Los días a los que se agarra Landa para el Tour

Mikel Landa sigue pensando que el Tour es posible

En el ciclismo de los vasos comunicantes, pocos ciclistas, dígase Mikel Landa y sueño llamado Tour, podían imaginar cierto desasosiego en este periodo final de confinamiento y cuenta atrás hacia la remozada temporada de ciclismo.

El calambre que ha surgido de Froome, desde el seno mismo del Team Ineos, sobre el su futuro, ha provocado reacciones en muchos sitios del mundo.

Si Froome va a aquí, si Froome va a allí, hace una semana nos preguntábamos por su Movistar, luego han surgido otros, algunos como el Bahrain de Mikel Landa.

Aunque sea harto complicado pensar que Froome deje el equipo inglés este año, lo cierto es que el sólo rumor de su posible adquisición pone en guardia a Mikel Landa, al punto que asegura que: «Rod me lo ha dicho personalmente«.

Lo que Rod, Rod Ellingworth, le ha confirmado a Mikel es que Froome no irá a Bahrain.

Cruz 400×100 Banner Landing

 

Sin estar presentes en la charla, podemos imaginar la escena de Mikel Landa interrogando al mánager de su equipo, inquiriendo sobre Froome, mostrándose casi despechada por la aparición de otro amor.

Mikel Landa dijo la última vez que sirvió a Froome, en el Tour de 2017, que nunca más podría su talento al servicio de otro, y aunque aquello sonara a aquella pomposa promesa de «Lo que el viento se llevó» lo cierto es que el alavés debe tener pesadillas ante el escenario de volver a compartir liderato, cuanto si más trabajar para otro.

La opción de Bahrain para el Tour es Mikel Landa, no hay otra. 

Gore 400×100 MArzo2020

 

¿Sigue el Tour en el radar de Mikel Landa?

Yo creo que no, pero también es cierto que le asiste, como hemos dicho otras veces, el beneficio de la duda.

Landa es talento puro, desde esa pose casi pornográfica, agarrando el manillar desde abajo, pero quizá todo eso no sea suficiente.

Landa se agarra, por eso, a los buenos días y de esos ha tenido unos cuantos.

El otro día viendo la reposición de aquel Mortirolo de Contador, recordamos que aquellas etapas Mikel Landa iba sin cadena, podíamos decir que frenado por la prioridad de salvar el papel a Fabio Aru.

Aquellos días, como la semana final del Giro de 2017, todo el día escapado, o el mismo Tour que casi acaba en el podio tras ayudar a Froome…

Esos son los asideros de Mikel Landa para pensar que el Tour está en su alcance, algo que no sólo pasa por días geniales y sí por salvar los malos días.

Y es que Mikel Landa, incluso tras su paso por Movistar sigue esperando la carrera blanca, sin percances y redonda.

El Tour le parece propicio, veremos si tiene lo suficiente.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.