Mundial de ciclismo, la salomónica selección francesa

Francia, «la patrie», la tricolor.

Llega el mundial de ciclismoRojo de fraternidad, azul de libertad, blanco por igualdad. Tres colores en el corazón, pero en la práctica dos, sin grises ni matices. Una selección dividida en dos podríamos decir, a la vista de la alineación que anticipan.

Para el Mundial de Qatar

Se prevé la bicefalia en la punta del equipo galo,

que no gana un mundial desde hace casi veinte años, cuando lo logró Laurent Brochard en San Sebastián. Se propone azul o rojo, no hay blanco, que sería el tercero en discordia, Bryan Coquard, un ciclista que nos gusta mucho, por sus progresos, maneras y pasado pistard, pero que no destaca tanto como para eliminar a los otros dos velocistas con los que comparte generación. Al final, el único de los tres que curiosamente ha sido campeón del mundo en algo, americana el año pasado en el velódromo de París, se queda fuera.

La Francia roja es pasión, fuerza bruta y pegada. Es Cofidis

Al frente el velocista menos discreto que ha dado el país en los últimos tiempos. Nacer Bouhanni, el ciclista que entiende esto como un cuadrilátero, conflictivo y muchas veces peligroso, pero creo que el velocista más solvente del hexágono ahora mismo porque las veces que no le han descalificado ha logrado reunir un buen palmarés. Le acompañará su guarda pretoriana: Laporte, Lemoine y Soupe.

Cofidis siempre ha estado presente en la ronda Italiana del Giro, una prueba en la que los del equipo francés se han visto cómodos y han podido demostrar su estado de fuerza como equipo

La Francia azul es seda, sutil y efectiva. Es Française des Jeux.

Quizá en velocidad pura, Arnaud Demare no despunte coomo Bohanni, con quien le resultó imposible convivir en el mismo equipo, pero Demare tiene un registro de clasicómano, voila la San Remo,

Que puede servirle en la península arábiga, pues la carrera, aunque se presume al sprint, parece que tiene muchos matices antes del desenlace con muchos kilómetros en medio de desierto. Con Demare estarán Offredo, Bonnet y Sarreau.

Me gustaría saber cómo se sentirá Adrien Petit, compañero del ausente Couqard en el Direct Energie, solo entre dos bloques tan marcados, aunque con pasado en el Cofidis, donde ganó el emblemátco Tro Bro.

A mí esta selección me recuerda a aquellos equipos de Francia y las escuadras regionales que iban al Tour de los cincuenta y acababan como el rosario de la Aurora, con Geminiani mosqueado con Anquetil y Riviére, mientras Bahamontes le ganaba el Tour a Anglade. “C´ est la France”.

Imagen tomada de http://news24.tn

 

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.