Vuelta: Movistar hace su carrera y por el momento bien

Tuvalum

A Movistar no le queda otra que endurecer la Vuelta a España

En la aproximación a Moncalvillo, pero también en jornadas anteriores, el Movistar Team ha sido parte del paisaje que luce precioso en esta Vuelta.

Azules celestes sobre fondos ocres, entre montañas que reciben sus primeras nieves y un ritmo endiablado para dibujar los prolegómenos de los grandes momentos de una carrera en la que muchos aficionados muestran impaciencia con Enric Mas.

Si bien es cierto que Mas llega cada día con algo de retraso respecto a Roglic-Carapaz, ya está casi en los dos minutos de desventaja, también lo es que el mallorquín se ha ganado la confianza ante lo que pueda hacer cuando la carrera entre en zona roja, aquella en la que todos acaban cediendo por puro y duro cansancio y acumulación de esfuerzos.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

Es cierto que las actuaciones de Movistar en la Vuelta podrían parecer, en primera vista, la de teloneros de Jumbo e Ineos, que entroncan con otras edicione,s en las que los celestes han puesto mucho para recoger más bien poco.

Pero en la lógica de las grandes vueltas la vista no hay que ceñirla a un día en concreto, hay que mirar en perspectiva: lo que hagas hoy puede afectar en unas etapas, pues la clave de la acumulación de esfuerzos cada corredor la maneja a su antojo y según sus posibilidades.

Llevar la Vuelta a ritmo vivo como hace Movistar es una estrategia que no se ciñe ni a Moncalvillo ni a Formigal, en todo caso busca la incomodidad del personal para que en la tercera semana más de uno acabe pidiendo la hora, cuando no reventando.

Oreka Training
Cruz 400×400
Cambrils 400×400 OCT20

 

Recordemos que si Primoz Roglic y Richard Carapaz parecen las mejores individualidades de la carrera, Movistar es el mejor equipo de la Vuelta, y no, no nos referimos al ancestral amor de los telefónicos por la clasificación por bloques, nos referimos a que tienen ocho tíos capaces de llevar esto a ritmo endiablado para desnudar las carencias de algunos.

Enric Mas no va como Roglic ni Carapaz, hoy, la semana que viene veremos, sin embargo el mallorquín tiene un equipo que no tienen los otros dos y eso es lo que debe hacer valer.

Y ya no sólo, remando y remando con Erviti, Rojas y Verona, también con el tándem Soler-Valverde, que en el mano a mano con los mejores no pueden, pero que en el largo radio tienen posibilidades de minar el camino de los rivales, más ahora que todavía están a distancias de poder inquietar a la concurrencia.

Por eso a Movistar no le queda otra en la Vuelta, necesita y debe exprimir el limón hasta dónde dé y confiar en la proverbial capacidad de Enric Mas de sacar sus cartas en la tercera semana.

Gore 400×100 MArzo2020

 

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.