Ineos vs Movistar ¿Dónde triunfará el tridente?

Team Ineos JoanSeguidor

En el tridente de Ineos nadie destaca por encima del otro

Volviendo sobre el tridente, este año no lo tenemos en el Movistar y sí en el Team Ineos.

El tridente se ha convertido en una moda, en algo que no sé si el ciclismo contemporáneo se apunta como un plus para dar más relevancia a los patrocinios, pero que desde luego no saca a los equipos de la primera línea.

A falta de ver cómo se organizar en el Jumbo, desde luego el tridente de manual confluye en el Team Ineos.

Es además el tridente de los tridentes, por que son ni más ni menos que los ganadores del Tour de Francia desde 2015.

Entre Geraint, Bernal y Froome la cosa queda en seis Tours de Francia, y si miramos más allá, añadidle las grandes que ha ganado Froome.

Cruz 400×100 Banner Landing

 

En esa línea de nobleza ciclista lo que parece una ventaja competitiva puede volverse en contra, con incendios interiores y malos rollos en el bus, en el hotel y en la ruta.

No es sencillo, nada, gestionar tres ganadores del Tour, los tres pensando que lo pueden disputar, al mismo tiempo, en la misma carrera, en el mismo equipo.

Froome ya se tuvo que bajar del caballo en su día, cuando el elegido era Bradley Wiggins, por encima de cualquier otra opción

El que fuera campeón pistard se impuso por real decreto a un compañero dando imágenes surrealistas como aquellas en las que Froome frenaba y frenaba mirando para atrás, diciéndole no sé qué a Wiggo, aunque algo así como ¿quieres que te empuje?

Hace dos años, Froome vino a medio gas tras un Giro agotador, Bernal era un primerizo talento con la consigna de trabajar y Geraint lideró sin fisuras.

WD-40 400×400
Cruz 400×400

 

Esta vez son tres gallos a full, cuando tuvieron dos, dieron qué hablar.

Nadie es perfecto en la gestión de un tridente, Ineos creo que tampoco.

Pueden mirar a casa del vecino, a Movistar

Decía el otro día Andrey Amador que un tridente es posible con orden y concierto, lo dice él que se ha tenido que partir en tres en los últimos Tours, no sé si lo que ha visto, desde fuera de los ingleses le convence más cómo lo harán.

Escuchar a Valverde, Landa y Nairo sobre el tridente es gracioso, despotricando, que si es una invención de la gente, de los medios, cuando su mentor montó el tridente y luego lo llevó a la mejor carrera, con la dosis de morbo que supone.

TIENDA ONLINE DE BICICLETAS Y CICLISMO URBANO

La gestión del tridente en Movistar, todos la vimos, Ineos tiene ahora el relevo -a la espera de lo que suceda en Jumbo, aunque aquí creo que Roglic parte con ventaja-.

Salga bien o no, la cuota y los titulares nadie se los va a quitar.  

Gore 400×100 MArzo2020

Las carambolas de Froome en Movistar

Tour 2020 Chris Froome JoanSeguidor

Ver a Froome en Movistar sería un golpe de efecto

El pasado viernes, creo que era, le preguntaban en el balance de la jornada de Bolsa al economista Juan Ignacio Crespo por si era un buen momento para apostar por las tecnológicas, tipo de Telefónica, y éste dijo que no especialmente, que incluso con la operación británica de la empresa española, las acciones ni lo habían notado: entonces no podíamos imaginar que aquello podría tener influencia en el ciclismo, en Chris Froome y en el Movistar.

Pero puede tenerla, por lo que leemos en Ciclo 21.

Cruz 400×100 Banner Landing

 

El salto de Chris Froome al Movistar sería un movimiento que, a la vista cómo va la temporada y el año podría tener sentido.  

Con el Tour arrinconado a septiembre, la posibilidad de un traspaso a mitad de ejercicio tomaba forma para el cuatro veces ganador del Tour.

Un escenario plausible dado el colapso de líderes que se anuncia en Ineos:

¿Cómo priorizar el quinto Tour de Froome sobre la progresión de Egan Bernal?

¿Qué pasaría con Geraint?

Un colapso del que Bernal, además no se borra, por muy joven que sea, si ve el Tour pasar, no será un tren que deje escapar.

«La carretera está ahí» dice este fino colombiano que habla como pedalea, muy bien. 

Gore 400×100 MArzo2020

 

A ello le añadimos el préstamo que Ineos le ha pedido a su gobierno, su economía depende del inflamable precio del petróleo, para pensar que la salida de Froome de su casa podría ser una posibilidad.

Nos quedamos con la noticia que citamos al principio y pensamos, nos relamemos sobre lo que podría ser.

Un cataclismo, una sucesión de carambolas en todos los confines del planeta ciclismo. 

Si Froome ficha por Movistar lo haría por su eterno enemigo, la casa de su primer gran rival Nairo Quintana, la misma que le tuvo a merced en aquella famosa etapa de los Pirineos en la que el británico salió vivo.

Y aunque se desbloquee la situación en Ineos, creo que a día de hoy Bernal tiene más galones que Geraint, la complica en Movistar, donde, no nos engañemos, ni Enric Mas ni Marc Soler parecen en disposición de discutirle las mejores carreras a los Ineos y Jumbo, entre otros,

A Enric Mas le quitaría presión, a Marc Soler le pondrían otro jefe encima.

Pero claro, si Froome entra en el mercado, si Movistar está virando su negocio hacia UK, ayer hablaban del papel de la telefónica española en la banda ancha de las islas, si… quizá la cuadratura del círculo se diera o diese y la temporada más triste de las últimas décadas nos dé el culebrón más jugoso en muchos años.

Y  veríamos si Froome también gana fuera de los algodones del «Skineos».

Nicolas Portal y las cosas que importan

Nicolas Portal muerte jOANsEGUIDOR

Nicolas Portal nos deja partidos por la mitad

Nicolas Portal ha muerto, nos quedamos de piedra al leer este tweet del Team Ineos…

Una de esas noticias que en este ocaso de invierno raro, llamando a una primavera que pinta también extraña, nos deja helados.

Mientras sabemos de las andanzas de los Cofidis en la cuarta planta de su hotel de Emiratos, confinados por el coronavirus, sabemos de la muerte de Portal y leemos todo tipo de reacciones ante su pérdida.

Esta llamada familia ciclista es una caravana ambulante por medio mundo que cruza personas de todo tipo en tu camino. 

Nicolas Portal era uno de los directores del Team Ineos, el primero en recibir muchas veces a los corredores al pie del bus.

Le vimos correr en el Caisse d´ Epargne, participando del famoso Tour que acabó en manos de Oscar Pereiro.

Desde 2011 era técnico en el Team Sky, ha visto ganar el Tour de Francia en primera persona las siete veces que ha caído en manos de los ingleses.

Siete veces entre cuatro corredores.

De Nicolas Portal siempre nos acordaremos de aquella charla (o discusión) que mantuvo con Mikel Landa en Peyragudes, Tour de 2017, cuando se encendieron las luces rojas en el Sky por que Fabio Aru y Romain Bardet descolgaron a Froome.

Ahora todo eso son recuerdos, como leemos a Matt Rendell «uno no sabe qué decir ante la muerte de una persona».

Pues eso, que la muerte de Nicolas Portal nos deja partidos por la mitad.

Pensar en otras cosas suena frívolo.

Imagen: FB de Team Ineos

 

Cameron Wurf: un triatleta para el Team Ineos

Cameron Wurf Team Ineos JoanSeguidor

El Team Ineos incorpora a Cameron Wurf respetando su objetivo para Kona

 

En el requiebro de la originalidad, en el Team Ineos fichan y alinean en la Cadel Evans Ocean Race, acto seguido, a Cameron Wurf, un triatleta

Hablamos del poseedor del récord en el tramo de bicicleta en el Campeonato del Mundo Ironman.

Afirman desde el equipo que Cameron Wurf viene a cubrir el hueco de Vasil Kiryienka, no lo tendrá sencillo, por valores tan excepcionales que arroje y guarde tan celosamente Tim Kerrinson.

En su haber está la trayectoria ascendente en Kona, el santuario de estos locos, quinto el año pasado.

 

Son 36 añazos.

Empezó como pallista, allá por 2004, en los Juegos de Atenas, pasó por el ciclismo pro, enre otros el Fuji de Matxin y el Cannondale, luego Liquigas.

Como posiblemente haga Adam Hansen, dio el salto al Ironman y desde entonces le lleva Kerrinson.

Quiere competir en Kona en octubre y para ello llena el hueco de Kiry y de paso prepara el objetivo en la exclusiva plataforma que es el Ineos.

Lo curioso es que, mientras ven si se les resulta útil o no, Kerrison no pierde de vista que el objetivo del australiano es Kona.

SQR – GORE

 

En la historia del ciclismo que un triatleta pase a la bicicleta sólo recoerdamos el esporádico paso de Iván Raña, y poco más.

Lo que hace el team Ineos parece un solución de urgencia ante la premura del anuncio de Kiryienka, pero en una plantilla tan extensa, con ese potencial, que entre de esta manera suena más a querer dar el salto a otras modalidades, como con el maratón y el sub tres horas, que otra cosa.

Por que una cosa es querer hacer carretera y salir ya, en la primera carrera que se tercia, y otra admitir que ésta te va a servir para Kona, para lo que quedan ocho meses.

Nos parece mucho lujo, incluso para el Team Ineos.

#Esenciales2020 Ineos vs Jumbo, el choque de trenes

Lotto-Jumbo Tour of Britain JoanSeguidor

El duelo del año se llama Ineos vs Jumbo

Ahora mismo en el pelotón internacional, en el máximo nivel, hay dos equipos que aspirarían de inicio, a balón parado, a ganar las tres grandes, sí, hablamos de Ineos y Jumbo.

Los dos bloques más poderosos del panorama, dotados no con uno, ni dos y sí hasta tres líderes parecen dispuestos a ejercer tirarnía en cada carrera por etapas que compitan y si es posible atenazar las tres grandes.

No puede ser de otra manera cuando la concentración de talento y calidad confluyen de forma especial en dos equipos que ya en 2019 tomaron posiciones.

Cuando en el agosto pasado se conoció el paso, obvio por otro lado, de Tom Dumoulin al Jumbo, se cuadró el círculo.

Así es la cold season + atrevida de Gobik 

Aquello fue en agosto y llevados por la emoción hicimos un ocho tipo para el próximo Tour de Francia y nos salió esto…

Con Tom Dumoulin como líder y Primoz Roglic, baza en la reserva, hace un año (2018) ambos fueron segundo y cuarto en el Tour, seguiría una línea pretoriana formada por el tercero de la última edición, el mentado Kruijswijk, junto al experimentado Robert Gesink, el consistente George Bennet, el explosivo Laurens De Plus y dos rodadores del nivel de Wout Van Aert y Tony Martin.

 

Ese nueve sólo puede pretender el premio más importante.

El anotador Groenewegen, por ejemplo, quedaría fuera, ahí es nada. 

Ojo que dejan fuera a uno que ha ganado cuatro etapas en Francia.

Y luego el Team Ineos, que ya ha confirmado a Egan Bernal como parte de la terna para el Tour, de donde no se baja Geraint Thomas, como para meter presión.

Y así le añadimos la posibilidad que Froome vuelva a ser el de antes, no lo acabamos de ver, para redoblar la cuadratura del círculo del Jumbo.

 

El duelo sobre el papel está servido, sobre todo con el paso atrás del Movistar que ha perdido tres capos en un mismo año.

Pero ojo que aquí también hablamos de tridentes, bicefalías y muchos gallos en el corral.

Team Ineos ha sabido gestionarlo ¿Jumbo Visma, también?

Ineos y Movistar y comparaciones son odiosas

Ineos Movistar JoanSeguidor

La «cultura olímpica» del Ineos también abre brecha respecto a Movistar Team

pro_ad_display_adzone id=»22362″]

 

Hubo un tiempo, quizá ahora no tanto, y para lo que vemos de cara a 2020, aún menos, que el ciclismo se debatió entre la rivalidad entre el Ineos, entonces el Team Sky, y el Movistar.

Durante un ciclo, esa rivalidad marcó el paso, el pulso de las grandes vueltas, y la plasmación más evidente fue el podio de 2015, cuando Alejandro Valverde y Nairo Quintana acompañaron a Chris Froome en el cortejo de París.

Una estampa que sostenía esa rivalidad latente y efectiva, entre los dos bloques más potentes del World Tour, un mano a mano del que los ingleses han salido airosos más veces, pero en el que los telefónicos se han construido la imagen de ser quienes más complicado se ol pusieron a los de Brailsford.

 

Sea como fuere ese pulso ahora parece desigual, la descapitalización de liderazgo en los azules -no son pocas las salidas que han tenido- junto al continuo refuerzo del Ineos, en todas sus líneas, dejan un escenario en el que otros, equipos como el Jumbo, especialmente, deben dar el salto.

Así las cosas, es una obviedad que desde su aterrizaje, el Team Sky ha sido mirado de reojo por todos sus rivales, el Movistar no ha sido una excepción.

Con esta música de fondo, se implantó por ejemplo lo de hacer rodillo tras las carreras para «lavar lactato», algo tomado como excéntrico en su momento que ahora todos hacen.

 

Algunos métodos del Team Sky, ahora Ineos, han cundido en el pelotón, otros cuestan más de asumir, algunos parecen imposibles.

Pero más allá de los procesos está la mentalidad, y en los ingleses hay algo que enamora.

Es su concepción redonda del ciclismo, porque su talonario nadie ha podido igualarlo, pero ello nunca les ha desvinculado de sus raíces, que como buen bloque anglosajón vienen mucho del éxito de la pista y la magia de los Juegos Olímpicos.

Desde el minuto uno los mentores de Ineos dijeron que la pista británica era la clave de vuelta en todo su proyecto y sobre ella se ha dispuesto todo el edificio.

Y la fotografía de campeones olímpicos como Bradley Wiggins, Peter Kenaugh, Geraint Thomas u Orwain Doull extendiendo a la carretera su brillo de velódromo no admite comparativa con el Movistar.

Decididamente le han dado la vuelta al cuento y han demostrado que de otra forma se pueden hacer las cosas y hacerlas bien.

La plantilla del Sky, en un inicio, se ha retroalimentado de ellos y esa pauta no sólo les ha dado la personalidad para que medio pelotón quiera probar, al menos probar, con ellos, también algunas estrellas, si no que también les sigue dando éxitos más allá de los que todos adivinamos a decir de inicios.

Y ahí están corredores como Elia Viviani, Filippo Ganna o el propio Rohan Dennis que muy posiblemente pongan el nombre del Team Ineos en el medallero de Tokio 2020, como volviendo, recordando los orígenes del equipo.

Esa forma de sublimar lo que siempre han hecho bien, llevarlo a la carretera y dejar impronta les sitúa lejos de concepciones como las de este lado de los Pirineos, que siguen viendo en el ciclista el agonista de tres semanas que debe madurar muy lento desde, por y para el asfalto.

El fichaje de Torras y Mora por Movistar es un paso, pequeño sí, tardío, claro, pero no sé si el cambio de ciclo, porque si Movistar y su estructura alguna vez quiso mirar a Ineos quizá debería mirar el ciclismo español que se nos viene, desprovisto de figuras en casi todo, también la pista, especialmente la pista, y hacer por su ciclismo lo que los mentores del Team Sky hicieron por el suyo mirando más allá del resultado inmediato en la carretera.

Team Ineos y lo que realmente interesa

Team Ineos JoanSeguidor

Al Team Ineos no le satisface ganar por equipos, quiere el premio gordo

 

En el último Procylcling, cuya portada dedican a los jóvenes lobos que amenazan con manejar el ciclismo mundial por largo tiempo, sale una estadística que sitúa así al Team Ineos…

Team Ineos victorias 2019 JoanSeguidor

Casillero a cero, cero en el Giro, cero en el Tour, lo mismo en la Vuelta, el Team Ineos ha cerrado el año sin victorias de etapa en las tres grandes vueltas, una escena que es muy gráfica para el equipo que ha ganado siete Tours, de las últimas ocho ediciones, más un Giro y una Vuelta en los dos últimos años y pico.

 

La estadística es demoledora y deja retratada la estrategia del Team Ineos, el plan anual, en un sólo gráfico.

Interesa el Tour, especialmente el Tour, sólo el Tour y el resto… se verá. 

La excelencia del Tour no ha sido trasladada al resto de temporada, y si se ha hecho en algún momento, ha sido puntualmente.

Todos los portabicicletas de bola de remolque de Cruz 

Así vimos como la Vuelta cayó al octavo año, sin contar la descalificación de Cobo a favor de Froome en 2011, y como el Giro tardó uno más.

El primer monumento del Team Sky fue la Lieja-Bastogne-Lieja de Wout Poels, en 2016, y luego vendría San Remo con Kwiato.

En los adoquines, algunas victorias, la inaugural aquella de Juan Antonio Flecha, cuando la Het Volk se llamaba Het Volk, las gestas de Ian Stannard en la misma carrera, una vez él solo contra tres Quick Step, y algún podio en Roubaix.

Nada más que eso.

SQR – GORE

 

En el Team Ineos, antes Team Sky, el Tour, su general es la salida y puesta de sol, les mueve eso, y s me apuráis, diría que les mueve eso de verdad.

El 2019 se cerró sin etapas en las tres grandes, en un Giro salvado por Sivakov y una Vuelta bastante lamentable.

Podríamos decir que Egan Bernal habría ganado en Tignes, pero el desastre lo evitó y aquella etapa quedó sin ganador, aunque su paso por la cima del Iseran sirvió para vestirle el maillot amarillo.

En el ranking por etapas Team Ineos ha estado a cero, al nivel de Dimension Data y CCC, lo que es muy gráfico de la situación, y superado por equipos profesionales como el Euskadi-Murias, Androni o Cofidis, toma ya, y algunos del World Tour que se han arrastrado durante la campaña, tipo Katusha.

Pero ganar el Tour es lo que interesa, el Tour es la general final, inscribir el nombre de uno de los tuyos en el palmarés de la carrera más prestigiosa del mundo.

Al Team Ineos no le satisface ganar por equipos, quiere el premio gordo. 

Nunca una estadística fue tan elocuente,.

Lo de Carlos Rodríguez al Team Ineos es histórico

Carlos Rodríguez JoanSeguidor

No le damos la importancia al paso de Carlos Rodríguez al Team Ineos

Ya se ha hecho oficial el paso de Carlos Rodríguez al Team Ineos, un paso que no podemos calificar de otra manera que histórico.

En Ciclo21 hablaron hace un tiempo con Nicolas Portal asegurando que Dave Brailsford seguía al corredor.

Incluso Portal negó que hubiera una carrera de World Tour por subir directamente a juveniles.

Hace unas semanas, nuestro compañero Nacho habló de esto: ¿qué pasa con los jóvenes?

Porque a lo que sucede con Evenepoel, Pogacar y compañía, se le unen fichajes de chavales jovencísimos en estructuras de la potencia del mentado Ineos o el propio Trek, que se llevó los dos campeones del mundo de la categoría en Yorkshire.

 

Es obvio que el método ha cambiado, el control y el trabajo que se lleva a cabo es muy diferente.

Aquí no hay nada  al azar y la explosión de esos jóvenes lo demuestra.

2019 será el año que cambio el ciclismo en este sentido, pero eso no quita que, volviendo al principio, lo de Carlos Rodríguez sea histórico.

Porque en el radar de Brailsford ha entrado un corredor que ha hecho cosas interesantes, pero que tiene un buen puñado de corredores, en rankings y demás, por delante.

Todas las novedades de la Ciclobrava al momento 

¿Qué le ve el capo del Team Ineos a Carlos Rodríguez?

Pues como le sucedía a Miguel Ángel cuando miraba un bloque de mármol, una escultura que emocionara

Dave Brailsford no se queda con el presente de Carlos Rodríguez, proyecta el futuro y dudo que haya mejor opción que el Team Ineos.

 

Carlos Rodríguez es junto a Juan Ayuso el mejor ciclista español de su generación.

Ambos estuvieron ahí, en el mundial británico, delante en algunos tramos, jugando sus cartas, siendo descarados.

En el caso de Carlos Rodríguez tenemos eso, valentía, un corredor con iniciativa y ganas de progresar.

Me cuentan que es muy completo, aunque su perfil de contrarrelojista -doble campeón de la modalidad en España-  ha podido prevalecer en el fichaje de un equipo que hace del arte de rodar el inicio de todo.

Luego están sus estudios, la formación, que desde luego no descuida, y lleva al día.

Ahora mismo Carlos Rodríguez es el ciclista más joven para el World Tour de 2020, un año más joven que el célebre Evenepoel.

 

Leo algunos comentarios que si le van a reventar, no lo creo la verdad -«esto va de crecer no de resultados» dicen en Ineos-, por el momento tiene cuatro años.

«Estoy en el mejor sitio posible, con esta cantidad de corredores jóvenes, rodeado de los mejores profesionales. Es la mejor rampa para mejorar, pero paso a paso, tengo que buscar mi sitio y adaptarme al World Tour» dice Carlos Rodríguez en la nota de prensa del Team Ineos.

Artexe resalta que parte de cero, su margen es importante, hay que apostar por él, seguirle…

Que le vaya muy bonito.