Rui Costa recupera la mejor versión

Rui Costa Saudi Tour JoanSeguidor

Rui Costa sale con la pólvora bien seca en el Saudi Tour

 

Rui Costa se ha asegurado salir en la historia, al menos en la del nuevo Saudí Tour, la nueva carrera que pone Arabia en el mapa, donde parte como ganador de la primera etapa y líder inaugural.

Una victoria que en el caso del portugués no es poca cosa.

Su pegada en llegadas que antaño dominaba a la perfección, que se lo digan a Purito y aquella dantesca historia de Florencia, no se le daban a uno de los corredores con más caché del pelotón, pero más ausentes del podio.

Desde que Rui Costa fuera campeón del mundo, podríamos decir que la maldición del arcoíris le rondó muchos años. 

SQR – GORE

 

Demasiados para uno de los ciclistas más listos del pelotón, listo para un servidor, odiado por muchos, por esa forma de correr que le supone competir sin dar una pedalada de más, si tiene uno al lado que la dé por él.

Epic Gran Canaria, utiliza el código 2754CBBULN y te ahorras un 10% 

Sin embargo, esa manera de hacer, aunque reprochable por quien sale «engañado» del luso, nunca será reprobable, Rui Costa le ha sacado brillo al arte de más por menos y eso, como otras muchas cosas en la vida es una habilidad poco repartida.

No obstante no sabemos si fue el mundial, o la salida de Movistar, si fue el huevo, o la gallina, pero este corredor nunca más brilló al nivel de ese mágico 2013.

Sí amasó tres Suizas, que no es poca cosa, pero al margen de ello, Rui Costa nunca, por ejemplo, machacó en Ardenas como se esperó.

Lo tuvo a tocar la edición que gana Wout Poels, aquella tarde nieve y viento en Lieja.

Es curioso, volviendo a lo de antes, porque en el haber reciente del luso brillan derrotas que en sus buenos tiempos ni por asomo hubiéramos visto.

El sprint de Omar Fraile en las entrañas de la Emila, etapa del Giro, o la que le quitó David Gaudu en Romandía, hace menos de un año.

Eso, al Costa auténtico no se habría escapado, como no lo ha hecho esta llegada del Saudí Tour, la jornada inaugural, sabedor que a 300 metros se jugaba lo gordo y atacando con todo para ello.

El sol de oriente le sigue siendo favorable.

Imagen: UAE Team