Maillots ciclistas: BIC, el naranja indomable

Mov_Gore

Entre los maillots ciclistas el del Bic es el naranja indomable

En el Tour del 71 escribimos una de las gestas más extraordinarias de la ronda gala.

Segunda piel de Ocaña, ganamos en el alto de  Orcières-Merlette donde les metimos un verano tanto a Van Impe (5’32»), como a Merckx (8’42») y dejamos a 72 corredores fuera de control.

Los jueces tuvieron que repescarlos a todos para no quedarse sin carrera.

Después de la etapa de descanso, salimos de Merlette a las 8 de la mañana con un frío intenso y presencia de niebla en las curvas.

Merckx se lanzó en un ataque suicida desde el primer kilómetro, ayudado por un puñado de hombres que no dudaron en trabajar para él.

Les perseguimos durante 250 km pero no pudimos impedir que en la llegada a Marsella nos recuperara 2’06».

DT-Swiss Junio-Agosto

Lo peor estaba por llegar.

Dos días después, bajo el diluvio, el belga ataca a tumba abierta en el col de Mente.

Lo íbamos marcando de cerca cuando en una curva muy peligrosa Merckx derrapa y casi se va al suelo, algo que nosotros no pudimos evitar.

Nos levantamos rápido, pero Zoetemelk que venía por detrás y también había perdido el control, nos embistió y caímos de nuevo.

Tuvimos que abandonar aquel duelo que habría continuado hasta París.

En el Parque de los Príncipes, Merckx reconoce que si hubiéramos continuado, “nos habría atacado a diario hasta que nos hubiera arrebatado el maillot amarillo«.

Pero las que reconocieron a Ocaña como leyenda del ciclismo fueron también unas palabras del belga: «Nunca nadie me había hecho sufrir tanto«.

Entradas recomendadas

Aún no hay comentarios, ¡añada su voz abajo!


Añadir un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio esta protegido por reCAPTCHA y laPolítica de privacidady losTérminos del servicio de Googlese aplican.