Challenge Mallorca: ciclismo a oscuras

Challenge Mallorca JoanSeguidor

Ya puede ser bella Mallorca y su Challenge que sin tele en directo no existe

 

El dia de la marmota en la Challenge Mallorca, cada año por estas fechas, la misma palabrería.

A pocos días de la feria que llena Ifema, Fitur, donde la inversión en promoción turística es ingente, el ciclismo se concita en Mallorca, algunos pocos tienen que moverse poco, otros sólo saltar el charco.

Es lo que tiene España y la franja de levante e islas: ciclistas, equipos y estrellas.

Así las cosas, nos interesamos por dónde ver la Challenge Mallorca, la respuesta, por esperada, no deja de sorprender…

  • Agradecemos estos dos tweets, pero cabe decir que tras la primera etapa nos confirman que Eurosport no lo dio y que en Teledeporte se ofreció el resumen de madrugada, es decir: visibilidad nula la Challenge de Mallorca.

En el ciclismo, si no hay televisión, sencillamente no existes, no acontece, no hay carrera y aunque los calentones de pretemporada surtan su efecto en los corredores por la gran isla, poco o nada saca quien pone dinero en el evento si no hay una puñetera televisión en directo.

Es como si no pusieras el Garmin en la salida.

Por que televisión siempre hay, de una manera u otra, pero un enlatado en Teledeporte, a la hora de la merienda-cena no sé si es la mejor manera de devolverle al mecenas la confianza depositada en la carrera.

 

Cada año tenemos que imaginarnos los primeros duelos del año, los primeros días de competición en Europa, en las antípodas del Down Under, en imágenes mal tomadas y azarosos cortes.

Cada año hay que imaginar cómo fue el duelo de Valverde con Wellens, un clásico, entre otras estampas que nos regala la Challenge Mallorca, una de las tierras bendecidas para acoger y mecer ciclistas de medio mundo.

No sé si el cicloturismo ha tocado techo en la gran isla, si como en otros ámbitos, ya no se desean más ciclistas pululando por sus carreteras, por que a veces es lo que parece.

Estas semanas de enero, las de diciembre, España es el vergel de equipos ciclistas, y alrededor de ellos hay un interesante calendario, bien planteado, que recuperó Valencia, con televisión internacional, Andalucía, Murcia y Almería.

Para el 75% del pelotón internacional es sólo moverse una nimiedad en el mapa para darse las primeras zurras de la campaña.

SQR – GORE

 

Mallorca es tierra fecunda en ciclismo, con polémicas, no pocas, entre ciclistas y conductores, porque hay de todo en todos los lados, con buenos ciclistas saliendo de sus huestes y millones de cicloturistas venidos al calor de una temperatura ideal, un terreno envidiable y un ambiente que invita a ciclar.

Es por ello que no entendemos la sinrazón de una Challenge Mallorca sin televisión, sin poder ver el primer sprint en suelo europeo, con el Moschetti amasando sobre Ackermann, ahí es nada.

Lo que queda hasta el domingo, nos lo imaginaremos en twitter y redes y lo veremos, someramente en esos resúmenes.

No queda otra.

¿Qué será de todo este ciclismo si un día, como dice, se cargan Teledeporte?

Imagen: © BORA – hansgrohe / Bettiniphoto

El enésimo desprecio de TVE al ciclismo

La semana más gélida del año ha puesto la cosa ya caliente, la Challenge Mallorca ha servido para que los corredores rompan a sudar en suelo español con una competición que otra vez deja buenos instantes de ciclismo que muchos debemos imaginarnos, si queremos un día contar a alguien, como aquellos periodistas que seguían a Berrendero, Cañardo y Botella, que a falta de ver lo que pasaba realmente, le daban vueltas a la realidad, preguntaban a alguno de los ciclistas y sacaban piezas dignas de residir en el museo de la literatura.

Es fue hace cien años, casi, hoy nos parece inbreíble que pasara algo así hasta que… vemos que acaba pasando exactamente lo mismo. La Challenge Mallorca no ha existido en la pequeña pantalla y las maravillas de esa isla grande del archipiélago balear que tanto quiero, han quedado escondidas en la retina de quienes estuvieron allí, una ínfima parte del total de personas que tenía interés en saber qué pasaba por el lugar.

Hemos sabido de la irrupción ganadora de Tim Wellens y de que Alejandro Valverde está mejor de lo que muchos hubiéramos imaginado tras su percance “semi casero”, pues le sucedió cerca de casa, aunque montado en una bicicleta. Hemos sabido de que el Lotto está on fire, que lo ha ganado todo, a falta del epílogo de Palma. El duelo que se advivina para las Ardenas, el Wellens vs Valverde, lo hemos conocido de oídas e imágenes fijas en línea de meta…

Otro año la Challenge no ha tenido televisión en directo. Otro año han sido resúmenes enlatados en Teledeporte los que ha despachado la competición, la primera del maltrecho calendario ciclista español. El ente propuso un horario para esos resúmenes que se ve que no se ha respetado. Han metido otros contenidos, que al parecer ya se habían dado en otras ocasiones, y no sé a qué horas han dado la carrera. Yo sinceramente no he visto nada.

En la vida hay que tener socios, compañeros de viaje, fiables y que den resultado y otra vez Televisión Española ha demostrado que no lo es, que no es fiable ni resuelve a favor de los intereses de un deporte que les ha dado mucho, muchísimo, en tiempos pretéritos y que ahora ocupa el vagón de cola en sus preferencias. ¿El motivo? no lo sé, pero han conseguido que la Challenge Mallorca no exista, eso sí que es tangible. Viendo esto, imaginar que dieran el Mundial de ciclocross nos provoca la carcajada.

Mirad la Vuelta a Valencia, la prueba recuperada con toda la caballería hace un año, que se alió con Eurosport, un canal que sí respeta el deporte de las dos ruedas, le da más de 200 días de cobertura y lo pone en valor con previas y reportajes que dejan el trabajo de esa pareja que invita a la siesta, Perico y Carlos de Andrés, más que retratado.

No es la primera vez que lamentamos que una carrera tan singular como la mallorquina, que es la primera del año, que se corre en el paraíso literal y cicloturista, por los miles de personas que atrae cada año con idea de dejarse la pasta en el lugar, que tiene buenos corredores… quede relegada a las redes y las cuatro reseñas que leemos por ahí, pero es lo que ha vuelto a ocurrir y lamentablemente seguirá pasando mientras no den el salto a la una competición narrada y vista “live” que es lo que hacen las carreras que quieren seguir creciendo.

Imagen tomada de Ciclo21- Iraia Calvo

INFO

No conoces los workouts de Bkool???

#Profile2017 Si Wellens gana, gana el ciclismo

Corrió ayer por la tarde el rumor de que por las curvas que llevan a Deià, por las crestas de la Tramuntana, pasó un avión que iba recto y veloz. Era valón, iba de rojo Lotto y respondía al nombre de Tim Wellens. Quienes le vieron en el resumen enlatado de Teledeporte dicen que fue brutal, espectacular, por las mismas rutas, remojadas, muy remojadas, en las que perdió contra Fabian Cancellara, él quiso homenajear el mito suizo midiéndose en ambición y arrojo.

Pero, con todos los respetos para el prólogo mallorquín, esto es el entremés de la campaña, el primer cerrojazo al amanecer de una temporada que idea y busca ahora qué será de ella en los grandes momentos. Con Wellens sabemos que no nos equivocamos si decimos que será protagonista, estelar o no, dependerá de su suerte y acierto en la elección. En un ciclismo trufado de racanería e intrascendencia, gente como él tiene las horadas contadas, sin embargo hasta que podamos, debemos disfrutar de ellos.

Wellens explotó hace ya un tiempo. Lo hizo en 2014, en los estribos del otoño valón de mes de agosto, cuando le ganó un Eneco Tour a Tom Dumolin jugando a lo grande por los escenarios que llevan a Lieja. Ese día anotamos su nombre, en rojo y con letras marcadas, casi rehundidas en en papel. Una exhibición de esas que perturban, que quedan en la memoria, jugando a grande siendo un mocoso de 23 años y un pelotón de estrellas persiguiéndote.

Ganó ese Eneco, y ganaría el del año siguiente, también jugando fuerte, a lo grande, esta vez contra otro que no se esconde, Greg Van Avermaet, otro rara avis en el pelotón de pinganillos y órdenes de contener. Otro Eneco Tour, una de esas carreras que todos discutimos cuando la calzaron en el máximo circuito y que ha resultado excepcional por estos ciclistas. Al poco ganó en Montreal, una de las carreras canadienses que nada tiene que envidiar en plástica y calidad de artistas a un mundial.

Esas son las medidas de Wellens, las de un ciclista grande, con 25 años aún, en mayo cumplirá 26, con hechuras para volar alto, muy alto, como cuando ganó una etapa en el Giro, descubriendo que el Tour, por el momento, no le va y comprendiendo que quizá mejor dar un paso atrás en la más grande de todas y hacerte notorio en otras carreras.

Pero Wellens mira a su casa, a sus carreras y seguro que por Deià, mientras sorteaba los culebreos de la zona, pensaba en Lieja y en Huy, porque si alguien siemore busca romper antes del gran muro de la Flecha Valona ese es Wellens quien año tras año no ha podido llegar delante y sin embargo no renuncia a su estilo y forma de hacer.

Por todo eso no lo olvidéis, si gana Wellens gana el ciclismo y para muestra ir al resumen de Mallorca. Veréis lo que entendemos por CICLISMO.

Imagen tomada de Ciclo21- Iraia Calvo

INFO

Evita colas en el aeropuerto si quieres viajar con tu bicicleta