El triste relato de la pista española

En noviembre de 2011, en la recta final hacia los Juegos Olímpicos de Londres escribimos esto sobre el ciclismo en pista de España. Hoy las cosas están mucho peor.

Hace mucho tiempo que Jaume Mas, seleccionador nacional de pista hace más de diez años, dijo que un día escribiría sus memorias y contaría su versión de lo ocurrido antes, durante y después de su estadía en el cargo de máximo responsable del ciclismo en pista en España. Supongo que habrá para todos los gustos cuando esa historia vea la luz. Yo conozco de primera persona algunos detalles, no sé si muchos o pocos respecto a la totalidad, pero sí significativos del paisaje que se dibujó un día en los velódromos de este bendito país.

Sin embargo a lo que el técnico pudiera decir o no se le añaden otros testimonios y hechos consumados. A saber….

Por ejemplo el testimonio de Asier Maeztu en esta entrevista en el Diario Vasco, una sucesión de despropósitos que ha acabado con la retirada, silenciosa y sorda de un medallista olímpico, un lujo que seguro que echaremos en falta en unos meses. Leire Olaberria, otra medallista, también lo ha dejado en medio del silencio. Maeztu habla de sus años dedicados a la pista, contrapone la historia de éxito de Atenas con la frustración de perderse Londres por una apendicitis. Habla de la gestión del pasado, de la gestión del presente.

Yo me quedo con aquella cuarteta de persecución que los más nostálgicos recordamos de carrerilla: Sergi Escobar, Carlos Castaño, Carles Torrent y Asier Maeztu, sin olvidad que había un quinto, porque las mejores cuartetas del mundo siembre han tenido cinco ciclistas, uno de más por sí se cae alguno de los titulares. Hablamos de Guillermo Ferrer.

Pues bien, ya veis qué nombres, muchos posiblemente desconocidos para la mayoría y sin embargo se calaron el aro de laurel en el velódromo «made by Cataltrava» de Atenas. Se jugaron los cuartos contra ciclistas pros como Mc Gee, Wiggins, Lancaster,… y salieron adelante. Hete aquí el trabajo de los técnicos.

Y cuando hablamos de hechos consumados hablamos de los ciclistas que España tendrá en los Juegos Olimpícos de Río, me refiero a los que pisen el velódromo, no el «dream team» previsto para la ruta. Habrá tres corredores, tres, en una delegación que superó la docena no hace tanto tiempo. Juan Peralta, Tania Calvo y Helena Casas se han ganado el privilegio porque nuestros fondistas quedaron fuera de la carrera cuando la cuarteta no estaba en disposición de sumar.

Es decir Mora, Torres, que acaba de rescindir el contrato con su equipo en marzo, Teruel,… verán los juegos desde España o donde les pille. Lo curioso es que no he leído nada o casi nada de la pingüe cifra de pistards españoles en Río, la noticia se despachó titulando que «ya se conocen las cuotas de la UCI para los JJOO». Como digo, curioso.

Imagen tomada de la RFEC

INFO

2

Alfonso Ruiz, campeón Copa de España de Handbike 2015 

El  viernes 18 de marzo de 2016 ha tenido lugar en la sede central de CRUZBER SA el acto «Alfonso Ruiz, campeón Copa de España de Handbike 2015” con motivo de la entrega del maillot que acredita a Alfonso Ruiz como campeón de la Copa de España de Handbike 2015.

Alfonso Ruiz Moreno practica Handbike desde 2008, compitiendo en cuanta carrera popular y competición oficial le ha sido posible con notables resultados desde sus inicios en el campeonato de Andalucía de 2008 en que quedo 2º en su Categoría hasta el presente en el que se ha convertido en uno de los Handbikers más regulares y fuertes del panorama Español, siendo uno de los representantes Españoles en las pruebas internacionales UCI y EHC.

En 2015 Alfonso Ruiz ha participado en las carreras internacionales de Rosenau, Francia, se desplazó y compitió en las dos pruebas de la Copa del Mundo de Paracycling disputadas en Suiza (Yverdon Les Bains) 18º en Crono 21º en Ruta, Alemania (Elzach) 11º en Crono y 13º en Ruta, mejorando los resultados obtenidos en anteriores ediciones.

Ha participado en todas las pruebas de la II edición de la Copa de España de Handbike y Triciclos, Puertollano, Puerto Lumbreras, Cartama, Robledo de Chavela y Cartagena, terminando como líder de esta Copa de España 2015.

Alfonso Ruiz es patrocinado por CRUZBER SA y miembro #CruzFamily desde la pasada temporada 2015, en línea con el objetivo marcado por la empresa de apoyar el deporte andaluz y sus atletas, fomentar el deporte y sus valores, y revertir a nuestra sociedad valores y esfuerzos con tantas contribuciones como están a su alcance.

El papel de José Antonio Escuredo en el éxito de la pista española

José Antonio Escuredo es un tipo que no deja indiferente. La sinceridad que domina sus palabras ejerce de palanca para que su presencia no pase inadvertida. Estos días el catalán ha tenido la suerte de dirigir una selección española que realmente ha brillado mucho más de lo que un servidor preveía. Felicidades.

En Bielorrusia, el ciclismo en pista español halló los motivos para seguir creyendo que la modalidad necesita apoyo y recursos. Sabemos que los momentos no son los mejores, es más, posiblemente sean los peores de siempre. Por ejemplo en los muchísimos años que el hoy seleccionador lleva vinculado a la federación nunca vio nada igual.

Pero los resultados, afortunadamente, caminan por otro sendero, y muy opuesto. Las dos medallas de plata en sendas modalidades donde siempre hemos brillado como son la puntación y americana más el bagaje de la cuarteta indican que hay mimbres y sobretodo argumentos para creer en el grupo.

Se habla de un programa olímpico en Río de Janeiro que incorpore la puntuación de nuevo. A un servidor le parece una magnífica noticia y no sólo porque España goce de mejor tradición fondista, sino porque en la puntuación convergen nombres que engrandecen la pista añadidos a la espectacularidad de la carrera, en sí casi tan bella como la propia americana, sólo que ésta no parece estar en mente.

Dando vueltas sobre el papel de Escuredo en estos notables resultados creo que es de recibo pensar que con la premura que se incorporó al cargo la inercia anterior a él tuvo una cuota importante. Es decir, Escuredo lo ha hecho bien, sí, pero con su recién estrenado cargo poco pudo incorporar a lo ya establecido si bien, entre ese “poco” que ha podido contribuir está claro que no ha sido nocivo, más bien todo lo contrario. Por ejemplo, y como él mismo me confirmó, la cuarteta que firmó el mejor resultado absoluto desde Atenas 2004 viajó por su empeño.

Pero como el propio seleccionador reconoció en este mismo blog, su margen era más bien escaso. No estuvo a tope en el cargo hasta unas semanas antes de viajar a Minsk. Con todo cabe la lectura que él mismo repitió en el citado artículo y que reproduzco en su extensión:

 

Años atrás vivimos una época en la que obtuvimos grandes resultados llegando a pensar que España era una potencia mundial, si bien ésta era una verdad a medias pues todo fue debido a la coincidencia en el tiempo de una serie de corredores con unas cualidades excepcionales que obtuvieron medallas durante varios años.

 

Es decir, los resultados de Bielorrusia se deben al talento y trabajo denodados de nuestros pistards que a pesar de todo siguen en forma y pendientes de mejorar. Su menoscabo social, con un premio mediático pobre, y la escasez de medios no les amedrantan y siguen trabajando para cuando tienen que estar están. Teruel, Torres, Muntaner, Elorriaga, Leire, el eterno Maeztu,… son los Escobar, Llaneras, Torrent & cia de hace diez años, esa generación de individualidades a la que Escuredo se refiere. Si la apuesta de equipos fuertes como Movistar, Caja Rural y Euskaltel se ampliara sería excepcional para el fondo. En  velocidad, creo que el seleccionador tiene el conocimiento para establecer un mejor futuro. En esa “profesión a parte” que es la velocidad no obstante las cosas están muy complicadas, al menos para Río. Luego se verá.

Pero ahora, con un casi un 80% del ciclo olímpico por delante, Escuredo deberá refrendar este debut con nota alta que ha protagonizado. Que lo haga con la personalidad que siempre ha demostrado va a ser clave. Fácil no lo tiene, lo económico es importantísimo -a ver cuántas concentraciones podrá montar-, y deportivamente tendrá presiones muy fuertes. A mi juicio su principal objetivo consiste en cambiar aquello de lo que adoleció su generación: un plan de trabajo creíble que se le permita desarrollar hasta las últimas consecuencias. Eso es ni más ni menos lo plantearon los ingleses a finales de los noventa y miren. Jaume Mas tuvo ese plan, pero no se le dejó llevarlo adelante.  Ahora, José lo tienes en tu mano.