Escuchar los abucheos a Froome es impresentable

Los abucheos a Froome no son ciclismo, son personas cortos de entendederas y visión limitada

Vamos a ver, sobre lo que sucedió con Chris Froome en la etapa reina de la Route d´ Occitane y el espectador que le profiere unos abucheos…

«Que te jodan idiota» se ve que le dice, pasada la curva, Froome se gira, entiendo que para mandarle recuerdos a la madre.

No es para menos.

DT-Swiss Junio-Agosto

 

No es la primera vez que decimos en este mal anillado cuaderno que nos duele que un ciclista educado hasta el extremo como Chris Froome reciba abucheos del público, lo dijimos incluso en esa salida del Tour en la que iba con todo provisional, por su resultado adverso en la Vuelta del año anterior.

Froome se ha puesto el listón alto en la moralina contra el dopaje, pero hasta el día de hoy no ha pitado y si lo ha hecho, una corte de abogados le limpió ante las autoridades, podrá parecer mejor o peor pero es la realidad.

A Froome le han dicho de todo, le han tirado hasta orina, hay que ser ruin, el lo ha encajado como parte del sueldo y las servidumbres de ser una superestrella de un deporte en el que cunden los puristas.

Ha seguido adelante, no ha dicho esta boca es mía en ningún momento y seguro que ha lidiado con situaciones e insinuaciones terribles.

Basta ya.

WD-40 400×400
Gran canaria 400×400
Cruz 400×400

 

No obstante conviene no confundir las cosas: en la eterna comparación del ciclismo con el fútbol, que si en nuestro deporte nadie silba y se anima a todos por igual, que si imágenes como las de la Vuelta a Besaya son dignas del fútbol, nos olvidamos que el ciclismo está también lleno de impresentables, como cualquier orden de la vida, sólo cabe ver la ascensión a Alpe d  Huez hace dos años, cómo acaba Nibali, el peligro que corren los corredores, algunos idiotas en Flandes que también hacen tropelías o situaciones puntuales en ciclocross donde hemos visto a corredores saltando la cuneta como Cantona aquella vez en la banda de Old Trafford.

Imbéciles los hay por doquier. 

Y diré otra cosa, como aficionados que somos puedes tener ciclistas por los que sientes debilidad, de los que sólo puedes hablar bien y esas cosas, pero también corredores que se te atraviesan y no quieres que ganen por nada en el mundo.

Eso no es no apreciar el esfuerzo del profesional, eso es ver ciclismo y tener tu criterio, acertado o no, hay corredores que por mucho que entreguen resultan infumables, no hay vuelta de hoja.

Y eso lo decimos nosotros, que los admiramos hasta el extremo.

Ahora bien desplazarte a una cuneta a chillarlos y proferir abucheos como los que se llevó Froome es otra cosa, eso es tener muy mala hostia, mucho tiempo libre y un dedo de frente.

Todos podemos tener filias y fobias, otra cosa es ser un impresentable, y de esos las cunetas también van llenas.

Gore 400×100 MArzo2020

 

Entradas recomendadas

1 Comentario

  1. Respetar al rival es una regla de oro del deporte. Ser aficionado al deporte(cualquiera), debería conllevar conocer y respetar esa regla de oro. Lo contrario es ser tonto. Punto. Cualquier gran deportista se hace grande si sus rivales son grandes. Te gusten o no te gusten. Ir a cualquier evento deportivo a insultar al rival es para hacérselo mirar…


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.