercero, Primoz Roglic, quien no parece por tonterías.

 

El Giro y Roglic, esto es muy largo

Giro Italia Roglic JoanSeguidor

El resultado de Roglic en el arranque del Giro no sorprende, pero sí las diferencias

Bolonia, gastronomía, universidad, pórticos…

La ciudad roja, en el corazón de la Emilia, la Romagna está yendo hacia el Adriático, color terroso por donde corre la sabiduría, como en la rosada Salamanca, en la que reina un esloveno que corre a cubierto.

Gravel Ride SQR – 300×250

 

Una contrarreloj de esas que no se estilan, un prólogo atípico, llano y dos kilómetros por el teatro porticado de San Luca, el alto de Emilia, una ascensión violenta, dura, en la que cada año, cuando las hojas empiezan a caer, pervive una de las carreras más bellas de la sesión.

Pero esta vez era el Giro, el Giro de Italia la fiesta que concitaba en Bolonia y su basílica ahí a lo alto, todas las miradas.

Unas miradas que rápido se asombraron por la «performance» de Primoz Roglic, un corredor que mete miedo…

SQR – Cerdanya Cycle

 

La contrarreloj que abrió el Giro de Italia de 2019 ha puesto de relieve lo que nos esperábamos.

Ahora mismo nadie rueda como Primoz Roglic, quien nos remitió a esos tiempos en los que, en una igualdad lacerante, llegaba uno y reventaba la escena.

Los motivos para apostar por Suunto

Tiempos mortales de Miguel Indurain, de Jan Ullrich y todos esos que llegaban a meta mucho antes que la media de los rivales, dejando por sentando que, en este terreno, no hay nadie como ellos.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Una contrarreloj atípica en todo, hasta en el curioso orden de salida que adoptaron los favoritos.

Cuando Simon Yates tomó la salida habían pasado dos horas y media desde la exhibición de Primoz Roglic sobre todos, principalmente sobre Tom Dumoulin, quien llega corto, sobre el papel, y casi de incógnito.

Ciertamente, lo que firmó el neerlandés no estaba sobre lo previsto, que no sólo fue distanciado por Roglic, también por Vincenzo Nibali, quien transmite unas sensaciones que creo la gente no valora lo suficiente, y Miguel Ángel López.

 

El Giro que espera a Mikel Landa

Fuera o no del top 6 de los favoritos, con la ausencia de Egan Bernal, Mikel Landa ha empezado con pie cambiado.

Hasta los más adeptos a la causa lo admite: «Un tiempo excesivo«.

Agarrarse a que en el Acebo estuvo espléndido, contra rivales muy alejados al nivel del Giro, es tan ingenuo como querer sepultar sus opciones de inicio.

 

Mikel Landa, sin el foco de otras veces, puede hacerlo lo bien que muchos no esperan, si lo que quiere es despistar, lo está haciendo bien, pero una crono que no le iba mal del todo no tendría que haber tenido este desenlace

Landa es la cruz de la salida boloñesa, la ciudad que abre un Giro que no admite otro pronóstico más allá de Primoz Roglic.

Ni siquiera Simon Yates, quien se proclamó favorito en los prolegómenos de la carrera.

SQR – GORE

 

El inglés es una baza sólida, como lo parecía el año pasado hasta tres días del final.

Todos sabemos lo que pasó.

Pues esto es largo, e incluso tedioso para quien se vacía en el empeño antes de vislumbrar el final.

Cambrils Square Agosto

 

Como demostró Coppi, «el mañana también existe» y en el juego de historias cruzadas veremos que todo es mucho más complicado que una contrarreloj y punto.

Que Steven Kruijswik le explique a Roglic cómo Nibali le minó y minó hasta hacerle fallar en el descenso del Agnello.

O que Adam Yates le diga a Simon cómo descolgar a Roglic, por mucho que éste parezca perfecto.

El Giro, tres semanas, veinte etapas y miles circunstancias… queda todo por delante.

Imagen: FB Giro d´ Italia