salón de la fama flite selle italia

Selle Italia presenta la última evolución de este modelo, el nuevo Flite Boost

Lo hace manteniendo el concepto que lo ha llevado al éxito, pero aplicando las últimas tecnologías e innovaciones al diseño para alcanzar cotas de rendimiento nunca vistas sobre un Selle Italia Flite Boost.

Flite significa ciclismo desde 1990

Bart Brentjens se proclamó en Atlanta 1996 como primer campeón olímpico de MTB sobre un Flite, el legendario Marco Pantani hizo su famoso doblete ganando el Giro y Tour en 1998 a lomos de un Flite personalizado, elegido por corredores como Alexandre Vinokurov y Cadel Evans para la consecución de sus grandes éxitos y actualmente siendo el sillín preferido por Mathieu van der Poel o Caleb Ewan para seguir agrandando el palmarés del ya mítico Flite.

Flite Boost Superflow_CloseUp

La tradición continua

El nuevo Flite mantiene las formas planas para el apoyo que tanto han gustado siempre a sus usuarios pero implementa el diseño Boost de Selle Italia, la punta del sillín es ahora 27 mm más corta, quedando su longitud en 247 mm, y esto no es un mero detalle estético o que siga una moda, los sillines con diseño Boost permiten al ciclista encontrar la posición ideal fácilmente y, por tanto, mejorar su estabilidad y confort al tiempo que su adaptabilidad y eficiencia se ven aumentadas.

El Flite Boost está disponible en dos versiones, Fill y Superflow (con o sin canal), siendo lo que Selle Italia determina como categorías 1 y 3 mediante su sistema idmatch para identificar sus productos.

Además, cuenta con dos tallas, S para ancho de 135 mm y L para el de 145 mm.

Ver guía de tallas 

Así mismo, el nuevo Flite Boost equipa, según su configuración, raíles de manganeso, de titanio o los más livianos, de combinación carbono-cerámica de Selle Italia, que permiten detener la báscula en tan solo 157 gr para la versión Kit Carbonio Superflow pero sin sacrificar ni un ápice de confort gracias a la distribución de su mullido y su cobertura de Fibra-Tek.

Los precios para el nuevo Flite Boost son de 129,90€ PVP para la versión con raíl de manganeso, 214,90€ PVP para la que equipa raíl de titanio y 284,90€ PVP para la tope de gama con raíl carbono-cerámico.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.